Jueves, 26 de mayo de 2022

Religión en Libertad

Marcha por la Vida en París, con el arzobispo Aupetit, la objeción de conciencia y en año electoral

Marcha por la Vida 2022 en Francia, año de elecciones presidenciales
Marcha por la Vida 2022 en Francia, año de elecciones presidenciales

P.J.G./ReL

Este domingo 16 de enero miles de personas desafiaron al frío y al coronavirus en la plaza de Cataluña en París y se manifestaron contra la eutanasia y la ampliación del aborto en Francia. Fueron 4.500 personas (según la prefectura de policía), o 20.000 según la organización, la Marche pour la Vie, que cada año, desde hace 15, realiza una gran convocatoria en este sentido.

El porcentaje de manifestantes jóvenes eran muy alto, en parte porque hay tradición de marchar con la familia al completo y con amigos de asociaciones y grupos juveniles, pero también porque en la actual circunstancia sanitaria mucha gente mayor optó por quedarse en casa y apoyar desde las redes sociales.

En anteriores ediciones han acudido obispos a esta marcha. Este año, el obispo de Bayona, Marc Aillet, animó a la marcha con un mensaje, como suele hacer.

Pero el único obispo al que se vio marchando en las calles parisinas -con abrigo y bufanda, como casi todo el mundo- fue a Michel Aupetit, que era el arzobispo de París hasta que su renuncia fue aceptada en diciembre.  Antes de ser sacerdote, fue médico durante 11 años y a menudo se expresó con firmeza contra el aborto.

Acto completo de la Marche pour la Vie 2022 , con los discursos, canciones y actuaciones musicales

Amenazas: aborto a las 14 semanas, "coladero" social, ataque a la objeción

Uno de los grandes temas de esta edición es la "ley Gaillot" que examina el Senado y que pretende ampliar el aborto de las 12 a las 14 semanas, además de eliminar la cláusula de conciencia específica de médicos y enfermeros.

Otro tema que denuncian los manifestantes es la revisión de la Ley de Bioética que pretende permitir el aborto durante los 9 meses por "malestar psicosocial", un coladero que sirve para todo, además de eliminar el actual periodo de reflexión antes de abortar.

Nicolas Tardy-Joubert, presidente de la Marcha, ha acudido a la prensa a repetir su mensaje: "Queremos reducir el dolor y el drama que constituyen estos abortos masivos, y proteger a la mujer que con demasiada frecuencia es víctima de la presión social, médica y económica. El aborto es ante todo una forma de violencia contra las mujeres y los niños no nacidos".

Marcha por la Vida 2022 en París - carteles contra el aborto y la eutanasia

Sobre el escenario, ante los manifestantes, señaló que 7 de cada 10 ginecólogos se oponen a la ampliación del aborto hasta las 14 semanas. Esas dos semanas de diferencia son importantes para algunos de ellos.

Entrevistada en Familia Cristiana, Aliette Espieux, joven y firme portavoz de la Marcha por la Vida, explicaba datos sobre esa edad del ser humano en su fase prenatal.

"Nuestro mensaje principal consiste en decir que la vida es bella, que a las catorce semanas un bebé es un niño que tiene el cráneo osificado, las extremidades formadas, el corazón late, se mueve y se chupa el dedo y que no se lo puede diseccionar. Esta ley no sólo detiene una vida humana, sino que lo hace con una técnica atroz", detallaba.

Espieux explicaba la complejidad de explicar algo tan violento como el aborto. "No soy fan de la violencia pero el aborto es un acto violento y no se puede ocultar la verdad. Yo no publicaría fotos de bebes abortados porque puede causar un verdadero trauma en una mujer que ya abortó. En cambio, decir que el aborto se hace por desmembramiento es la realidad. Un médico en ejercicio me lo explicó con estas palabras: ¡descuartizamos al bebé y le aplastamos el cráneo! No se trata de juzgar a las personas que abortan sino de explicar en qué consiste exactamente este acto", añadía.

En cuanto a la situación política, lamentaba que "ningún candidato propone una verdadera cultura de la vida y una verdadera defensa de la familia. Solo Eric Zemmour se rodeó de personas presentes regularmente en la marcha por la vida como Philippe de Villiers, Agnès Marion, Jean-Frédéric Poisson, que nos han estado apoyando durante años. Pero Zemmour considera que el aborto sigue siendo un derecho fundamental para las mujeres".

Marcha por la Vida París 2022 - la natalidad y apoyo a la maternidad son temas clave

Recordando a una luchadora por la vida

En el escenario final participaron varios grupos musicales, como el popular cantautor Patrice Martineau.

Entre los diversos oradores, se recordó a Odile Guinnepain, veterana activista provida que murió de coronavirus precisamente la víspera de los Santos Inocences. Tenía 47 años y como enfermera de cuidados paliativos llevaba muchos años en la lucha provida. El último año era presidenta de la asociación católica Choisir la Vie.

"Impulsada por una gran fe y una gran pureza, Odile ofreció su vida por la defensa de la Vida. No podemos más que meditar en este hermoso misterio por el cual el Señor la llamó este 28 de diciembre, fiesta de los Santos Inocentes, uniéndola así al martirio de los que tanto ha defendido. Que Odile interceda ahora por la causa del respeto a la Vida y nos dé a todos fuerza y ​​esperanza para continuar la lucha", expresó la asociación en un comunicado.

Este domingo, en la Marcha, su predecesora, Cécile Edel, dijo de ella que "sabía unir armónicamente Caridad y Verdad. Desde Lourdes, donde acudía como hospitalaria desde los 13 años, y Calcuta, donde conoció lugares de muerte y barrios marginales, Odile respondió a una llamada, a una vocación: esta vocación de convertirse en testigo de que toda vida vale la pena. Vale la pena vivir, toda persona vale la pena amar, salvar, proteger y servir desde la concepción hasta el fin natural".

Edel recordó una frase de Santa Bernardita que Guinnepain repetía: "No soy responsable de hacértelo creer, soy responsable de decírtelo".

Este año hay elecciones presidenciales en Francia. Tardy-Joubert pide a los candidatos que entiendan que "la protección de la vida humana es una gran causa nacional". La Marcha por la Vida no apoya a ningún candidato y a todos les presenta 10 propuestas.

Las 10 propuestas de la Marche pour la Vie en Francia

1. Que la autoridad pública realice un estudio sobre las causas y consecuencias del aborto, "como lo desea el 88% de los franceses (encuesta IFOP de octubre de 2020)"

2. Políticas familiares contra la precariedad y apoyo a los padres: que no haya aborto por razón económica

3. No a la ley Gaillot y su ampliación del aborto a 14 semanas

4. Que el Estado pague el 100% de los gastos relacionados con el embarazo. ¡Ya hace eso mismo con los gastos del aborto!

5. Obligatoriedad de ecografía a la sexta semana para escuchar el latido del corazón del bebé

6. Periodo de reflexión de al menos 3 días antes de cualquier aborto

7. Facilitar la adopción

8. Proteger la objeción de conciencia sanitaria y su cláusula específica

9. Rechazar la legalización de la eutanasia o el suicidio asistido

10. Implementar un gran plan de cuidados paliativos accesibles a todos

En Marche pour la Vie: acto completo transmitido por RT

 

 

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

REL te recomienda