Sábado, 14 de diciembre de 2019

Religión en Libertad

Scicluna, experto en la lucha contra los abusos, ofrece «sugerencias prácticas» a la hora de actuar

ReL

Scicluna, a la derecha de la imagen, habla este jueves mientras el Papa escucha atentamente sus palabras
Scicluna, a la derecha de la imagen, habla este jueves mientras el Papa escucha atentamente sus palabras

Tras el discurso inaugural del Papa Francisco ha dado comienzo la cumbre de protección de menores que se alargará hasta el próximo sábado. Han sido Charles Scicluna, arzobispo de Malta, subsecretario de la Congregación para la Doctrina de la Fe y experto en la lucha contra los abusos, así como el cardenal Luis Tagle, arzobispo de Manila, los que han leído a los presentes los primeros informes.

Scicluna ha sido el primero en tomar la palabra, donde ha remarcado la importancia de que los líderes de la Iglesia colaboren con las autoridades civiles durante los procesos que se produzcan por las acusaciones de abusos a menores. “Se nos ha confiado el cuidado de nuestro pueblo, es nuestro deber sagrado, por lo tanto, proteger a nuestro pueblo y garantizar la justicia cuando se ha abusado de ella”, afirmó, tal y como recoge Aciprensa.

Consejos prácticos para luchar contra los abusos

El arzobispo maltés compartió consejos prácticos marcados “por la prudencia y la preocupación para salvaguardar a los niños y jóvenes”.

En primer lugar, se refirió a cómo denunciar una conducta sexual inapropiada y destacó que es fundamental que “la comunidad sepa que tiene el deber y el derecho de denunciar la mala conducta sexual de una persona a la diócesis o a la orden religiosa”.

Por otro lado, el Secretario adjunto de la Congregación para la Doctrina de la Fe animó a “respetar los protocolos establecidos y respetar también las leyes civiles” así como también dijo que es fundamental que las acusaciones se investiguen con ayudas de expertos y que la investigación se concluya “sin demoras innecesarias”.

En esta línea, el Prelado destacó la importancia de que las autoridades eclesiásticas tomen las decisiones “en forma colegial” y cuenten con la asesoría de expertos para que los obispos puedan acompañar pastoralmente a las víctimas, a los sacerdotes acusados, a la comunidad de los fieles y a la sociedad en general. Para ello, animó a escuchar y a acompañar a las víctimas que es como “un Via Crucis que no debemos perder”.

Los casos deben remitirse a Roma

“El resultado de la investigación de la mala conducta sexual del clero a menores de 18 años debe ser remitido a la Congregación para la Doctrina de la Fe y, en este caso, el ordinario del lugar está autorizado para aplicar medidas cautelares que limitan o prohíben el ejercicio del ministerio”, explicó.

Scicluna también resaltó la importancia de la selección de los candidatos al sacerdocio y sugirió que deben ser estudiados y aplicados a fondo los recientes documentos de la Congregación del clero, como la Ratio Fundamentalis, para prestar “la máxima atención al tema de la tutela de los menores y de los adultos vulnerables, vigilando cuidadosamente que quienes solicitan la admisión a un seminario o a una casa de formación, o quienes presentan la solicitud para recibir las Órdenes, no incurran de alguna manera en delitos o situaciones problemáticas en este ámbito”.

Además, Mons. Scicluna citó la Ratio Fundamentalis para remarcar que “los formadores deben garantizar un especial y pertinente acompañamiento personal a quienes hayan sufrido experiencias dolorosas en este ámbito” y agregó que “en el programa, tanto de la formación inicial como de la formación permanente, se deben insertar lecciones específicas, seminarios o cursos sobre la protección de los menores”.

Tagle reconoce la "mala gestión" de estos casos

Por su parte, el cardenal Tagle reconoció “nuestra mala gestión de estos crímenes” y destacó que “nuestro pueblo necesita que nos acerquemos a sus heridas, que reconozcamos nuestros errores y que ofrezcamos un testimonio auténtico y creíble de nuestra fe en la resurrección”.

“Esto significa que cada uno de nosotros, y nuestros hermanos y hermanas, debe asumir una responsabilidad personal para la sanación de esas heridas en el cuerpo de Cristo y hacer un firme compromiso de hacer todo lo que está en nuestra capacidad para que los niños estén seguros en nuestras comunidades”, agregó.

De este modo, el purpurado filipino insistió en la obligación de la Iglesia de cumplir su deber con la justicia, pero, una vez cumplida esa obligación, afirmó que la preocupación debe ser “ayudar a las víctimas a sanar de las heridas del abuso”.

“Porque la justicia es necesaria, pero por sí misma no sana, no cura el corazón humano roto, las emocionas profundas que yacen en los corazones tan gravemente afectados. Debemos tener conciencia de que las víctimas que sobreviven sufren un gran estrés y sufrimiento, un aumento de la ansiedad y de la depresión, una baja autoestima, sufren conflictos interpersonales que surgen a causa de este quebrantamiento interior que tienen”, explicó.

Lograr una "sanación más profunda"

Por lo tanto, “debemos, al hablar del perdón de las víctimas, aclarar muy bien que no estamos pidiendo a las víctimas que olviden, ni que dejen pasar lo que sucedió, ni, mucho menos, que se justifique el abuso y que sigan adelante”.

“Debemos lograr una sanación más profunda, y sabemos que el perdón es el camino poderoso y demostrado, hasta científicamente, que este es el camino para la curación del corazón. Debemos construir la confianza proporcionando un amor incondicional, pidiendo reiteradamente perdón, reconociendo plenamente que no merecemos ese perdón, que no tenemos derecho al perdón en orden a la justicia, sino que el perdón es un don, un regalo en el proceso de la sanación”.

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Sin tu ayuda no podremos seguir haciendo noticias como ésta

DONA AHORA