Sábado, 15 de junio de 2024

Religión en Libertad

Blog

Ecologismo personalista y capitalismo humanista.

por Benigno Blanco

Ecologismo personalista y capitalismo humanista.

Jesús Ballesteros, catedrático emérito de filosofía del derecho y filosofía política de la Universidad de Valencia, es un pensador muy original y sugerente. Cuando yo era muy joven e intentaba aclararme sobre el mundo en que iba a moverme, su libro Posmodernidad: decadencia o resistencia (Ed. Tecnos, 1989, 158 pág.), marcó mi forma de pensar en mi juventud; y he acudido a él una vez y otra a lo largo de los años como fuente de inspiración para entender a fondo la crisis actual de los derechos humanos, los planteamientos transhumanistas, el ecologismo antihumanista contemporáneo, la extensión de la lógica del mercado a ámbitos hasta ahora reservados a la moral y tantas otras cuestiones de actualidad.

En aquel libro el autor defendía como opción deseable frente a la posmodernidad decadente en que estamos inmersos, una posmodernidad basada en

+ volver a confiar en la razón y con ella mantener la referencia a la realidad como criterio para la búsqueda de sentido

+ defensa de la economía de mercado y rechazo de la sociedad de mercado; rechazo del economicismo y de la subordinación de todo al dinero y recuperación de las virtudes públicas y privadas.

+ cuidado del largo plazo, de la ecología y la frugalidad

+ defensa de lo pequeño, de las comunidades y mercados regionales y del federalismo a escala interestatal.

El profesor Ballesteros es una rara avis en el pensamiento filosófico español contemporáneo, pues su filosofía es profundamente coherente con la tradición antropológica cristiana; y a la vez está seriamente comprometido con algunas de las causas políticamente más progresistas (incluso antes de que éstas estuviesen de moda y formasen parte de lo políticamente correcto) como el feminismo y el ecologismo. Siempre lo he seguido con interés porque en él he visto un aprecio sincero a todo lo bueno; y capacidad para discernir -más allá de la hojarasca superficial- lo mejor de la modernidad y su anclaje en la mejor tradición humanista de Occidente.

Ahora  publican la editorial Tirant  Lo Blanc y la Universidad Católica de ValencIa su libro Domeñar las finanzas, cuidar la naturaleza (2021, 467 págs.), obra en que se recopilan 18 trabajos del maestro Ballesteros publicados en diversas revistas y libros colectivos  entre 2008 y 2016 y que constituyen  en  conjunto  una excelente reflexión sobre las grandes cuestiones de actualidad en materia de economía, derechos humanos y ecología. Resulta imposible referirse aquí a todas las ideas de este libro. Por ello voy a circunscribirme a reflejar –para animar a su lectura- algunos de sus sugerentes planteamientos sobre economía y ecología, materias a las que dedica bastantes de los capítulos del libro, con títulos tan expresivos como los siguientes: la insostenibilidad de la globalización existente, contra la financiarización de la economía y la mercantilización de la sociedad, hacia un modo de pensar ecológico, ecologismo personalista, ecologismo humanista contra crematística, etc.

Ballesteros analiza el surgimiento de la economía neoclásica como si fuese sin más una ciencia matemática como cualquier otra, con pretensión de desconexión total con la ética y la política y con una fortísima influencia de los planteamientos utilitaristas y hedonistas de la filosofía británica de los siglos XVII y XVIII. Este planteamiento lleva a la absolutización del dinero y a la minusvalorización de las realidades que no responden a esa lógica como la familia. Frente a esos planteamientos el autor propone una economía del bien común y se inspira en autores como Ropke, Eucken, Ehardt, Schumacker o Amartya Sen. “Resulta importante que la economía como ciencia supere el paréntesis neoclásico, abandone sus pretensiones de homologación con las ciencias físico-matemáticas y recupere su conciencia de pertenecer al ámbito de las ciencias sociales y más en concreto al ámbito de la ética y de la filosofía práctica” (pág. 63).

Creo que las reflexiones de Ballesteros son muy importantes en un momento en que la expansión de la ética capitalista del dinero va absorbiendo progresivamente más ámbitos de la sociedad, destruyendo a la par los ámbitos de sociabilidad que históricamente no respondían a la lógica del mercado y el dinero. Una aportación interesante en esta línea es también la obra –que he leído a la vez que la de Ballesteros- de Javier Ramos Arévalo, filósofo y bancario, ¿Qué es el dinero? Publicada por EUNSA en 2010 (159 págs.). Este autor analiza la cuestión que da origen al título del libro desde una perspectiva antropológica similar a la de Ballesteros, aunque no cita a este pensador. Son obras que pueden ayudar a pensar de otra forma a la habitual en materia de economía. Y esta nueva forma de pensar es necesaria y urgente.

No puedo detenerme en la sugerente perspectiva ecologista de Ballesteros que me resulta muy interesante. Para conocerla sugiero que leas el libro.

Benigno Blanco

 

 

 

Comentarios
5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

REL te recomienda