Jueves, 17 de octubre de 2019

Religión en Libertad

San Panthalo, obispo y mártir.

La traslación de Phantalo, compañero de Santa Úrsula.

TAGS:
San Phantalo, obispo y mártir.
San Phantalo, obispo y mártir.

San Panthalo, obispo y mártir. 12 de octubre.

Según su "historia", en 1155 la mística Santa Isabel de Shönau (18 de junio) habría tenido la revelación acerca de que, enterrado a la orilla del Rhin, cerca de Colonia, estaba San Panthalo, obispo de Basilea y martirizado en Colonia. Se excavó en el sitio indicado y se halló un sepulcro de piedra con la siguiente inscripción: "Panthalus, Basileensis episcopus, Virgines sacras cum gaudio susceptas Romam perduxit, unde reversus Coloniam pervenit, ibique cum eis martyrium suscepit, et S. Grata iunior.", o sea "Panthalo, obispo de Basilea, recibido con alegría por las Santas Vírgenes, las acompañó a Roma, de donde se trasladó a Colonia, donde recibió el martirio con ellas, y la joven Santa Grata". Según la leyenda de Santa Úrsula (21 de octubre), a su comitiva de 11000 vírgenes, se fueron uniendo obispos, cardenales, presbíteros, incluso el inexistente papa San Siricio, que abandonó el trono de San Pedro para ir a Colonia a evangelizar, terminando mártir como todos. Uno de estos obispos habría sido San Phantalo, el cual se habría unido al grupo cuando pasó por Basilea.

Su primera mención en los martirologios es del siglo XV y hace referencia a la revelación de la Shönau. En el siglo XVI aparece como compañero prominente de Santa Úrsula, siempre apoyándose en la revelación de Isabel. El cuerpo de Panthalo (o de quien sea) se venera en la iglesia de los Santos Macabeos (1 de agosto) de Colonia. La cabeza se trasladó el 12 de octubre de 1476 a la catedral de Basilea, junto a las reliquias de otros mártires y es esta traslación la que entró a los martirologios propios de Basilea y Colonia. En el siglo XIX esta cabeza trasladó en la abadía benedictina de la misma ciudad, y el relicario que la contenía se conserva en el Museo de Arte e Historia de Basilea. Un brazo se venera en Arlesheim, los dos huesos de los muslos se veneran en Aldbergen, y algunos huesos más en la iglesia de Santa Ursula de Colonia.

La primera sospecha sobre la veracidad del relato y las reliquias se halla en "Alsatia illustrata", del siglo XVIII, que pone en duda la pertenencia de Panthalo al grupo de Santa Úrsula y señala como falsa la lápida con la inscripción. Los Bollandistas igualmente recogen la historia, pero señalan como dudosa la revelación atribuida a Isabel de Shönau y el hallazgo de la lápida, la cual tienen como una falsificación del siglo XIV. No es extraño que lo hayan fundamentado todo en unas supuestas revelaciones de esta mística, pues sí que se conocen otras apariciones relativas a Santa Úrsula y las 11000 vírgenes, con abundancia de detalles y de nombres.

Fuente:
-"Vidas de los Santos". Tomo XI. Alban Butler. REV. S. BARING-GOULD.

A 12 de octubre además se celebra al Beato Jacobo de Ulm, religioso dominico.

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Miles de personas se perderán esta noticia si tu no nos ayudas

DONA AHORA