Lunes, 08 de marzo de 2021

Religión en Libertad

En su ancianidad, Raphael Kajiwara ha fundado algo nuevo: comunidades anglocatólicas de Japón

De obispo anglicano en Yokohama ¡a sacerdote católico con 82 años!: se jubila con 87

De obispo anglicano en Yokohama ¡a sacerdote católico con 82 años!: se jubila con 87
Kajiwara, antiguo obispo anglicano japonés, realiza un bautizo a un adulto, ya como sacerdote católico en 2017

P.J.Ginés/ReL

El itinerario espiritual del padre Raphael Kajiwara se parece al de otros obispos anglicanos que se han hecho católicos en el s.XXI, pero es único por dos particularidades: su ministerio ha sido en Japón, donde los cristianos son muy pocos, y ha sido ordenado sacerdote católico muy mayor, con 82 años, perseverando como pastor de una peculiar comunidad católica (los anglocatólicos de Japón) aún cinco años más, hasta jubilarse ahora.

Después de toda una vida como clérigo anglicano, Raphael Kajiwara fue ordenado sacerdote católico en enero de 2015 por el Nuncio en Japón, Joseph Chennoth, junto con otros 3 laicos japoneses de tradición anglicana. En la ceremonia en Japón estaba quien sería su nuevo "superior" en la distancia, Harry Entwistle, antiguo obispo anglicano de la Traditional Anglican Communion y desde 2012 sacerdote católico y ordinario al frente del Ordinariato anglocatólico de Nuestra Señora de la Cruz del Sur.

Anglicanos que se hacen católicos... en islas más que remotas

Benedicto XVI creó este ordinariato en 2012 para comunidades de tradición anglicana que quisieran entrar en plena comunión con la Iglesia Católica, manteniendo algunas particularidades litúrgicas y patrimoniales.

Aunque Nuestra Señora de la Cruz del Sur se estableció en Australia, donde cuenta con 12 comunidades, con el tiempo aparecieron otras en otros países: una en la isla Dauan en Papúa-Nueva Guinea (a la que sólo se puede llegar en barca), otra reciente la isla de Guam (Islas Marianas, bajo control norteamericano) y dos en Japón, en Tokio e Hiroshima.

Lo que mueve a estos grupos de anglicanos a hacerse católicos es una conciencia de la necesidad de unidad visible de los cristianos con el heredero de Pedro, el Vicario de Cristo, y en unidad con la fe tradicional transmitida a los apóstoles. A medida que las iglesias anglicanas iban asumiendo el relativismo moral y teológico, desde la ordenación de mujeres a la aceptación de la sexualidad hedonista, estas comunidades buscaron vivir la fe cristiana tal como la enseña el Catecismo de la Iglesia Católica.

El padre Raphael era adolescente cuando Hirohito se rindió

El viaje eclesial del anciano padre Kajiwara puede servir de ejemplo. Nació en 1932 en Toyama, Japón, cuando el país era un cruel imperio que se extendía por Manchuria y adoraba al emperador como a un Dios. Tenía 13 años cuando Japón perdió la guerra, se hundió su imperio e Hirohito se mantenía en el trono pero renunciando a toda condición de divinidad.

Raphael estudió ciencias, con un Master en Ciencias de la Universidad de Tokio en 1959. Después estudió teología anglicana en Tokio y se ordenó sacerdote anglicano en 1964 en la catedral anglicana de Yokohama. Sirvió en varias parroquias, fue vicedirector y capellán del Colegio Central Teológico que formaba al clero anglicano japonés. 

En 1984 fue consagrado obispo anglicano de Yokohama. Mantuvo ese cargo 17 años, hasta julio de 2001, ya en el siglo XXI.

La deriva relativista de las iglesias anglicanas

Ya en 1998 Kajiwara vio como la Iglesia Anglicana en Japón copiaba a otras iglesias anglicanas que decidían que los sacramentos no eran una enseñanza recibida de los apóstoles, sino algo que se podía votar y cambiar. Intentó defender la doctrina más tradicional hasta que vio que no podía más.

Dejó la Iglesia Anglicana pero se sumó en 2002 a un grupo de anglicanos tradicionales con presencia en varios países, la Traditional Anglican Communion. Este grupo lo nombró obispo de una nueva comunidad anglicana japonesa que se llamaría Nippon Kirisuto Sei Ko Kai.

Como tal, en 2007 estuvo en Portsmouth, Inglaterra, en una reunión de obispos de la Traditional Anglican Communion que decidió contactar con la Iglesia Católica buscando la forma de integrarse en ella manteniendo aspectos de la tradición anglicana. No sólo ellos habían escrito al Papa Benedicto XVI con esa idea, sino también otros grupos de tradición anglicana.

Benedicto XVI respondió en 2009 con su constitución apostólica 'Anglicanorum coetibus', que llevaría a la creación de 3 ordinariatos: el de Reino Unido, el de Norteamérica (Estados Unidos y Canadá) y el de Australia... incluyendo a Japón y otras islas. 

Nace algo nuevo: católicos de tradición anglicana en Japón

Costó un tiempo, pero en 2015 Kajiwara entró en el ordinariato anglocatólico y en la Iglesia Católica, acompañado de otros fieles, lo que daba origen a una nueva realidad eclesial: grupos anglocatólicos japoneses.

kajiwara_ordinariato_japon_1600

Sentado, con católicos de tradición anglicana en Japón, el anciano padre Kajiwara, que fue obispo anglicano de Yokohama durante 17 años; de pie, su sucesor al frente de las comunidades anglocatólicas japonesas, el padre Yamaoka

Fue tomando decisiones sobre liturgia usada, organización de los grupos, cómo oficiar los sacramentos... Ni los obispos anglicanos ni los obispos católicos japoneses estaban muy contentos con esta nueva realidad, pero los anglocatólicos de varios países, especialmente de Australia, expresaban su apoyo al antiguo obispo anglicano.

El 24 de junio de 2016 el Nuncio en Japón ordenó a un segundo sacerdote japonés para el ordinariato, también llegado de la tradición anglicana, Joseph Paul Yamaoka. A la ceremonia acudieron la esposa, hijo e hijas del nuevo sacerdote, ya que Roma da permisos, caso a caso, para ordenar hombres casados que hayan sido pastores en otras iglesias. Acudieron amigos sacerdotes jesuitas y los miembros del Ordinariato en Japón, con las religiosas que atienden la nunciatura como coro.

El padre Yamaoka quedaba al cargo de la comunidad anglocatólica de Hiroshima (dedicada a San Lorenzo de Canterbury) mientras el anciano padre Kajiwara seguía al frente de la comunidad de Tokio (encomendada a San Agustín de Canterbury).

Ahora, al jubilarse Kajiwara, Yamaoka pastoreará ambas comunidades, que son una minoría diminuta dentro del catolicismo japonés, que a su vez es una minoría en el cristianismo japonés, que a su vez es una minoría en Japón. Pero muchas cosas bendecidas por Dios han empezado pequeñas.

Una historia de los inicios del ordinariato en Japón, aquí en inglés  

Si quiere puede recibir las mejores noticias de ReL directamente en su móvil a través de WhatsApp AQUÍ o de Telegram AQUÍ

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Necesitamos tu ayuda económica para seguir haciendo noticias como esta

DONA AHORA