Lunes, 16 de diciembre de 2019

Religión en Libertad

Un testimonio para mejorar la atención a las personas heridas por el espiritismo

Primer encuentro iberoamericano de exorcística: el caso de una chica que se infectó con umbanda

Procesión umbanda en honor a la diosa vudú del mar, Yemanyá; en los cultos umbanda se invocan espíritus, considerándolos dioses o difuntos
Procesión umbanda en honor a la diosa vudú del mar, Yemanyá; en los cultos umbanda se invocan espíritus, considerándolos dioses o difuntos

ReL / Aleteia

Del 15 al 17 de noviembre se celebra algo nunca antes visto en la Iglesia de Hispanoamérica: un Primer Congreso Iberoamericano de Pastoral del Exorcismo, que tendrá lugar en Asunción (Paraguay). Los laicos que quieran acudir deben llevar un permiso o recomendación de su obispo, dice la organización. 

En Hispanoamérica muchas personas entran en el contacto con los espíritus malignos a través del espiritismo, sea en su versión "burguesa" (el kardecismo o espiritismo de Allan Kardec) o la versión afroamericana (vudú, umbanda y kimbanda). Una joven de 35 años ha contado su caso al digital Aleteia para ilustrar el fenómeno.

congreso_pastoral_exorcismo

La chica (usa el pseudónimo de "Rosa María") se despierta cada día a las 3 de la madrugada en su casa de Asunción (Paraguay) y reza el rosario. Pero hasta 2017 ella no era persona religiosa. 

Mi madre me llevó desde niña a sesiones de umbanda y kimbanda. Ya en mi adolescencia, por curiosidad, fui a algunas sesiones para acompañar a una compañera de colegio. Se abrieron puertas en mi vida y un emisario de Satanás se me pegó”, relató. 

“Este ser se me impregnó. No podría realizar mi vida en plenitud, me veía ahorcada, muerta, me daban ganas de suicidarme, no estaba a gusto ni conforme con mi vida. Tenía una visión donde veía a esta persona (demonio)”, mencionó. Rosa María dijo que las manifestaciones extraordinarias del maligno eran visuales, sexuales y de diferentes maneras. “Este demonio me consideraba de su propiedad, es como si se enamoró de mí”, detalló.

La experiencia con un ángel de luz

Este ser se me presentó cara a cara durante uno de los encuentros umbanda en el que los espíritus bajan y se dirigen a los participantes. Tuve mucho miedo, era una sensación horrible y pedí ayuda a Dios. En ese momento, a mi derecha apareció un ángel. De un lado estaba el emisario del mal y del otro lado estaba otro ser que me daba una paz increíble, explicó al digital católico. 

La experiencia con este “ángel de paz” condujo a Rosa María a acudir a un templo católico. Al día siguiente, tras años de alejamiento, ella fue hasta la Parroquia San Cristóbal de Asunción para participar de misa.

“Rompí en llanto y mientras lloraba con desconsuelo se me acercó una mujer y me dijo que la Virgen María me esperaba”, relató. 

Durante un retiro espiritual de un grupo de adoración pudo hablar con un seminarista psicólogo que la remitió al sacerdote Francisco Silva Isasi, actual coordinador de la Pastoral del Exorcismo de la Diócesis de Asunción. La orientó a unas conversaciones con psicólogos y a unos estudios médicos, y luego, acompañada por un diácono y dos sacerdotes, inició su dura batalla por la liberación. “La pastoral se manejó conmigo con mucha paciencia”, describió.

francisco_silva_isasi_pastoral_exorcismo

El padre Francisco Silva Isasi en un encuentro de Pastoral del Exorcismo

40 días de ayuno y llagas en todo el cuerpo

El proceso de liberación duró más de dos meses. Practicó 40 días de ayuno, reconciliación y misa. “Antes de irse, este demonio me causó mucho daño. Durante 40 días tuve llagas en todo el cuerpo. Los médicos no supieron explicar las causas”, explicó. Tras dos sesiones de oración de liberación Rosa María sintió que estaba ganando la batalla. “El sacramento de la Confirmación me devolvió la vida”, aseguró.

No pasó por un ritual de exorcismo formal completo, pero sí por intensas oraciones de liberación. “Lo que vi y escuché durante las sesiones de liberación fue algo imposible de explicar. Vi ángeles cantando a mi rededor, sentía que algo me quemaba. Me emociona mucho recordar esto. Llegué a vomitar alimentos enteros, lo que era increíble porque yo venía de varios días de ayunar, describió.

Rosa María comentó que el día de su liberación este ser diabólico que se obsesionó con ella se le puso frente a la puerta de su casa. “No quería dejarme pasar. Me aferré a mi rosario y mi biblia y cerrando los ojos lo atravesé”, relató. “Es increíble el poder que tiene la Virgen María, el Santo Rosario fue mi aliado en esta lucha. Esta mujer (María) es única, nunca me dejó sola. A través de ella, Dios me hizo sentir su presencia”, dijo.

La joven explicó que sus padres están separados desde hace 25 años. “Mi madre ahora se está acercando a la Iglesia católica. Ella estuvo por años en temas oscuros. Le estoy acompañando en su proceso, aunque su caso es mucho más complicado. Ella está postrada en cama pero los médicos dicen que está sana”, explicó.

Tras más de dos décadas de no dirigirse la palabra, ahora sus padres llevan una relación cordial. “El sacramento del matrimonio es algo único”, dijo. “Ambos se hicieron mucho daño. Mi papá se salvó de milagro de un cáncer”, agregó.

Los casos de verdadera posesión y exorcismo son pocos

Francisco Silva Isasi, el sacerdote coordinador de la Pastoral del Exorcismo de la Diócesis de Asunción, explicó a Aleteia que “los casos en los que se llega al exorcismo son muy raros. Esto se realiza cuando se confirma que la persona esta poseída. Los casos son extraordinarios, no son muchos. La mayoría de las veces las personas creen tener influencias pero no es así”. 

Lo que sí abunda son las personas que acuden al curanderismo, hechicería y rituales. Cuando llegan a los sacerdotes católicos como "último recurso" ya pueden ser víctimas de lo demoníaco por ignorancia o superstición, dice el sacerdote.

Silva explica que la Pastoral del Exorcismo escucha, acoge y busca “la conversión de las personas”. “Apuntamos a que la persona se encuentre con Jesucristo vivo. Este es un gesto de amor. Queremos ayudar a que la persona sea feliz”, expresó.

Un congreso para exorcistas, ayudantes y acompañantes

El lema de este congreso de exorcística es: “Para esto se han manifestado el hijo de Dios, para deshacer las obras del Diablo” (1 de Juan 3:8). Del 15 al 17 de noviembre del 2019 

La cita busca ayudar a los agentes pastorales a discernir correctamente entre los casos de personas que creen tener manifestaciones extraordinarias del maligno. La inscripción y más información se encuentran en este sitio web .

Francisco Silva Isasi explica en este vídeo cómo trabaja la pastoral del exorcismo en Asunción (Paraguay)

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Sin tu ayuda no podremos seguir haciendo noticias como ésta

DONA AHORA