Este website utiliza cookies propias y de terceros. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Política de cookies.
Religión en Libertad
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Accede a nuestros RSS
PortadaVaticanoEspañaAmérica LatinaVida y familiaOtras noticias Historias de conversiónHistorias de evangelizaciónOpiniónBlogsVídeos
  Martes, 02 de septiembre de 2014 | 00:00 Suscríbete a ReLRegala ReLDifúndenosContactoHemerotecaAYUDA A REL 
Buscar
Analizamos los conceptos clave de este templo del consumo
Amor, perdón, esperanza, fe, familia... las palabras tabú del centro comercial Plenilunio
Recorremos los pasillos de Plenilunio como el egiptólogo en un templo egipcio. La religión modernísima de este templo luminoso y ruidoso proclama estas palabras: disfrutar, reir, admirar y sorprender. Pero ignora, por ejemplo, la humildad, la sabiduría, la amistad y la alegría.
Actualizado 6 octubre 2011  
Compartir: Acceder al RSS Añadir a Facebook Añadir a Twitter Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   Comentar 12
Pablo Ginés/ReL   
Amor, perdón, esperanza, fe, familia... las palabras tabú del centro comercial Plenilunio
Centro Comercial Plenilunio
 "Despojada de la costra materialista y consumista, la Navidad es una ocasión para acoger a Cristo"
 Un párroco anglicano recomienda robar «sólo» en grandes cadenas comerciales
 Rico Pavés: "El Jesús de la Iglesia no sería comercial en el cine"
 ¿Cómo responder al secularismo? (IV)
En 1999 la socióloga Beth Gill publicó su ensayo "Templos del Consumo: los centros comerciales como catedrales seculares" ("Temple of consumption: shopping malls as secular cathedrals, en inglés aquí http://www.trinity.edu/mkearl/temples.html ). La idea hizo fortuna, se escribieron artículos, blogs, sermones con ese concepto. No hacía falta ser cristiano para asumir que los grandes centros comerciales cumplen funciones de consuelo, sentido, comunidad... o fingen hacerlo. Son la nueva religión.

"Al contrario que el bazar, el centro comercial no es realmente un lugar público ni un mercado libre. [...] Igual que muchos creyentes iban con muletas a los templos, los médicos cardiobasculares recomiendan a sus pacientes con marcapasos hacer ejercicio allí por su caracter estimulante y clima controlado. [...] La adecuación de un centro así a los propósitos religiosos se ilustró cuando en San Antonio, Texas, a finales de los 80, el antiguo Texas Outlet Mall se convirtió en la nueva sede de la Iglesia Baptista de Alamo City", podíamos leer en ese ensayo.

Pero si los centros comerciales son los templos de una nueva religión... ¿cuáles son sus textos sagrados? Como en los templos egipcios (y muchos otros) es bueno leer las paredes.

Y un caso muy especial es el centro Plenilunio, de Madrid. En los frisos de sus pasillos y sus tres principales rotondas hay escritas, en grandes letras, palabras "inspiradoras", "sugerentes". Son 126 palabras, aunque muchas se repiten: en total hay 57 conceptos distintos.

El Centro de Ocio y Comercio Plenilunio, se inauguró en Madrid en 2006. Atrae cada semana unas 150.000 personas. Su aparcamiento de 2.700 plazas está lleno a rebosar en fin de semana. El centro cuenta con 200 locales comerciales y de ocio. Nos parece representativo.

Hemos recorrido todos los pasillos de Plenilunio y hemos apuntado sus "palabras clave", las que todos sus visitantes ven, bien grandes, por el rabillo del ojo. Las que entran de forma consciente o inconsciente.

"Admirar" aparece 6 veces: es la más frecuente. Entre 4 y 5 veces encontramos: calor, disfrutar, energía, humanismo, reir, sorprender y tolerancia.

Tres veces aparecen estas palabras: cantar, compartir, convivir, felicidad, hombre, luna, mar, mujer, natural, respeto, sentir.

Dos veces encontramos cada uno de estos términos: aventura, belleza, color, cosmos, comunicar, divertir, educar, enseñar, luchar, niños, planeta, plenilunio, salvaje, sol, sonreir, tierra, viajar, vivir.

Y hay palabras que aparecen solo una vez: agitar, aprender, bailar, contemplar, cordialidad, deleitar, desierto, entusiasmo, generosidad, lago, lluvia, navegar, océano, orgullo, placer, regular, río, seducción, seducir.

¿Son conceptos "malos"? No, pero las ausencias son elocuentes en la "religión" del templo Plenilunio. Alguien decidió dejar fuera palabras muy potentes.

Las palabras tabú para Plenilunio
Por ejemplo, no aparecen las virtudes teologales pese a sus resonancias poéticas y vivenciales: ni Fe, ni Esperanza, ni Caridad... ni siquiera una palabra tan comercializable como "Amor". No aparece la palabra "sabiduría".

No aparecen las virtudes aristotélicas: la justicia, la templanza, la fortaleza o la prudencia. ¿Serán palabras "peligrosas" en un centro comercial? Tampoco aparece la palabra "virtud".

No aparecen, obviamente, las Bienaventuranzas: no están los pobres, mansos, misericordiosos, la limpieza de corazón, los pacíficos, perseguidos, los que lloran y serán consolados... Pero asombra que, de hecho, no se proclamen ni la palabra "paz" ni "consuelo".

En los frisos de Plenilunio aparece la "felicidad" (3 veces), pero nunca la "alegría".

Se menciona dos veces la "sencillez", pero nunca la "humildad".

No están tampoco los frutos del Espíritu Santo
: "El fruto del Espíritu es amor, alegría, paz, paciencia, afabilidad, bondad, fidelidad, mansedumbre, dominio de sí" (Gálatas 5:22-23). Ninguna de ellas puede leerse en Plenilunio. Por supuesto, si no sale "fidelidad" tampoco va a salir "compromiso".

De la trilogía "bien, bondad, belleza", Plenilunio solo acepta "belleza" (la menciona 2 veces).

"Mujer" y "hombre" aparecen 3 veces, y "niños" 2 veces. Suponemos que porque hay tiendas de ropa de hombre, de mujer y de niño. Pero no aparece la palabra "familia". Ni "comunidad". Las personas van por separado. De hecho, no aparece la palabra "persona".

Aparece "generosidad" (sólo una vez). No aparece "perdón" ni "reconciliación" (y eso que podrían ser buenos incentivos para una compra).

Encontramos "sentir" 3 veces, pero no "pensar".

Hay en Plenilunio lagos, ríos, lluvias, mares, desiertos, lunas, planetas y cosmos... pero no hay flores ni animales.

Plenilunio aprecia la "cordialidad" (1 vez), el "convivir" (3) y, sobre todo, ese tótem blando que es la "tolerancia" (4), cualidades que no están mal pero que palidecen ante la fuerza intensa de la "amistad": palabra que Plenilunio desconoce.

No encontramos la trilogía "libertad, igualdad, fraternidad".

Pero quizá se las presupone porque "humanismo" aparece 4 veces, incluyendo en el lugar más importante: la entrada al cine. El "humanismo" es el único "ismo" declarado de Plenilunio. No aparece, por supuesto, "consumo" ni "consumismo". No hace falta si repites "admirar" y "felicidad".

La enseñanza católica ante el consumismo
Dice el Compendio de Doctrina Social de la Iglesia (párrafo 360) que ante el consumismo, "es necesario esforzarse por construir « estilos de vida, a tenor de los cuales la búsqueda de la verdad, de la belleza y del bien, así como la comunión con los demás hombres para un crecimiento común sean los elementos que determinen las opciones del consumo, de los ahorros y de las inversiones». Pero las palabras que usa el Compendio ("verdad", "bien", "comunión" o "común") son desconocidas en los frisos de Plenilunio.

Benedicto XVI comentó a los jóvenes en la catedral de Sulmona, Italia, el pasado 4 de julio 2010 que "la cultura consumista actual tiende a aplastar al hombre en el presente, a hacerle perder el sentido del pasado, de la historia. Pero de este modo le priva también de la capacidad para comprometerse, para percibir los problemas y construir el mañana. [...] El cristiano tiene buena memoria, ama la historia y trata de conocerla".

Pero las palabras "memoria", "comprometerse", "amar", "historia", "sentido", "pasado" tampoco son parte del lenguaje de Plenilunio.

La nueva religión es muy cuidadosa en su lenguaje.
¿Te ha gustado este artículo? Coméntaselo a tus amigos y conocidos:
en twitter
Compartir: Acceder al RSS Añadir a Facebook Añadir a Twitter Añadir a del.icio.us Buscar en Technorati Añadir a Yahoo Enviar a Meneamé  |   Imprimir  |   Corregir  |   Enviar  |   Comentar 12
Comentario (máx. 1000 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)

Título (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Clave (obligatorio)
Para mandar comentarios, es necesario estar registrado. Para registrarse pulse aquí
Si ha olvidado su clave, pulse aquí
  
  REGISTRO PARA COMENTARIOS
Para comentar las noticias y artículos de Religión en Libertad es preciso registrarse. Para ello sólo es necesario dar un nombre o apodo ("nick"), una dirección real de correo electrónico y una clave. El usuario recibirá en su cuenta de correo electrónico una petición de confirmación. Una vez confirmado el registro, ya podrá introducir los comentarios que desee, sin más que teclear su clave. El nombre o "nick" se mostrará, no así la dirección de correo electrónico.

Religión en Libertad eliminará del registro a todos los usuarios que reiteradamente introduzcan comentarios inapropiados u ofensivos, que en cualquier caso serán eliminados.

CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de religionenlibertad.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Religionenlibertad.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.


José Ángel Antonio
17/10/2011
Lucho, el escándalo es que el centro comercial haga CIERTA filosofía, no que venda.
Lucho, al articulista no le asustan los anuncios comerciales, le preocupan las palabras-fuerza que el Centro ha colocado en sus frisos, que no son comerciales. ¿Qué pintan en un centro comercial conceptos en grandes letras como ´´sol´´, ´´luna´´, ´´tolerancia´´ y ´´convivir´´? ¿Cómo es que no están palabras que ayudan tanto a vender como ´´amor´´ o ´´alegría´´?
Lucho
08/10/2011
El escándalo por los centros comerciales .
Bueno, bueno, no hay que tomarlo tan grave ni tan exagerado. Es verdad que no ´´aparecen´´ esas palabras (que parecerían sacadas de los libros de ´´Moral y Cívica con que uno estudio de chico´´), pero apuesto que no aparecen palabras como ´´maldad´´, ´´matar´´, ´´robar´´, ´´peligro´´, ´´desprecio´´, ´´Agresión´´, etc.

Es un centro comercial, no una iglesia o una universidad o un centro de capacitación para seglares o un seminario o un monasterio o una academia de ética. Es un centro comercial, y si salen cosas de venta, propaganda, fotos alusivas a los productos y las sempiternas chicas (a veces en trajebaño), pues, eso es. Hace décadas, casi diría un siglo, que eso no es una visión extraña en nuestra cultura (supongo que en España eso será igual o tan común como aquí en América), así que no me parece que sea para tanto escándalo. ¿O querríamos un centro comercial con imágenes de la virgen y Jesucristo y versículos bíblicos al lado de cada slogan de cada tienda? ¡Claro que no! Ni los cristianos más fervorosos serían tan fanáticos o tan estúpidos. Un centro comercial es el mejor lugar para el encuentro con los demás, sobre todo lo que no son cristianos. ¿No fue acaso allí donde nació la iglesia? ¿Han olvidado lo que significan las palabras ´´Foro´´ y ´´Basílica´´?
Ricardo de Argentina
08/10/2011
NO ES UNA COMPARACION FELIZ.
No paece nada acertado el articulista al comparar los shoppinggs con los templos. Creo que más bien habría que compararlos con los viejos mercados, que desde la Edad Media se realizaban en las plazas públicas.

El verdadero templo pagano de la modernidad, donde se parodian las misas incluso, son los recitales. Allí se adoctrina a masas que previamente han bajado todas sus defensas a niveles mínimos increíbles. Allí decenas de miles de jóvenes son abusados mentalmente y de manera simultánea, sin que nadie mueva un dedo para evitarlo.
María Hortensia
07/10/2011
¿Quién está detrás de este ´´inocente´´ tinglado?.
Estoy de acuerdo con Tannhauser. ¿Cuál es la mano que mece la cuna?.
Catholicus
07/10/2011
Manda narices la tontería que nos inunda.
Esto es de subnormales, de cultura logse. Qué pena de pais, que pena de empresarios que ponen su empuje en construir estas chorradas pensando en ser ´´profundos´´.
Isa
07/10/2011
Del Campo.

En ls estación de Renfe de Málaga, capital, ´´Maria Zambrano´´, el friso que rodea diversas tiendas comerciales y que puede verse desde las andenes de los AVEs, hay similares palabras a las de ´´Plenilunio´´ pero en este falta una, o la han obviado, ´´RIOFISA´´. Si quieren saber algo más investiguen por ahí.
Yo pienso que eran palabras muy queridas, lo mismo que pleniluvio, por alguien que murió muy pronto
José Ángel Antonio
06/10/2011
La pared vacía de Mercadona es normal; la pared con ideología de Plenilunio, no.
Seisdedos, en Mercadona ponen el precio de las chuletas, pero en Plenilunio dedican pasta gansa a que se vean una serie de palabras, no es neutra, tiene un mensaje: ´´Entre 4 y 5 veces encontramos: calor, disfrutar, energía, humanismo, reir, sorprender y tolerancia.´´ ¿Por qué tolerancia y no amor; disfrutar y no ´´servir´´? No es como Mercadona -pared vacía- sino pared con ideología.

Falacia
06/10/2011
parole, parole,parole.
Tras la palabra familia usada hasta la saciedad por el clero vemos -célibe y homosexual-
Tras la palabra amo - guerra ´´santa´´
Tras la palabra bondad - perfidia
y suma y sigue......., tarari que te vi, bla, bla, bla que cuesta poco
Seisdedos
06/10/2011
Se ha pasao el colegui.
Creo que el articulista se ha pasado, cuando voy al dentista tampoco veo en la pared ninguna mención a la Biblia ni cosas por el estilo, y por ese hecho no creo que que el dentista sea luciferino. Ni el Corte Inglés, ni Mercadona, ni Carrefour ...etc tienen en sus paredes mensajes bíblicos ni vesos del Corán, tienen puesto el precio de las chuletas, el tres por dos de este mes del arroz...etc.Vale que en un centro comercial no se respira la espiritualidad de Medjugorje, pero que de ahí a que por entrar en uno acabes poco menos que poseso...hay un trecho.
José Ángel Antonio
06/10/2011
Chupetín, no compares UNA marca con 126 reveladoras palabras... que costaron un dinero .
Chupetín, una marca es solo UNA marca; se puede analizar, que es evidente que el que elige la marca está limitada a UNA y ha de recahzar todo el resto del diccionario. En cambio, en Plenilunio alguien sin obligación ninguna- decidió que tenía espacio para poner 126 palabras y seleccionó 57... en 57 palabras se puede decir mucho... y omitir otras muchas. Que se omita ´´regadera´´ y ´´espingarda´´ no es significativo. Que se omita ´´familia´´, ´´amor´´, ´´bondad´´ y ´´alegría´´, sí parece serlo.
Chupetin
06/10/2011
Si hay que escribir, pues se escribe lo que sea........
Hoy será un día triste para todos los agentes del mal y fervientes seguidores de los inhumanos productos de Steve Jobs, ya que llevan escrita la palabra ´´Apple´´ Manzana, ni siquiera aparece la palabra, es una manzana mordida incluso a veces con los colores del arco iris y como todos sabemos la manzana es el fruto que Eva mordió y que nos llevó a toda la humanidad al pecado y el arco iris es el color usado por el movimiento homosexual,.en fin que ya le podía haber llamado ´´Dove´´ Paloma Blanca, lo que hay que hacer entonces es comprar mucho jabón de manos, bueno mucho no, con moderación que si no es consumismo que no te olvides es lo que más se practica ahora en España, consumismo coche, consumisma casa, consumismo pantalón,...:)

Vaya toalla la del articulista!!!!
Tannhauser
06/10/2011
¿Quién está detrás?.
ESto es indudablemente Orweliano, pero ¿quién está detrás de Plenilunio?. ¿Se sabe a que grupo o secta pertenecen sus promotores, mentores y accionistas?, porque desde la francmasonería al partido humanista, pasando por la cienciología hay una buena colección de hijos de Satanás que podrían estar detrás, perfectamente y lo cierto es que alguno, lo está. Ese adoctrinamiento subliminal, desde luego que no es ni inocente ni casual.
Lo más leído
1 Quien defienda públicamente el matrimonio entre hombre y mujer en Costa Rica podría ir a la cárcel
2 Señores de Gmail: repitan conmigo "no existen más que dos sexos, hombre y mujer"
3 «El perdón de los pecados de la fe católica me da esperanza y alegría», dice Alex de la Iglesia
4 Rico, tibio e hiperactivo, Jean-Marc tuvo una experiencia mística ante el Santísimo y se transformó
5 Vivir en la carne, vivir en el Espíritu
6 De la bella iniciativa de solidaridad con los cristianos sirios impulsada desde Beziers (Francia)
7 Paz y unidad. Un tema siempre pendiente. San Juan Crisóstomo
8 Británica ex rockera, ahora yihadista, quiere decapitar a cristianos
9 El Papa retoma las misas diarias en la residencia Santa Marta predicando sobre la humildad
10 Peregrinación a los mártires (12)