Domingo, 02 de octubre de 2022

Religión en Libertad

Blog

Un canto a la esterilidad, la muerte y la autodestrucción

Un canto a la esterilidad, la muerte y la autodestrucción

por En cuerpo y alma

 

            Eso, y no otra cosa, es la ideología aberrante que, desde donde quiera que sea, -que no es cosa aquí de entrar en la génesis de la cuestión-, nos proponen hoy día al unísono, en sospechosa sintonía, organizaciones internacionales, gobernantes nacionales, lobbies, think tanks y medios de comunicación, tanto desde la izquierda como desde la derecha (derecha, sí, amigo lector, desengáñese Vd. de una vez), y que a toda una generación, la de los que ahora tienen veinte años, -y no digamos a las que vienen detrás-, les parece la única posible.

             Todo, absolutamente todo lo que nos proponen, conduce a lo que dice el título con el que encabezamos esta entrada: la esterilidad, la muerte y la autodestrucción del ser humano como especie. Un ser humano que ha pasado de ser el rey de la creación, (como lo era en la antropología cristiana, la antropología natural en definitiva), a ser una plaga para el planeta, como afirmaba en su día, sin que se le moviera el bigote, alguien tan informado de los propósitos del Nuevo Orden Mundial como el mismísimo Duque de Edimburgo.

             Muy fácil de entender si de aborto o de eutanasia hablamos, pues qué representan los dos sino el más crudo, explícito y descarnado cántico a la muerte.

             Pero también todo lo demás que vemos pasar por nuestras vidas estos días:

             - El feminismo exacerbado cuyo máximo enemigo es la maternidad.

             - El macho convertido en una amenaza para la hembra, y una hembra machificada y siempre a la defensiva, como medio de conseguir que hombres y mujeres se odien en lugar de amarse.

             - El fomento de formas estériles de matrimonio en detrimento del único que conduce a la finalidad intrínseca del mismo, la reproducción de la especie.

             - La desprotección de la familia tradicional, desviando los fondos públicos que sólo a ella deberían apoyar, hacia formas más estériles de convivencia.

             - El fomento indisimulado de la homosexualidad, y la penalización del regreso a la heterosexualidad para quien optó alguna vez por aquélla.

             - Las prisas en hacer irreversible la transexualidad, y su promoción hasta convertir en cotidiano lo que sólo es un comportamiento absolutamente excepcional en la especie.

             - El ser humano como depredador del planeta, destructor de todos sus equilibrios y hasta transformador del clima, que abusa y extermina de las demás especies en su propio beneficio.

             - El mascotismo como sustituto de la reproducción.

             - Y hasta el fomento de la emigración transnacional, pero no para surtir de mano de obra a los sistemas económicos necesitados de ella, no, sino como consumidor de subvenciones y recursos que deberían ir destinados a otras finalidades, como por ejemplo, apoyar a las familias tradicionales. Una emigración que, para empezar y por encima de todo, destruye la familia del propio emigrante, traslocando a aquél de sus componentes que es apto para su sustento, y dejando in situ y desamparados a todos los que de él dependen (abuelos, hijos, incluso esposa en aquellos países donde ésta no goza de facilidades para acceder al mercado de trabajo).

             Todo es lo mismo: un cántico a la esterilidad, a la muerte y a la autodestrucción. Esta es la propuesta “progresista” del siglo XXI. De la izquierda. Y de la derecha. No se engañe Vd. que la vota y desea creerse que es distinta que la izquierda.

             Que hagan Vds. mucho bien y que no reciban menos.

 

 

            ©Luis Antequera

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

REL te recomienda