Viernes, 14 de junio de 2024

Religión en Libertad

Blog

Tu Matrimonio como Dios lo pensó.

Envuelta para regalo. Comentario para Matrimonios: Mateo 25, 1-13

por ProyectoAmorConyugal.es

Para ver los próximos RETIROS Y MISIONES haz click AQUÍ 

EVANGELIO

¡Que llega el esposo, salid a recibirlo!
Lectura del santo Evangelio según san Mateo 25, 1-13

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos esta parábola:
«El reino de los cielos se parece a diez vírgenes que tomaron sus lámparas y salieron al encuentro del esposo.
Cinco de ellas eran necias y cinco eran prudentes. Las necias, al tomar las lámparas, no se proveyeron de aceite; en cambio, las prudentes se llevaron alcuzas de aceite con las lámparas.
El esposo tardaba, les entró sueño a todas y se durmieron. A medianoche se oyó una voz:
“¡Que llega el esposo, salid a su encuentro!”.
Entonces se despertaron todas aquellas vírgenes y se pusieron a preparar sus lámparas.
Y las necias dijeron a las prudentes:
“Dadnos de vuestro aceite, que se nos apagan las lámparas”.
Pero las prudentes contestaron:
“Por si acaso no hay bastante para vosotras y nosotras, mejor es que vayáis a la tienda y os lo compréis”.
Mientras iban a comprarlo, llegó el esposo, y las que estaban preparadas entraron con él al banquete de bodas, y se cerró la puerta.
Más tarde llegaron también las otras vírgenes, diciendo:
“Señor, señor, ábrenos”.
Pero él respondió:
“En verdad os digo que no os conozco”.
Por tanto, velad, porque no sabéis el día ni la hora».

Palabra del Señor.

Envuelta para regalo.

El Señor puede venir a reclamarnos la vida en cualquier momento, y tenemos que tenerla "envuelta para regalo". Con el alma bien dispuesta, en gracia y habiendo sacado todo el sabor de ella que Dios esperaba cuando me creó.
El néctar de mi vida es la gracia, y las abejas de mi colmena son las potencias de mi alma que tienen que haberlo recogido y labrado la dulce miel para el Señor.
Esa miel no se puede compartir, porque es la santidad, pero sí nos podemos animar a labrarla y facilitarnos esa labranza. Con esta tarea, labraremos también la nuestra.

Aterrizado a la vida matrimonial:

María: ¿Sabes qué? Que cada vez disfruto más con las cosas del Señor. Disfruto sacándole partido a la vida para presentársela a Dios.
Pedro: A veces es durillo, porque por el camino hay que despojarse de todo y preparar para Dios un alma que se ha entregado, lista para entregarse completamente al Señor, y eso duele.
María: Sí, pero es un dolor agradable, porque es un dolor dulce, cuando se sabe que es para dar frutos de amor para ti y para Dios.
Pedro: Sólo los prudentes saborean así el dolor. Te veo en los altares.
María: Jajaja anda tontorrón, a ver si me va a entrar la soberbia y se va a cargar todos los esfuerzos. No hay santos en vida.

Madre,

Que sepamos actuar con la prudencia que requiere responder a la gracias de Dios como Él espera. Alabado sea por siempre.

Comentarios
5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

REL te recomienda