Domingo, 01 de noviembre de 2020

Religión en Libertad

Preguntas espirituales en la teleserie de ciencia ficción de Ridley Scott y Guzikowski

«Raised by Wolves»: ateos del espacio se hacen religiosos... a la sombra inquietante de la serpiente

En Raised by Wolves, los humanos llegan a un nuevo planeta, desértico, donde abundan los restos de colosales serpientes
En Raised by Wolves, los humanos llegan a un nuevo planeta, desértico, donde abundan los restos de colosales serpientes

Pablo J. Ginés/ReL

Raised by Wolves (Criados por lobos) es una de las teleseries de esta temporada que ha sido recibida con más interés por el público y la crítica. Ya se ha emitido en HBO Max su primera temporada, de 10 capítulos (que hemos podido ver) en HBO Max. Al emitirse semana a semana, los misterios inquietantes de esta historia de ciencia ficción se iban planteando y desvelando con tiempo para generar conversaciones e hipótesis entre los espectadores.

En el contabilizador de reseñas Rotten Tomatoes le ponían un 7 sobre 10, tres de cada cuatro reseñas eran positivas. El nombre de Ridley Scott (Alien, Blade Runner, Gladiator) poniendo dinero y dirigiendo un par de capítulos (y su hijo otros tres) ayudó a atraer a su público.

La serie, desde su título y su primer episodio, alude al origen de Roma (la loba que crió a Rómulo y Remo), aunque también alude a Adán y Eva, y la religión parece ser el gran motor de conflicto.

Religiosos contra ateos, a muerte e irreconciliables

Estamos en el siglo XXII y parece que la Tierra ha sido devastada y va a destruirse por completo a causa de una guerra mundial entre dos bandos que se odian ferozmente, los ateos y los mitraístas. Aunque ambos bandos usan nombres judeocristianos (Paul, Mary, Caleb), y aunque hay personajes que usan "Jesús" como una interjección, el espectador entiende que en algún momento del pasado antiguo (no en el siglo XXI) el cristianismo desapareció sustituido por el mitraísmo, que llama Sol a Dios, y que cuenta con una serie de profecías establecidas.

raised-by-wolves-mitraistas_1

Mitraístas avanzan por el planeta desértico con las pocas posesiones que les quedan

Este mitraísmo es una religión muy militarizada, con una casta clerical y otra estrictamente combatiente. De los ateos dicen directamente que no tienen alma y son eliminables, a menos que se conviertan. También aplican la pena de muerte con rapidez a los suyos. Dicen que "Sol nos pone a prueba", que "Sol nos guía", etc... pero no hablan nunca de amor o perdón. Sin Jesús, sin amor y sin perdón, sólo su exterioridad (ropajes, celebración con cáliz, bautismo, estructura clerical) recuerda al cristianismo. Pero ya decía Tom Holland en una entrevista reciente que sin Jesús no habría surgido nada parecido al cristianismo.

Robots de la muerte... o tiernos cuidadores de bebés

Los mitraístas parecen disponer de una tecnología superior a los ateos, ya que diseñan poderosos robots de la muerte llamados "nigromantes" y tienen una nave grande capaz de viajar a otro planeta, indicado por sus profecías, llevando cientos de refugiados. Dicen que han recibido esta tecnología de Mitra o Sol, directamente. Uno de sus robots admite que no la comprenden del todo. Los ateos lo desdeñan como propaganda religiosa.

Un ingeniero o hacker ateo logra robar o trampear con esta tecnología para reprogramar a una robot nigromante y convertirla en una Madre atea, a la que envía con un robot llamado Padre en una nave con varios embriones al otro planeta.

Así, Madre y Padre llegan antes al planeta desértico y empiezan a criar a los embriones, luego bebés y niños, insistiéndoles en la necesidad de desdeñar cualquier sentimiento religioso. Están en un mundo nuevo, son unos padres magníficos y empiezan una nueva humanidad sin religión. Pero los niños van muriendo -luego se atribuye a una radiación- y Campion, el último niño vivo, reza, no sabe muy bien a quién.

raised_by_wolves_nenes_1

Madre es una androide paciente y cariñosa con los niños de la nueva humanidad atea que debe criar

Los ateos que fingen ser devotos creyentes

[Aviso: A partir de aquí contaremos elementos posteriores al primer episodio].

Al cabo de unos años, llega al planeta desértico la nave-arca de los mitraístas, en la que hay un matrimonio que en realidad son soldados ateos infiltrados para salvar su vida, sustituyendo la personalidad (incluso con cirugía facial) de un matrimonio creyente, y quedándose con su hijo. Intentan hacerse pasar por devotos mitraístas sin saber ni los rezos ni la doctrina, pensando ser los últimos ateos vivos y despreciando a los creyentes con los que viven.

Cuando Madre descubre la llegada de los religiosos, se despierta en ella su programación como robot de combate y destroza al contingente recién llegado, aunque no sin antes secuestrar a algunos niños creyentes, a los que intentará criar como ateos. Después, Madre descubrirá que hay una programación aún más profunda en ella. Y varios personajes, incluyendo el ateo infiltrado, oirán voces que les guían y atribuyen a Sol, el dios mitraico.

Al final del décimo capítulo aprendemos que hay una fuerza (a la que llamaremos "la serpiente") que parece haber invocado a los humanos, y parece manipularlos para sus fines.

¿Por qué lobos?

Los niños son "criados por lobos", porque Madre pasa de ser nutricia a máquina de muerte con gran rapidez. Tampoco los humanos (mitraístas o ateos) dejan de ser lobos, en el sentido de violentos y crueles, ya que siguen matándose unos a otros aunque sean los últimos representantes de la humanidad en un mundo desértico y casi sin recursos. Y la fuerza que parece estar detrás de todo tampoco parece ser más benévola.

El guionista, Aaron Guzikowski, dice en Creative Screenwriting, que se le ocurrió la historia contemplando a sus 3 hijos enganchados a las pantallas y pensando en un mundo en que unas máquinas modélicas son las que crían a los niños, haciéndose llamar Padre y Madre.

Pero después  pensó que era más interesante ver cómo los niños son los que influyen en los robots, despertando en ellos extraños impulsos y sentimientos cada vez más humanos, tanto buenos como malos. Los androides no saben cómo abordar la muerte de los niños, pero intentan evitar, eso sí, que los supervivientes respondan con religión a su inquietud.

No hay recursos, ¿y se matan por religión?

Siendo un planeta desértico y quedando tan pocos humanos, ¿no es un poco absurdo que por fanatismo religioso -o antirreligioso- sigan matándose en él? El guionista mismo admite que eligió la religión -no la escasez de recursos- como motor del conflicto.

"La fe es algo sobre lo que tenemos más control, es un constructo artificial", afirma. La fe, dice, puede unir a la gente o puede causar guerras. "Es misteriosa, plantea grandes preguntas", dice. Aunque, como ya detallamos aquí en ReL, menos del 7% de las guerras que se conocen en la Historia han tenido a la religión como causa importante.

En cierto momento, la robot Madre habla de su ingeniero creador como si fuera un dios, atribuyéndole todo tipo de sabiduría y hasta una relación personal y amorosa. Y al revés, los androides, con sus poderes, parecen dioses para los hombres. El guionista cita a Ridley Scott quien declaró que "Dios es algo que no podemos comprender, Dios es un gran poder que nos vigila". Pero el amor, la omnipotencia y omnisciencia y la capacidad de dar vida no llegan a entrar en esta definición, que se queda corta. De hecho, casi cualquier bicho cósmico un poco grande -o el algoritmo de Google, o Hacienda- pueden encajar como "gran poder que nos vigila".

En cualquier caso, en el nuevo planeta, tanto los creyentes como los ateos, los androides como los humanos, tienen que replantearse sus viejos paradigmas. Les pasan cosas que no llegan a encajar con sus esquemas prefabricados. El guionista dice que ese fue su objetivo: "las viejas ideas necesitan ser reestudiadas; así es como salen nuevas ideas y se progresa; las creencias incólumes causan polarización y estancamiento", asegura. Aunque podríamos responder que si hay un poder sobrehumano "haciendo trampas" con los humanos, el problema no está en las creencias incólumes.

raised_by_wolves_paul

Todas las madres de esta serie lo son de una manera más que extraña

La familia, la maternidad... y algunas obsesiones de Ridley Scott

El otro gran tema que se repite es la familia, la paternidad y maternidad, la fraternidad... compuesta de náufragos, androides, supervivientes de varios desastres, madres desesperadas por seguir siéndolo y alguna que no quiere serlo en absoluto. Guzikowski dice que quería mostrar que "toda la especie humana es una gran familia".

Visualmente hay muchos elementos propios del cine de Ridley Scott: la mujer contra la serpiente (como Ripley contra Alien), la mujer que protege, la madre virgen, la madre robot (la inteligencia de la nave de Alien también se llamaba Madre), el engendro que sale violentamente de la madre (como en Alien, de nuevo), el antiguo artefacto alienígena que rápidamente algunos quieren relacionar con Dios, los androides que pueden ser más humanos que los humanos por tener emociones (como en Blade Runner), la caza inmisericorde contra el diferente...

Ya se ha confirmado que habrá una segunda temporada, con más humanos... y con otros poderes implicados.

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Por favor ayúdanos a promover noticias como ésta

DONA AHORA