Domingo, 24 de marzo de 2019

Religión en Libertad

Blog

¿Cómo celebran la Navidad algunas sectas?

por Convertidos Católicos

Se acerca la fecha de la Natividad de nuestro Señor Jesucristo, y es un momento propicio para preguntarnos, ¿todos los que dicen seguir a Cristo, realmente celebran la Navidad? En este artículo, me voy a centrar en las tres principales sectas de impronta cristiana como son: Adventistas, Testigos de Jehová y Mormones, y lo que ellas creen sobre la Navidad. Considero, es importante conocerlo para valorar mucho más lo que nosotros tenemos en la iglesia, que es, la plenitud de la verdad.

Los testigos de Jehová y la Navidad

Ellos NO celebran la Navidad, pues la consideran una fiesta pagana, que ha sustituido a la fiesta romana Saturnalia, y el cumpleaños de Nimrod. Sin embargo, debemos saber que su fundador, Charles Russell, si dió el visto bueno a la celebración de la Navidad:

En los días del pastor Russell se celebraba la Navidad en la vieja Casa Bíblica de Allegheny, Pensilvania. Ora Sullivan Wakefield recuerda que el hermano Russell daba a los miembros de la familia de la Casa Bíblica monedas de oro que valían cinco o diez dólares en la Navidad. Una costumbre que ciertamente no se observaría hoy era la celebración de la Navidad con un árbol de Navidad en el comedor de Betel (Anuario de los testigos de Jehová, 1974,147)

Tanto la Navidad como Acción de gracias, Pascua y Viernes santo fueron prohibidas en 1928 por la Watchtower. La última vez que se celebró la Navidad en el Betel de Brooklyn fue en 1926.Aquí claramente vemos una contradicción en la secta, primero es bueno y luego es mala. Por otro lado, ellos se basan en estas premisas para no celebrar esta fiesta:

Jesús mandó que se recordara su muerte, no su nacimiento (Lucas 22:19, 20).

Ni los apóstoles de Jesús ni los primeros cristianos celebraban la Navidad. Según el Diccionario del cristianismo, esta fiesta fue “instituida en Roma hacia 330” de nuestra era, más de dos siglos después de la muerte del último de los apóstoles.

No hay prueba de que Jesús haya nacido un 25 de diciembre; de hecho, la Biblia no revela la fecha de su nacimiento.

Entendemos que Dios no aprueba la Navidad, pues tiene su origen en costumbres y ritos paganos (2 Corintios 6:17).

La Watchtower también Jeremías 10,3-4 para probar que los cristianos no deben poner árboles de Navidad en sus Casas.

Respuesta Católica:

En primer lugar, Jesús si manda que se recuerde su muerte, pero no en forma de mero recuerdo, sino como sacrificio memorial de él, eso quiere decir “Haced esto en memoria mía”. Ahora bien, también encontramos en la Biblia argumentos para recordar el nacimiento del Salvador:

Nosotros hemos sido llamados a predicar la buena nueva de Jesús:

En aquel tiempo se apareció Jesús y les dijo: Id por todo el mundo y proclamad la Buena Nueva a toda la creación. El que crea y sea bautizado, se salvará; el que no crea, se condenará. Marcos 16:15

Es decir, debemos predicar por todo el mundo la Buena Nueva, y a todo el mundo. Esta es la misión Dios dejó a su Iglesia, y precisamente eso es lo que la Iglesia realiza en estas fechas, proclama la Buena Nueva del Nacimiento del Hijo de Dios. Porque el Nacimiento del Hijo de Dios, es Evangelio, es buena nueva, es palabra hecha carne (Juan 1:14).

Había pastores en la misma región, que velaban y guardaban las vigilias de la noche sobre su rebaño.9 Y he aquí, se les presentó un ángel del Señor, y la gloria del Señor los rodeó de resplandor; y tuvieron gran temor.10 Pero el ángel les dijo: No temáis; porque he aquí os doy nuevas de gran gozo, que será para todo el pueblo: Lucas 2:8-10

El ángel del Señor les dio a los pastores la BUENA NUEVA, nuevas de gran gozo, que el Salvador había nacido. Es decir la Natividad es parte del Evangelio de Cristo. Si somos auténticos cristianos no tenemos suprimir esta celebración, sino aprovecharla para dar testimonio vivo con nuestra vida de este gran acontecimiento que cambió el mundo.

Como dice el ángel, la Natividad es tiempo de "gozo". Para nosotros los católicos también representa un gran gozo el celebrar el Nacimiento de Cristo. 

Por otro lado es falso que no existan registros de la celebración de la Navidad anteriores al año 300 d.C.  y también es falso que esta venga del paganismo. San Hipólito en el año 204 comentando el libro de Daniel enseña que:

la primera venida de nuestro Señor, la que tuvo lugar en la carne, según la cual Él nació en Belen, tuvo lugar ocho días antes de las calendas de Enero (1 de Enero), el miércoles, el año 42 del reino de Augusto” (Commentario su Daniele IV,23,3).

Finalmente en relación a la cita Jeremías 10, 3-4 es algo que esta fuera de contexto, pues el pasaje no habla para nada de decorar árboles, ni de tener árboles en la casa, sino de fabricar ídolos de madera, y del pecado de idolatría. Nadie adora el árbol en Navidad, es simplemente un adorno de la casa, pero aún así el adorno tiene un fundamento bíblico y un sentido espiritual:

Vendrá a ti  el orgullo del Líbano, con el ciprés y el abeto y el pino, para adornar  el lugar de mi santuario y ennoblecer mi estrado (Is 60,13). Esta cita demuestra no hay nada de malo en adorar el lugar donde nacerá Jesús, el Cristo. Además bajo los árboles sagrados se celebraban reuniones, juicios y  asambleas del pueblo (Jue 4,5; 1 Sam 14,2; 22,6). Nosotros nos reunimos en familia bajo el árbol de Navidad para esperar con gozo el nacimiento del redentor.Por otro lado, este legalismo farisaico de los Testigos de Jehova es fácilmente refutable con San Pablo:Uno hace diferencia entre día y día; otro juzga iguales todos los días. Cada uno esté plenamente convencido en su propia mente.El que hace caso del día, lo hace para el Señor; y el que no hace caso del día, para el Señor no lo hace. El que come, para el Señor come, porque da gracias a Dios; y el que no come, para el Señor no come, y da gracias a Dios. Romanos 14,5-6

Los mormones y la Navidad

Para tocar este punto, he recurrido al libro Quienes son realmente los mormones de Yasmin Oré, actualmente evangelizadora católica pero que en su juventud fue miembro y misionera de esta secta, que nos dice:

Con respecto a la Navidad ellos lo suelen celebrar, pero sus costumbres tienen distinto significado con respecto a los católicos y otros cristianos. Es así que participan en sus diversos eventos de manera muy activa, por ejemplo: sus autoridades generales presentan un devocional por Navidad con mensajes e himnos navideños recordando la importancia del nacimiento de Cristo y también para experimentar momentos agradables con la familia este devocional se realiza siempre la noche del primer domingo de diciembre. La decoración navideña está compuesta del Árbol de Navidad, el nacimiento o pesebre y Santa Claus. Sin embargo, sobre los primeros a diferencia de los católicos significan solo accesorios decorativos. Él árbol de Navidad lo consideran de origen pagano pero a la vez un símbolo de unidad familiar por las tiernas experiencias generan su armado en el hogar. Sobre el pesebre ellos no suelen orar frente al él para diferenciarse de las costumbres de idolatría que según su opinión tenemos los católicos frente a las imágenes.” (Quienes son realmente los mormones, Ed. Sekotia pag 156).

Respuesta Católica:

Si bien es cierto los mormones si celebran la Navidad, los elementos navideños solo los ven como decoración y no entran a valorar el sentido religioso y espiritual que estos pueden tener. Ignoran también el origen del árbol de Navidad: este se debe a San Bonifacio que cuando fue a evangelizar a Alemania tuvo que luchar contra el paganismo germano y según cuenta la tradición corto el roble sagrado de los alemanes, y pronto se reemplazo este por otro abeto que llamarían el “árbol del Niño Jesús” para representar su nacimiento. Ahora bien si alguien se queja de que se uso un elemento pagano como el árbol germano para evangelizar a los Alemanes y por tanto el árbol de navidad viene a sustituir a ese árbol sagrado de los pueblos nórdicos he de decir, que debe hacer lo mismo con la Biblia pues en ella vemos que hay “resabios paganos”: Resulta que tanto la palabra “´Tártaro como Hades” son del paganismo griego, el dios griego Hades era quien gobernaba el reino de los muertos, y este lugar es conocido como tártaro, término usado en 2Pe 2,4: Porque, si Dios no perdonó a los ángeles que pecaron, sino que, precipitados en el tártaro, los entregó a las prisiones tenebrosas, reservándolos para el juicio;' Lucas 10,15  Y tú, Capernaum, que hasta los cielos eres levantada, hasta el Hades serás abatida. Por tanto en la Biblia tenemos dos palabras que vienen del paganismo y se han usado para referirse a una realidad teológica cristiana: el infierno. Y nadie afirma la Bíblia se haya paganizado por usar expresiones de la mitología griega, por tanto el mismo criterio debemos usar con el árbol de navidad, no es algo pagano, se uso para evangelizar a los paganos, siguiendo la regla de San Pablo:

Me he hecho a los judíos como judío, para ganar a los judíos; a los que están sujetos a la ley (aunque yo no esté sujeto a la ley) como sujeto a la ley, para ganar a los que están sujetos a la ley;21 a los que están sin ley, como si yo estuviera sin ley (no estando yo sin ley de Dios, sino bajo la ley de Cristo), para ganar a los que están sin ley.22 Me he hecho débil a los débiles, para ganar a los débiles; a todos me he hecho de todo, para que de todos modos salve a algunos. 1Cor 9,20-22.

Los Adventistas y la Navidad

La postura de los adventistas sobre si se debe celebrar la Navidad o no, es un poco ambigua, pues si bien es cierto su fundadora afirmó claramente que no se sabe la fecha de nacimiento de Cristo y que la fecha del 25 de diciembre era algo pagano, si dijo que se podía celebrar la navidad bajo una serie de condiciones morales como son: no gastar grandes cantidades de dinero en regalos, alejarse del consumismo mundano, etc. Por ello, están divididos en este tema, pero yo me centraré claramente en lo relativo a la fecha del 25 de diciembre y los escritos de Elena G. White sobre esto.

“Dios ocultó el día preciso en que nació Cristo, a fin de que ese día no recibiese el honor que debía darse a Cristo como Redentor del mundo y el único que debía ser recibido y en quien se debía confiar por ser el único capaz de salvar hasta lo sumo a todos los que se allegaron a él. La adoración del alma debe tributarse a Jesús como Hijo del Dios infinito” (Review and Herald, 9 de diciembre de 1884).

Se dice que el 25 de diciembre es el día en que nació Jesucristo, y la observancia de ese día se ha hecho costumbre popular. Sin embargo, no hay seguridad de que estemos guardando el día preciso en que nació nuestro Salvador. La historia no nos da pruebas ciertas de ello. La Biblia no señala la fecha exacta. Si el Señor hubiese considerado tal conocimiento como esencial para nuestra salvación, habría hablado de ello por sus profetas y apóstoles, a fin de dejarnos enterados de todo el asunto. Por lo tanto, el silencio de las Escrituras al respecto nos parece evidencia de que nos fué ocultado con el más sabio de los propósitos. (Hogar Cristiano 434.2)

Elena G. White y el Arbol de Navidad

Aunque los adventistas actualmente no suelen adornar sus casas con el árbol que si caracteriza a los católicos y otros cristianos, si es cierto que existe algún escrito de su fundadora en el que si enseñó hacerlo en el pasado como es: ¿Tendremos árbol de Navidad?”—Agradaría mucho a Dios que cada iglesia tuviese un árbol de Navidad del cual colgasen ofrendas, grandes y pequeñas, para esas casas de culto. Nos han llegado cartas en las cuales se preguntaba: ¿Tendremos un árbol de Navidad? ¿No seremos en tal caso como el mundo? Contestamos: Podéis obrar como lo hace el mundo, si estáis dispuestos a ello, o actuar en forma tan diferente como sea posible de la seguida por el mundo. El elegir un árbol fragante y colocarlo en nuestras iglesias no entraña pecado, sino que éste estriba en el motivo que hace obrar y en el uso que se dé a los regalos puestos en el árbol. – (HC 438.2)

Los teólogos adventistas han interpretado que se trató de otros tiempos, en el que la Iglesia adventista pasaba por una gran deuda y ella lo que estaba enseñando era que debían colgar ofrendas en el árbol y así saldar esas deudas. Una explicación algo acomodada pues no quieren reconocer hasta su fundadora actuó en contradicción con lo que enseñó sobre el paganismo en la navidad.

Respuesta Católica:

Las Escrituras si dan pistas sobre cuando nacerá el Señor tal como los vemos en los siguientes pasajes:

2 Macabeos 1, 18: "Ya que vamos a celebrar la purificación del Templo el veinticinco del mes de Casleu, pensamos que es bueno avisarles para que ustedes también celebren la fiesta de las Tiendas y del Fuego que apareció cuando Nehemías ofreció sacrificios después de haber reconstruido el Santuario y el altar." 

El día de Navidad también coincide con una festividad bíblica: la conmemoración de la purificación e iluminación del templo por obra de los Macabeos, que es exactamente el 25 del noveno mes del calendario judío (Kisleu). A esa fiesta se le llama "Hannuká". Cristo es la luz que ilumina a todo hombre (Juan 1:9), el mismo se llama Templo de Dios (Juan 2:19). Es pues evidente el templo puro de Dios, debía nacer en esta fecha.

Ageo 2:18-19 Meditad, pues, en vuestro corazón, desde este día en adelante, desde el día veinticuatro del noveno mes, desde el día que se echó el cimiento del templo de Jehová; meditad, pues, en vuestro corazón. 19 ¿No está aún la simiente en el granero? Ni la vid, ni la higuera, ni el granado, ni el árbol de olivo ha florecido todavía; mas desde este día os bendeciré.

Si nos atenemos a que el mes de Nisán, llamado en la Biblia “el mes primero”, Éxodo 12,2, que corresponde al Abril de nosotros, entonces el mes noveno sería el Kislev que para nosotros sería el mes de diciembre, luego si Jesús es la Piedra angular según Hechos 4,11 y por tanto el cimiento principal del Nuevo Templo, entonces el profeta Ageo pareciera haber profetizado la fecha exacta de su nacimiento y el comienzo de las bendiciones.

Finalmente vamos a probar como la misma historia de la Iglesia establece que Cristo nació el 25 de diciembre:

Theofilo, obispo de Cesarea(AD 115-181 ) -Teófilo vivió en tiempos del emperador Cómodo; vivió dentro de los 100 años después los apóstoles, y fue obispo de Cesarea en Palestina, el mismo origen de donde surgió nuestra fe:
 
“Debemos celebrar el día del nacimiento de nuestro Señor en qué día debe pasar el 25 de diciembre. " Magdeburgenses, Cent. 2. c. 6. Hospicio, de orign Festorum Chirstianorum

San Hipolito de Roma  204 dC:
 
“la primera venida de nuestro Señor, la que tuvo lugar en la carne, según la cual Él nació en Belen, tuvo lugar ocho días antes de las calendas de Enero (1 de Enero), el miércoles, el año 42 del reino de Augusto” (Commentario su Daniele IV,23,3)

Con todo esto queda demostrado que históricamente se creyó desde tiempos apostólicos que Cristo había nacido un 25 de diciembre, y la propia escritura nos confirma que pudo ser en esta fecha al menos con dos referencias bíblicas importantes como la del libro de Ageo y la del libro de Macabeos.

Jesús Urones

Si deseas leer más artículos del blog puedes también seguirnos por nuestro facebook dando clic aquí 

 

 

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Esta noticia sólo la podemos hacer con tu ayuda

DONA AHORA