Lunes, 23 de septiembre de 2019

Religión en Libertad

Santa Jutta de Sangerhausen, viuda.

Del matrimonio a desposarse con Cristo, y por este a los enfermos.

Ramón Rabre

TAGS:
Santa Jutta de Sangerhausen.
Santa Jutta de Sangerhausen.

Santa Jutta de Sangerhausen, viuda, eremita y mística. 5 y 12 de mayo.

Jutta (Judit o Ivette) nació en Sangerhausen, Turingia, alrededor de 1220. En 1235 se casó con un cortesano del Landgrave de Turingia. De casada continuó la vida piadosa y caritativa que había tenido hasta entonces. Su marido murió en una peregrinación a Tierra Santa, y entonces su dedicación a Dios fue plena: Tenía grandes ratos de oración y penitencias. Hacía numerosas obras de caridad, visitaba enfermos y pobres. Fundó un hospital para el que escribió un importante reglamento sobre horarios, costumbres, higiene, normas de salubridad. La regla tiene un par de curiosidades: El hospital sería dirigido por un enfermo menos grave, elegido entre todos los enfermos. Y los enfermos menos aquejados debían atender a los más graves y moribundos. También fundó un grupo de beatas seglares para atender y administrar el hospital. Este modelo de Jutta lo tomó Santa Isabel de Hungría (17 de noviembre) para sus hospitales y obras de caridad. Además, Isabel promovió  la canonización de Jutta y estuvo presente en la elevación y traslación de las reliquias.

En 1256 se fue a Prusia, junto a un pariente de su marido, Hanno de Sangerhausen. Allí deseó una vida más retirada y el obispo Heidenreich de Kulm le dio el velo religioso y la dejó como ermitaña en Kulmsee, donde redobló su vida de oración, ayuno y caridad. Es una de las pioneras, aunque nunca se mencione, de la devoción al Sagrado Corazón de Jesús. Murió el 5 de mayo de 1260. Desde apenas murió, tuvo gran devoción entre el pueblo, hasta hoy día. No faltan las leyendas en torno a su vida: En una ocasión regresaba con una compañera de visitar a una enferma, cuando se hizo de noche y se perdieron. Jutta exclamó "Oh Dios, tú eres el Creador de la luz. Ilumina nuestro camino, para que podamos encontrar nuestro destino". E inmediatamente, el sol envió un rayo de luz, que les indicó el camino a seguir. Se le llama "La peregrina de Dios", "La hermana de los pobres y de los enfermos", "La mendiga de amor". Es patrona de Prusia y de Kulmerland.

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Necesitamos tu ayuda económica para seguir haciendo noticias como esta

DONA AHORA