Martes, 11 de mayo de 2021

Religión en Libertad

Blog

Los comienzos de la Napro en España: Venancio y Jordina

por Cocreadores

Me gustaría en las entradas siguientes hablaros de la historia de la Napro en nuestro país, de las personas que, con su entrega, dedicación, ilusión y diría yo, vocación han hecho posible que la Naprotecnología sea una opción más hoy en España para las parejas que buscan descendencia.

Quiero empezar por Venancio y Jordina, un matrimonio valiente, los conocí hace unos años, cuando estábamos haciendo Guillermo y yo el master de Pastoral Familiar del Instituto Juan Pablo II, tuve que hablar por teléfono con ellos alguna vez pues eran los coordinadores del encuentro que se celebraba en Barcelona y nosotros queríamos apuntarnos. Después de unos años escuché de nuevo hablar de ellos, pero era en otro contexto, esta vez nos estaban remitiendo a la Naprotecnología: habían conseguido su primer embarazo gracias a ella después de unos años de sufrir infertilidad. Con ayuda del Espíritu Santo, como nos cuentan, se embarcaron en la aventura de la Napro y crearon, junto a la doctora Marcos y a la doctora Mena la Asociación de Naprotecnología de España.

Recientemente han publicado un libro contando su historia: “La Naprotecnología y más allá”.

Pero mejor leer sus palabras:

 Contadnos un poco sobre vosotros 

 Somos Jordina y Venancio, un matrimonio de Barcelona. Ambos somos profesores, Jordina de infantil y primaria y Venancio de ESO y Bachillerato. Participamos de la Liga de Familias del Movimiento Schoenstatt, pero no descuidamos la vida parroquial ya sea en la participación de las celebraciones y ayudando en los cursos de preparación al matrimonio. Participamos en varios lugares impartiendo cursos de sexualidad, apertura a la vida y métodos naturales. Durante nuestro camino ante la infertilidad nos hemos podido formar como monitores afectivo sexual, somos Máster en Pastoral Familiar y Venancio además es Máster en Bioética.

 ¿Cómo llegasteis a la Napro?

 Por el año 2011 empezamos la formación en el Máster de Pastoral familiar. Fue en uno de estos cursos donde escuchamos el término, literalmente se nos dijo; “En Estados Unidos existe la Naprotecnología”, pero solo eso. Como Jordina toma muchos apuntes, al terminar el encuentro hicimos búsquedas, incluso mandamos un correo a Estados Unidos, pero no recibimos nunca respuesta y no existía prácticamente información, de alguna manera pensamos que Napro es lo que conocíamos.

 Pasaron tres años y varias aventuras que nos hicieron retomar esa búsqueda. Era noviembre de 2014 y esa ocasión recibimos respuesta de un centro Napro de EE.UU, nos indicaban que en Gibraltar había una doctora. Escribimos a la Dra. Risso y ella nos facilitó el contacto de la Dra. Mena (afincada en Zaragoza) que había terminado recientemente su formación como Médico Consultor.

 ¿Qué os hizo implicaros en la promoción de la Napro en España?

 Claramente es una llamada del Espíritu Santo. Habíamos descubierto un camino que podía ayudar a muchísimos matrimonios en su vida, debíamos comunicarlo. Durante 6 años se nos permitió experimentar esterilidad, encontrar problemas de salud, pasar por inseminaciones e iniciar procesos de adopción además de formarnos en disciplinas que arrojaban luz a nuestra historia y que ahora nos permiten acompañar a cientos de matrimonios. Dios estaba preparando el camino de su plan. 

 Sin saberlo, esta vocación estaba descrita en la Humanae Vitae nº 26: Entre los frutos logrados con un generoso esfuerzo de fidelidad a la ley divina, uno de los más preciosos es que los cónyuges no rara vez sienten el deseo de comunicar a los demás su experiencia. Una nueva e importantísima forma de apostolado entre semejantes se inserta de este modo en el amplio cuadro de la vocación de los laicos: los mismos esposos se convierten en guía de otros esposos. Esta es, sin duda, entre las numerosas formas de apostolado, una de las que hoy aparecen más oportunas.

La encíclica es del 25 de julio, Jordina y yo nos casamos el 25 de julio. 

 Cómo nació Naprotec, posteriormente la Asociación

 Comentamos a la Dra. Mena el deseo de dar a conocer su labor con varias ideas que pasaban por una página web y una asesoría informativa. La propuesta se hizo en 2015.  Nos hizo esperar un año y en julio de 2016 me pidió lanzar la página web de su consulta, este fue el inicio de Naprotec. Previamente nosotros ya habíamos difundido la Napro y el modelo Creighton hablando con amigos de amigos, pero desde septiembre de 2016 existía una página y un modo de contactar www.naprotec.es. El siguiente paso previsto era formar una Asociación ya que había mucha acogida y de hecho en 2017 ya organizamos el primer Encuentro /Congreso Napro donde se anunció la constitución de Naprotec Asociación.

 ¿Qué relación tiene con la Teología del Cuerpo de Juan Pablo II?

 La esencia del Máster en Pastoral familiar es la Teología del Cuerpo que san Juan Pablo II fue explicando a lo largo de las catequesis. Fue en un Encuentro del Máster donde escuchamos la palabra Napro y fue en el Máster donde lanzamos nuestra propuesta pastoral para acompañar a los matrimonios que están pasando por esterilidad o infertilidad. Tiene pues mucha relación, de alguna manera es lo que da sentido y orienta la Misión de la Asociación, un camino que ayude a la santificación de los matrimonios, descubriendo su Fecundidad, pero sin olvidar la parte médica también. En nuestros cuerpos tenemos un camino para llegar a Dios. Podemos descubrir la Fecundidad de Dios en la infertilidad.

 Contadnos como llegaron vuestros dos hijos

 Nos casamos el 25 de julio de 2009, la llegada de hijos para nosotros era una obviedad, algo que pasaría en breve. Incluso comentamos que 5 hijos (jeje). Luego la realidad se impone, nadie te prepara para la etapa “cuando los hijos no llegan”. Aunque durante 6 años visitamos varios especialistas, nadie nos habló de una causa clara, vivimos durante años con la “causa idiopática” y nos encaminaron a las técnicas de reproducción. Este tampoco fue el camino. 

 Nuestro primer hijo llegó después de nuestro primer estudio que realizó la Dra. Mena en 2015 llegando a un diagnóstico y restaurando la fertilidad. Encontró que yo soy celíaco y esto restaba calidad al esperma, Jordina padecía un desarreglo hormonal importante que sólo se detectaría después de realizar analíticas en momentos concretos del ciclo. Pasados unos 10 meses desde que iniciamos con la Dra. Mena, llegó Marc que ya tiene 4 años. 

 Necesitamos un segundo estudio pues después de dos años tampoco llegaba el hermanito. Con el mismo procedimiento la Dra. Mena reguló los valores en el ciclo de Jordina y en 2019 nació Álex. Hemos pasado por esterilidad primaria y secundaria, hay personas que se piensan que el estudio no se puede aplicar si ya tienes hijos, es importante comprender que una mujer después de un embarazo es “otra mujer” y por lo tanto es posible que se requiera estudiar la nueva situación

 Habladnos del libro sobre la Napro, Vanancio ¿Qué te llevó a escribirlo?

 Con el paso del tiempo, además de nuestra historia, hemos conocido cientos de matrimonios. Por otro lado, la Napro es muy desconocida y la información en 2014 para personas de habla hispana era inexistente y desde Estados Unidos era complicado recibir respuesta.

 Varios amigos me motivaron a poner por escrito nuestra historia y explicar la labor de acompañamiento que realizamos desde el año 2015.

 Con el libro, además del concepto de Napro y Medicina Restaurativa, se busca transmitir esperanza: existe un camino médico que puede ayudar a la mujer y al matrimonio en los problemas de salud. En el libro aparecen varios testimonios.

 El libro además presenta un estudio de la población que ha logrado el embarazo. Indirectamente se puede conocer qué casos se estudian, a qué diagnóstico se llega. Más allá de la consecución del embarazo, lo importante es acompañar a las personas y llegar a diagnósticos.

Quiero dar las gracias a Venancio y a Jordina por su disponibilidad y por su trabajo sin descanso por los matrimonios; también por su docilidad al Espíritu Santo. Igualmente, darle las gracias al Señor que sigue suscitando en las personas esa ilusión y ganas de dar a conocer este camino para tantas parejas que sufren infertilidad o simplemente quieren vivir su matrimonio y su fertilidad según el plan de Dios. 

 

 

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

REL te recomienda