Lunes, 19 de agosto de 2019

Religión en Libertad

«No veo nada que rectificar ni me han atemorizado las amenazas políticas»

Novell, a los que piden que se retracte: «Continuaré sin miedo presentando la visión cristiana»

Novell, obispo de Solsona, se mantiene firme y no se deja asustar por los lobbies LGTB ni los políticos
Novell, obispo de Solsona, se mantiene firme y no se deja asustar por los lobbies LGTB ni los políticos

Pablo J. Ginés/ReL

Pasados 10 días de polémica instigada por políticos y lobbies LGTB enfurecidos por la glosa del obispo Novell en la que se preguntaba por la relación entre ausencia paterna y homosexualidad, el obispo de Solsona ha decidido emitir una nota. 

Novell no se arredra ni se retracta, dice que las acusaciones de homofobia contra él son falsas y anuncia que "no dejaré de defender el derecho de los pastores de la Iglesia a enseñar la doctrina católica" y "que nadie dude que continuaré presentando sin miedo la visión cristiana sobre la persona y las consecuencias morales que se derivan".  

Novell deja claro que considera que se le ha aplicado una "persecución" y que el conflicto es "con los partidarios de la ideología de género".

Eso sí, comenta que ha recibido algunas cartas de padres y madres que dicen que se han sentido dolidos por su texto y lamenta que sea así. Y especifica que la nota busca responder a "la insistencia de algunos en considerar mi silencio perjudicial para la convivencia social y para la Iglesia". Esta frase parece una alusión, sobre todo, a alcaldes de poblaciones como Solsona, Tárrega, Mollerusa y Cervera (las más expresivas contra él), que querrían que se retractase aunque fuera solo para poder cerrar una polémica de diez días que entorpece la política local, con concejales de la extrema izquierda de la CUP, ERC y el PDCat (ex-Convergencia) acusándose unos a otros de tibios o de exacerbados respecto al obispo. 

"Nada que rectificar, no me han atemorizado"
Si querían una retractación, han conseguido el efecto contrario, porque Novell declara: "No veo nada que rectificar ni me han atemorizado las amenazas políticas".

No especifica las amenazas, pero han sido variadas: que los concejales no acudan a actos de la Iglesia, la declaración de persona non grata en Cervera (se logró con apenas 5 votos, con 6 abstenciones y 2 en contra), blandir supuestas denuncias usando la Ley catalana contra la Homofobia (que todos sospechan, a estas alturas, que si no se han hecho ya es porque que no prosperarían) y hasta el uso de iglesias desacralizadas para "sacramentos civiles", una especie de mofa planteada por el gobierno municipal de Cervera respecto al antiguo convento de Santo Domingo.

Las amenazas no han asustado a Novell. Tampoco las presiones de jerarcas del gobierno de la Generalitat como la directora de Igualdad, Mireia Mata. Ni los abucheos y gritos de activistas LGTB amenazantes cuando salía de una iglesia en Tárrega, protegido por los Mossos d'Esquadra y la Policía Municipal. 



Omella también fue firme... y no pasó nada
De hecho, se ha repetido lo que sucedió en febrero en Barcelona cuando el homosexual católico Philippe Ariño llegó para hablar a favor de la castidad y la vida cristiana: aunque hubo activistas LGTB agresivos con pancartas, gritos, amenazas, declaraciones de políticos e incluso una insólita condena firmada por los portavoces del Parlament y un "expediente informativo", el arzobispo Omella se mantuvo firme... y no pasó nada. 



Precisamente, este jueves 1 de junio Eugeni Rodríguez, president del Observatorio catalán contra la Homofobia (un lobby gay privado, pero financiado al 100% por la Generalitat) se ha reunido con el presidente de la Generalitat catalana, Carles Puigdemont, y la consellera de "Familias", Dolors Bassa, para pedir que la Ley catalana "contra la Homofobia" se amplíe con más reglamentos y quejándose de que los letrados de la Generalitat no denuncian al obispo porque consideran que sólo es "opinión".


  Eugeni Rodríguez, del Observatorio contra la Homofobia, pide reglamentos más duros al President Puigdemont y la consellera Bassas, y lamenta que las palabras de Novell no lleguen a los tribuanles
 
Rodríguez pide una reunión entre el Govern, "la Iglesia" y los grupos LGTB "para prevenir estos discursos". Quizá no prevé que si a la reunión acudiera Novell, muy probablemente les predicara el kerigma, les leyera el documento Amoris Laetitia y les invitara a un curso de evangelización.

Nota de aclaración de mons. Xavier Novell, obispo de Solsona
(traducción del original en catalán por ReL)

Mi glosa del pasado día 21 de mayo ha suscitado una serie de comunicados, reprobaciones y manifestaciones contrarias a mis palabras. Muchos me han pedido que rectificara el contenido de mi escrito. Al mismo tiempo, muchos fieles me han animado a mantenerme firme contra esta persecución.

No he hablado hasta ahora porque no veo nada que rectificar ni me han atemorizado las amenazas políticas. Motiva esta nota la inquietud de conciencia por si alguien se ha sentido herido o culpabilizado por mis palabras, y la insistencia de algunos en considerar mi silencio perjudicial para la convivencia social y para la Iglesia.

En esta nota, que será publicada en la Hoja Diocesano del domingo 11 de junio, y que ahora divulgo, me siento con la libertad y la responsabilidad de afirmar que:

1.- No he buscado ofender a nadie, pero pido disculpas a los padres y madres que se hayan sentido dolidos. He recibido llamadas y cartas de algunos de ellos y lamento que se hayan sentido juzgados por mi pregunta. Asimismo he agradecido a aquellos que han entendido de forma correcta que yo no vinculaba ni exclusivamente ni directamente la homosexualidad y la ausencia de la figura paterna. No me cuesta reconocer que hubiera sido un acierto añadir aquello que el Santo Padre dice en Amoris Laetitia 250: “Con los Padres Sinodales, he tomado en consideración la situación de las familias que viven la experiencia de tener en su seno personas con tendencias homosexuales, una experiencia nada fácil ni para los padres ni para sus hijos”.

2.- No he discriminado a nadie ni he lesionado ningún derecho personal. Son falsas las acusaciones de homofobia que me han dirigido. Estoy absolutamente convencido, como dice la Iglesia, que toda persona es digna de respeto sea cual sea su raza, nacionalidad, religión y tendencia sexual. Hago mío también lo que continúa diciendo el Papa Francisco en AL 250: “Por eso, deseamos antes que nada reiterar que toda persona, independientemente de su tendencia sexual, tiene que ser respetada en su dignidad y acogida con respeto, procurando evitar «todo signo de discriminación injusta», y particularmente cualquier forma de agresión y violencia”.

3.- No es mi intención mantener un conflicto abierto con los partidarios de la ideología de género, pero no dejaré de defender el derecho de los pastores de la Iglesia a enseñar la doctrina católica, amparados en la libertad de expresión y la libertad religiosa. Por eso, que nadie dude que continuaré presentando sin miedo la visión cristiana sobre la persona y las consecuencias morales que se derivan.

Solsona, 1 de junio de 2017

***

El texto original de Novell y datos que relacionan la ausencia percibida del padre y la homosexualidad AQUÍ 

Otros 8 daños de educar niños sin padre, según la ciencia, AQUÍ

 7 investigadores que señalan los daños de crecer sin padre y madre AQUÍ

 
5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Si tu nos ayudas, podremos continuar evangelizando con noticias como ésta

DONA AHORA