Miércoles, 25 de noviembre de 2020

Religión en Libertad

Von der Leyen: «La demanda de Schuman de una Europa unida y solidaria es hoy más válida que nunca»

Von der Leyen: «La demanda de Schuman de una Europa unida y solidaria es hoy más válida que nunca»
Ursula Von der Leyen

ReL

Con ocasión del Día de Europa que se celebra hoy, 9 de mayo, la presidenta de la Comisión Europea ha sido entrevistada por L'Osservatore Romano y Vatican News, ambos medios de comunicación del Vaticano, sobre la importancia del espíritu de los "padres fundadores" de la Unión Europea, como Schuman y De Gasperi, los dos católicos y el primero en proceso de beatificación. En la hora más dura desde la Segunda Guerra Mundial, Ursula von der Leyen exhorta a un nuevo inicio a partir de los valores europeos de la solidaridad y del multilateralismo. El sueño de Robert Schuman y de los Padres Fundadores de Europa sigue vivo y puede ayudar a los pueblos europeos a superar la crisis provocada por la pandemia, reforzando los cimientos de la solidaridad. Von der Leyen también se detiene en los llamamientos del Papa Francisco por la unidad de los pueblos europeos contra los egoísmos nacionalistas y en el papel que la Unión Europea podrá desempeñar a nivel internacional tras el fin de la pandemia.

- Presidenta Ursula von der Leyen, pocos meses después de su elección al vértice de la Comisión Europea se enfrenta a una crisis sin precedentes para Europa. ¿Cómo está viviendo, personalmente, este difícil momento?

- La crisis actual nos está poniendo a todos a la prueba hasta el extremo. Desde hace dos meses transcurro la mayor parte del tiempo en Berlaymont, el edificio que alberga a la Comisión en Bruselas. Debido al riesgo de contagio, actualmente sólo hay un pequeño grupo de una docena de personas trabajando allí. Hablo con los Comisarios por vídeo todos los días aunque estamos en el mismo edificio. Trato de tomar un poco de aire y ver el sol al menos una vez al día. Y a veces logro ir a correr a algún lugar verde. Eso es lo que el alma necesita. Además, todas las noches hablo vía video con mi esposo y mis hijos grandes. Me alegro de que todos estén bien. También pienso en las muchas familias que no son tan afortunadas y que tienen que preocuparse tanto por sus seres queridos. Esto es lo que motiva mi trabajo como Presidente de la Comisión para ayudar a los países y personas de todo el mundo a hacer frente a esta profunda crisis de la mejor manera posible. En este momento, mucha gente se ve obligada a quedarse en casa. Yo tengo la oportunidad de hacer mucho. Esto me ayuda.

- El 9 de mayo celebraremos el Día de Europa. ¿Qué significado puede tener hoy en día para los ciudadanos europeos, que se encuentran en medio de la crisis más grave desde la Segunda Guerra Mundial?

- La Unión Europea ha cambiado para mejor el destino de nuestro continente. Nació de las cenizas de una crisis que devastó el continente. Y es en tiempos de crisis, como la que estamos experimentando, que podemos apreciar su verdadero valor. Para mis padres, Europa significaba paz. Para mi generación, es libertad y estado de derecho. Para la generación de mis hijos significa futuro y apertura al mundo. A veces damos a Europa por descontado. Olvidamos que es un bien precioso vivir en la prosperidad económica, en la cohesión social, en el respeto de los derechos humanos. Como sucede con la libertad y la salud, apreciamos su verdadero valor sólo cuando tememos perderlas. La actual pandemia es un doloroso recordatorio de esto. Como dijo Alcide De Gasperi: Sólo unidos seremos fuertes, sólo si somos fuertes seremos libres. Debemos seguir trabajando por una Europa más cercana y unida. El Día de Europa de este año será un poco diferente. Sin embargo, espero que todavía pueda ser un tiempo de celebración para todos los europeos, de celebración de la amistad, de la unidad y de la solidaridad entre países y personas.

- En este momento de la pandemia, el Papa Francisco ha exhortado repetidamente a Europa a volver al sueño de los Padres Fundadores, un sueño de solidaridad y paz. ¿Es posible realizar este sueño? ¿Cómo se puede concretar?

- El 9 de mayo celebraremos el 70º aniversario de la declaración de Robert Schuman, que se ha convertido en el punto de partida de nuestro camino hacia la Unión Europea. La declaración de Schuman cambió el destino de nuestro continente. Sus demandas de una Europa unida y solidaria son hoy más válidas que nunca. Hoy no veo mejor homenaje a las palabras de Schuman que la solidaridad entre los países de la Unión Europea. Los médicos y enfermeros rumanos y noruegos que fueron a Bérgamo para asistir a los enfermos, Alemania que puso a disposición de los pacientes de Italia, Francia, los Países Bajos sus lugares de cuidados intensivos y la República Checa que envió las mascarillas a España. El choc del coronavirus también contiene un mensaje saludable en un sentido amplio: quien mira sólo a sí mismo no va muy lejos. Sólo juntos podremos superar las grandes crisis, los conflictos y las reformas. Esto también vale también para el plan de recuperación o para nuestra Unión Europea. Debe ser fuerte y trazar el camino de Europa hacia el futuro con grandes trazos. Estoy luchando por una Europa basada en la solidaridad, que abrace con valentía las oportunidades verdes y digitales y que esté mejor preparada para futuras crisis.

- La pandemia está sacando a la luz nuevos egoísmos nacionalistas. También el Papa Francisco ha dado la alarma sobre esto. ¿Teme que los pueblos de Europa se alejen de sus instituciones a nivel continental? ¿Qué pueden hacer los líderes europeos para evitar que esto suceda?

- Debemos estar atentos. Pero como estamos viendo, los gobiernos nacionalistas de todo el mundo no tiene que dar a una pandemia que no conoce fronteras, religiones o color de piel. Al principio de la crisis, algunos Estados miembros de la Unión Europea sintieron el instinto de aislarse y tomar medidas de forma aislada. Pero al final esto no fue efectivo y creó problemas. Así que los gobiernos pronto recordaron que sólo podemos proteger a nuestros ciudadanos si trabajamos juntos, si nos ayudamos unos a otros y si compartimos. Juntos, en la Unión Europea tomamos cientos de medidas para asegurar que los hospitales de Italia o España tuvieran el equipo necesario, que los bienes esenciales como las medicinas o los alimentos llegaran rápidamente a las farmacias o tiendas, que los trabajadores de las zonas fronterizas pudieran cruzar la frontera para ir a trabajar y que las personas pudieran mantener sus empleos. Tomar medidas concretas para proteger la salud y el empleo de las personas: eso es lo que debemos seguir haciendo.

- Durante la crisis financiera de 2012, Mario Draghi, entonces presidente del Banco Central Europeo, sostuvo que el euro debía ser preservado a toda costa. "Whatever it takes" (Todo lo que sea necesario), dijo. En su opinión, ¿está la Unión Europea dispuesta hoy a hacer "todo lo que sea necesario" para salvar la economía del continente?

- Haremos todo lo posible para mantener los empleos de la gente y para sostener a las empresas amenazadas por el colapso de la actividad económica. Ya hemos adoptado muchas medidas de apoyo. Hemos cambiado las normas sobre las ayudas estatales para permitir a los gobiernos ayudar a las empresas que están en dificultades como resultado de la crisis. Estamos usando la total flexibilidad de nuestras normas presupuestarias para permitir a los gobiernos luchar contra la crisis. Hasta ahora, la Unión Europea ha movilizado más de 3 mil millones de euros para apoyar a las personas, las empresas y la economía de nuestros estados miembros. Es la respuesta económica más imponente del mundo. Sólo para darle un ejemplo tangible: la Unión Europea ayudará a las personas a mantener el empleo apoyando el trabajo a tiempo parcial. Estamos proporcionando cien mil millones de euros para este modelo, similar al fondo de despido. Ahora debemos acordar un plan de recuperación, basado en un sólido presupuesto europeo, que permita a nuestras economías recuperarse. Estoy segura de que todos los gobiernos de la UE comprenden la magnitud del desafío y que estaremos a la altura de la tarea.

- Después de esta crisis, ¿qué papel puede desempeñar Europa a nivel internacional? ¿Qué aspecto tendrá el multilateralismo después de la crisis actual, en su opinión?

- Este virus muestra lo interconectado que está el mundo. Nos enfrentamos a una pandemia mundial y la única manera de derrotar al virus es mediante la cooperación y la solidaridad internacionales. Este fue el propósito del evento de recaudación de fondos "Coronavirus Global Response" que solicité el 4 de mayo, junto con varios gobiernos de la UE y otros socios. Más de cincuenta jefes de estado y de gobierno, organizaciones de salud y empresarios de todo el mundo se unieron a nosotros para recaudar fondos y comenzar un trabajo sin precedentes sobre las vacunas y los tratamientos contra el coronavirus. Recaudamos 7.400 millones de euros, más de la mitad de los cuales procedían de la Unión Europea y sus gobiernos. Y hemos reunido bajo un mismo techo a las organizaciones mundiales que trabajan para desarrollar vacunas, tratamientos y diagnósticos, y para hacerlos disponibles, a precios asequibles, en todo el mundo. El éxito del evento nos ha demostrado una vez más la fuerza del trabajar juntos.

 

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Miles de personas se perderán esta noticia si tu no nos ayudas

DONA AHORA