Jueves, 30 de junio de 2022

Religión en Libertad

Blog

Eutanasia y aborto no son derechos

por Patxi Bronchalo

La eutanasia no es un derecho. El aborto tampoco es un derecho. Nos los intentan vender como tal, pero no, no son derechos. Os cuento por qué.

En nuestro mundo se habla mucho de derechos, parece que todo es exigir libertades individuales. Pero no podemos olvidar que no vivimos aquí nosotros solos sino que formamos parte de una sociedad. Los derechos siempre van unidos a los deberes de otros. Si existen derechos para las personas quiere decir que existen deberes por parte de otras para poder ayudar y garantizar que se cumplan dichos derechos.

Por ejemplo, existe el derecho a que los niños y los jóvenes reciban educación, y eso quiere decir que hay un deber por parte de los padres y educadores otros de garantizar que esos niños y jóvenes reciban dicha educación. También existe el derecho de las personas a recibir atención sanitaria, lo cual significa que hay personas que tienen el deber de atender a esas personas en ese derecho de cuidado. ¿Lo vais pillando? 

Decir que existe el derecho a la eutanasia, o suicidio asistido, significa que hay otras personas que deben tener la obligación de asistir a esas personas para proporcionarles el derecho a morir. ¿Existe el deber de matar? Evidentemente no. No es misión de un médico ni de ninguna persona matar a nadie. Es más, va en contra de la profesión sanitaria y la naturaleza humana el proporcionar la muerte, en ningún caso. Que no os engañen, vender el derecho a la eutanasia es meter la obligación de que otros deben matar. Pasa lo mismo con el aborto. Decir que una mujer tiene derecho a abortar lleva implícito que hay otras personas que tienen la obligación de matar al feto. Pero la misión del médico es cuidar y curar. Misma idea que antes. ¿Es matar una obligación? Nunca. 

Quizás alguno me diga que nadie obliga a los sanitarios a practicar una eutanasia o un aborto, que para eso está el derecho a la objeción de conciencia. Eso si que es un verdadero derecho, ser objetor de lo que va contra la conciencia, pero la realidad es que se camina en otro sentido. En junio de 2021 el parlamento europeo aprobó el llamado “Informe Matic”. ¿Os suena? No creo, estas cosas pasan mediáticamente muy desapercibidas, lo hacen así. Este informe declara el aborto como un derecho humano universal y como una “atención médica esencial” por lo que pide eliminar la objeción de conciencia sanitaria alegando que es “una negación de la atención”. Tela. 

Esta resolución no es vinculante, es decir, no obliga a los gobiernos de los estados miembros de la UE a aplicarla., pero es el primer paso para ello, va indicando a los estados por donde deben legislar. Poco a poco, para que no se note. Algunos medios de comunicación van metiendo las ideas. No es casual que por aquellas fechas de 2021 salió un programa de Jordi Évole con testimonio lacrimógenos de personas que no habían podido abortar en la sanidad pública debido a la objeción de conciencia de los médicos. Esto no lo hemos visto aún con la eutanasia, pero me temo que lo veremos al tiempo, no olvidéis que es una ley que tiene menos recorrido que la del aborto.

También habrá quien me diga que hay sanitarios que querrán practicar eutanasia y abortos libremente y sin objeción de conciencia. Pues vale, pero no hay justificación: acabar con una vida sigue siendo un intrínsecamente malo aunque a la persona no se lo parezca. Para que un acto sea moralmente bueno han de ser buenas tres cosas: objeto, intención y circunstancias. El objeto en estos actos, que es acabar con una vida, no es nunca bueno, aunque la intención y circunstancias si los sean. Por eso no se pueden justificar moralmente el aborto y la eutanasia. 

Resumiendo. No existe derecho a matar aunque se busque un supuesto y falso bien individual. Hay muchos motivos, pero uno de ellos es que nadie tiene que llevar sobre si ese peso: el deber de acabar con una vida va contra la naturaleza humana. Espero que esto os haga pensar, sobre todo si decís que sois catolicos y andáis defendiendo estas líneas y justificándolas desde la fe. Si tienes una situación difícil cerca dale toda la ayuda que puedas y te deje, no es el camino fácil pero si es el camino bueno. No busco juzgar personas, si dar orientación y respuestas a los actos. Esto es importante diferenciarlo. Como siempre, te agradezco que reces por mi. Dios te bendiga. La paz.

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

REL te recomienda