Lunes, 23 de septiembre de 2019

Religión en Libertad

Blog

Nuestra mirada

En la vida humana de la que ahora disponemos…, nuestras miradas pueden ser de dos clases. Las que realizamos con los ojos de nuestra cara y las que realizamos con los ojos de nuestra alma. Así por ejemplo si miramos al que está, social y económicamente superior a nosotros, los ojos los materiales de nuestra cara, son los que nos ponen de manifiesto la superioridad que creemos que existe sobre nosotros, de la persona de que se trate, viendo su coche, su casa, sus pertenencias personales, sus gastos de dinero y si se trata de un empleado de su negocio este ve con toda claridad lo que su jefe gasta, y lo comenta entre sus amistades.

También con la mirada de los ojos de nuestra alma, aunque todos estos ojos, pero eso sí los tenemos muy atrofiados y siempre con una carencia de luz divina, para ver bien, pero algo sí que vemos. Vemos muchos detalles de la vida de esa persona, su comportamiento, sus gestos de humildad si es que existen y también los de su soberbia, vemos su comportamiento con los que le rodean, sus conversaciones que dan fe de lo que piensa…etc 

Mirar al de arriba o mirar al de abajo, esta es nuestra cuestión. Lo general es que miremos al de arriba y deseemos poseer lo que él posee, esto tiene una nefasta consecuencia para nuestra vida espiritual, porque poco a poco y casi siempre por no decir siempre, terminamos adorando al dios dinero, el cual es, en nuestros días, el ídolo al que se adora, de la misma manera como hacían hace siglos los israelitas, olvidándose del Dios que les sacó de la esclavitud del faraón y creando un becerro de oro. “Cuando el pueblo vio, que Moisés tardaba en bajar del monte, se reunió el pueblo en torno a Aarón y le dijeron: Anda, haznos un dios que vaya delante de nosotros, ya que no sabemos qué ha sido de Moisés, el hombre  que nos sacó de la tierra de Egipto.2 Aarón les respondió: « Quitad los pendientes de oro de las orejas de vuestras mujeres, de vuestros hijos y vuestras hijas, y traédmelos. 3 Y todo el pueblo se quitó los pendientes de oro que llevaba en las orejas, y los entregó a Aarón. 4 Los tomó él de sus manos, hizo un molde y fundió un becerro. Entonces ellos exclamaron: « Este es tu Dios, Israel, el que te ha sacado de la tierra de Egipto. 5 Viendo esto Aarón, erigió un altar ante el becerro y anunció: Mañana habrá fiesta en honor de Yahveh. 6 Al día siguiente se levantaron de madrugada y ofrecieron holocaustos y presentaron sacrificios de comunión.”.(Ex 32,1-6).

Indudablemente todos miramos al de arriba al que se encuentra arriba de nosotros y lo tomamos de ejemplo, tratamos de imitarle, para ver si así podemos alcanzar una posición social en este mundo, como la que tiene nuestro ídolo humano. Pero ¡Dios mío! Tan cegado nos tiene el dios dinero que no te vemos, a Ti que tanto nos amas  Al que está por encima de todo. Al que día y noche suspira por nuestro amor. Al que está en noches heladas al pie de nuestra puerta y se la mantenemos cerrada. Qué estúpidos somos. Tiramos por la borda el amor que Dios nos ofrece, y salimos corriendo, a ver si logramos tener un becerro de oro

No son nuestros ojos de nuestra cara, los ojos materiales quienes juzgan lo que ven sino nuestra alma que es la que se condena o se salva, no es muestro cuerpo sino nuestra alma, la que se salva o se condena. Nuestros ojos materiales miran solo a donde les ordena nuestra alma. Ella será la que se condenará o se salvará de acuerdo a como hayan utilizado los ojos materiales de nuestra cara. Es el alma la que tiene ella las llaves de su eternidad. Nuestro cuerpo con su belleza o imperfecciones, quedará en este mundo, cuando nuestra alma le abandone, que será cuando sea total el derrumbamiento material de su cuerpo. Pero antes nuestra alma se ha ido poco a poco librándose del dominio de la carne, que azuzada por el demonio tantas, malas pasadas nos ha jugado, es por ello, que al final de sus vidas las almas tiene más facilidades para acercarse al amor de Dios, facilidades estas que Él siempre les está ofreciendo a todos los que peregrinamos por este mundo.

Quiero escribir en esta glosa, algo que está directamente relacionado con las miradas de nuestra vida humana. Me refiero a las gracias y dones, que se obtiene con una simple mirada a un Crucifijo. Mirar a un crucifijo con mirada de amor, aunque no se pronuncie palabra alguna, es estar declarándole al Señor nuestro amor, tratando aunque sea torpemente de asemejase a Él, Según no enseña San Juan de la Cruz, la asemejanza es un característica esencial del amor. Todo el que ama tiende siempre a buscar la asemejanza con su amado. Si de verdad amamos al Señor, deberemos estar buscando siempre nuestra asemejanza con Él, y si no la tenemos, que plenamente nadie la tiene, ni la ha tenido jamás en este mundo ni fuera de Él, al menos hemos de luchar por alcanzar el mayor grado de asemejanza posible.

San Pablo en su primera epístola a los corintios les dice: “Los judíos exigen signos, los griegos buscan sabiduría; pero nosotros anunciamos a Cristo crucificado, escándalo para los judíos y locura para los paganos; pero para los llamados –judíos o griegos- un Mesías que es la fuerza de Dios y sabiduría de Dios”. (1Cor. 1, 22-24). La cruz es nuestro signo, un signo que nos recuerda el amor que Cristo nos tiene y nos lo demostró, es un signo que nos enamora, que nos recuerda quienes, somos porque somos hijos de Dios destinados a la gloria de nuestro Padre.

Quien continuamente esté mirando un crucifijo con amor, aumentará su amor al Crucificado. San Alfonso María de Ligorio, recoge Revelación del Señor a Santa Gertrudis, que dice: “…, quién mira devotamente el Crucifijo, siempre que le mira es mirado por Jesús con amor”. También San Alfonso María Ligorio recoge una aseveración de San Agustín que nos dice: “Que los amadores del Crucifijo viven en paz y mueren con alegría”.

La mirada con amor, que hagamos a un crucifijo o a una imagen de la Virgen Nuestra Señora y Madre celestial que todos tenemos, tiene siempre, un gran valor de sacramentalidad, no es un valor sacramental, como puede ser el bautismo, la confesión o el matrimonio canónico, pero al igual que ellos es un cauce de obtención de bienes y dones divinos. Las posibilidades de obtener gracias y dones divinos, por medio de los sacramentales son muchas.

Así por ejemplo: arrodillarse al pasar uno ante el Santísimo, signarse y persignarse, comulgar de rodillas, tomar la comunión con la boca, que es lo que marca la tradición católica, desde siglos atrás. No buscarse disculpas materiales improcedentes para comulgar con las manos. Todavía no sé de un solo caso de contagio de alguien que haya contraído una enfermedad por tomar directamente la comunión con la boca. No nos refugiemos en decir que está permitido, lo cual no es cierto, está solamente tolerado y no en todas las diócesis del mundo. Por ejemplo en la misma Italia en el arzobispado de Génova no se permite, esta irrespetuosa costumbre. Por otro lado ni el papa Juan Pablo II nunca consintió cuando el distribuía las sagradas formas donarlas en la mano sino en la boca y personas que le pusieron la mano, muy cariñosamente se las les cerro con sus propias manos. Esta actitud fue también ala de Benedicto XVI en cuanto al  papa actual, no he tenido aun la posibilidad de verlo distribuyendo las sagradas formas.

En los sacramentales, todo aquello que sea una demostración de amor vale, pero siempre que el gesto sea realizado por amor y cuanto más amor salga de nuestro corazón, mayores serán las gracias y dones divinos que alcanzaremos.

Mi más cordial saludo lector y el deseo de que Dios te bendiga.
Otras glosas o libros del autor relacionados con este tema.

  1. Libro. RELACIONARSE CON DIOS.- www.readontime.com/isbn=v
  2. Libro. LA SED DE DIOS.- www.readontime.com/isbn=9788461316281 
  3. Libro. MANDAMIENTOS DE AMOR.- http://www.readontime.com/isbn=9788461557080 
  4. Libro. CONVERSACIONES CON MI DEMONIO.- http://www.readontime.com/ISBN=9788461650880
  5. Libro. ASEVERACIONES DEL SEÑOR.- http://www.readontime.com/ISBN=9788461557097.
  6. Libro. DESEAR LA SANTIDAD.- http://www.readontime.com/ISBN=9788461722747
  7. Libro. VIDA DE NUESTRA ALMA.- http://www.readontim.com/ISBN=9788461266364  
  • 173j.-  Sin pena ni gloria       13-05-10
  • 451d.- Las cosas claras          20-11-11
  • 554x.-  Nuestros hogares        13-06-12
  • 810x.-  Todo lo que nos pasa 06-11-13
  • 857s.-  Somos personas humanas      08-02-14
  • 916v.-  Nuestra vida social     06-06-14
  • 968j.-  # Una categoría absoluta       18-09-14
  • 1016m.-Nuestro mundo invisible      23-12-14
  • 893l.-  Motivos para darte gracias, Señor     21-04-14
  • 950x.-  Valor de nuestra vida humana           13-08-14
  • 1007v.-Comparar nuestra vida          05-12-14
  • 985x.-  Gobierno de Dios, gobierno del pueblo        22-10-14
  • 856j.-  Soy un deudor insolvente      06-02-14
  • 982j.-  En medio de nuestra guerra   16-10-14
  • 905j.-  Envejecimiento corporal humano     15-05-14
  • 925m.- Cuando los padres pasan a ser hijos  24-06-14
  • 984l.-  Me estoy haciendo viejo        20-10-14
  • 995m.- Compasión, orgullo y humildad        11-11-14          

La fecha que figura a continuación de cada glosa, es la de su publicación en la revista ReL, en la cual se puede leer la glosa de que se trate.

Si se desea acceder a más glosas relacionadas con este tema u otros temas espirituales, existe un archivo Excel con una clasificada alfabética de temas, tratados en cada una de las glosas publicadas. Solicitar el archivo a: juandelcarmelo@gmail.com

 

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Si tu nos ayudas, podremos continuar evangelizando con noticias como ésta

DONA AHORA