Miércoles, 22 de mayo de 2019

Religión en Libertad

Son jóvenes, universitarios y cristianos en Siria: «Queremos servir a los que más lo necesitan»

Varios jóvenes universitarios cristianos de Homs han podido seguir estudiando gracias a la ayuda de la Iglesia
Varios jóvenes universitarios cristianos de Homs han podido seguir estudiando gracias a la ayuda de la Iglesia

Los jóvenes cristianos de la ciudad de Homs se muestran optimistas en medio de un país que aún sigue en guerra: “La situación en Siria va poco a poco mejorando. La vida y el transporte se van normalizando, aunque tenemos todavía muchos problemas económicos”, es la descripción que hace Khalil Al Tawil del día a día.

Hoy han acudido a la catedral católica melquita de Nuestra Señora de la Paz en Homs 300 jóvenes estudiantes universitarios, chicos y chicas que se han juntado para celebrar la Eucaristía juntos. Todos han podido continuar sus estudios gracias al apoyo de la Iglesia local, con la ayuda de la fundación pontificia Ayuda a la Iglesia Necesitada. Khalil se suma al agradecimiento: “He recibido una beca económica para material y también para un curso de francés. Sigo recibiendo ayuda para el transporte a la universidad”.

La catedral, tiroteada por los yihadistas

En el interior del templo todavía continúan los trabajos de reparación, se pueden apreciar los impactos de bala sobre un gran icono que ocupa toda la pared de la nave lateral. Los yihadistas abrieron fuego contra las pinturas, especialmente contra los ojos de Jesús, María y los apóstoles. Celebrar la Misa todos juntos de nuevo es un gran gesto de esperanza.

homs1

Universitarios cristianos celebran la eucaristía en la catedral de Homs / ACN

“Ha habido muchos sufrimientos en Homs, muchas personas hemos perdido todo por la guerra”, comenta junto a Khalil otra joven estudiante de Ingeniería Civil, Anaghem Tannous: “Lo que me ha ayudado estos años a mantener la esperanza y a ser feliz ha sido poder continuar mi estudios. Quiero mejorar mis conocimientos y ayudar a las personas aquí en mi país”.

En el poco tiempo que llevamos entre estos chicos y chicas se aprecia el por qué de la apuesta de la Iglesia local por la educación, pese a la gran emergencia que aún se vive en la región. La educación es una apuesta de presente y por supuesto de futuro. Además los jóvenes, sobre todo los varones, son un sector de la sociedad muy afectado por el conflicto. Todos los hombres mayores de 18 años están obligados a ir al ejército, sin límite de tiempo en el servicio militar. Solo quedan exentos los que sean el único hijo varón de la familia o si se está cursando estudios universitarios. Esto es una razón más de que millones de jóvenes hayan huido del país buscando escapar de las armas.

Nunca les ha faltado el apoyo de la Iglesia

Tras la celebración en la catedral de Homs, hablamos de esta difícil situación a la que se enfrentan los alumnos varones de último curso, que ven que la guerra continúa en su país y están al borde de ser enrolados en el ejército de Al Asad.

“Muchas gracias por vuestra ayuda, somos muchos los que tenemos dificultades, pero nunca nos ha faltado vuestro apoyo”, reconoce Wissam Salloum, estudiante de Ingeniería Informática y de 21 años, “Estoy en cuarto curso, quizá el año que viene me gradúe, pero quiero seguir estudiando para evitar ir a la guerra. Yo quiero quedarme en Siria y quiero que tengamos ya pronto la paz, paz para todos”.

homs2

Este es el transporte en el que van a estudiar los jóvenes universitarios en Homs

Wissam asegura que no tiene palabras cuando le comentan que personas fuera de Siria están ayudando a que él y los otros cientos de chicos puedan continuar sus carreras: “Una de las situaciones más difíciles que he vivido fue cuando hace unos años la universidad tuvo que cerrar durante varios meses por la intensidad de los ataques. Pensábamos que ya no podríamos cumplir nuestro sueño de acabar la carrera y algún día tener una vida mejor aquí”.

La catedral, un lugar de encuentro para la juventud

En el exterior del templo hay una pequeña cancha de baloncesto donde se ha improvisado un pequeño partido de tres contra tres. El recinto de la catedral se convierte en un lugar de encuentro para la juventud, que además de celebrar la fe, se comparte la vida, el deporte y la amistad. Wissam saluda a Ibrahim Karam, compañero de clase: “La mayoría de los alumnos en la universidad son obviamente musulmanes. Es raro coincidir con otro cristiano en el aula, así que nuestra amistad se ha hecho más fuerte. Nosotros somos amigos de todos, de hecho los compañeros musulmanes nos aprecian mucho, valoran grandemente la actitud pacífica de los cristianos, que no queremos enfrentamientos y nos ven con esperanza frente a tantas dificultades”.

El encuentro ha finalizado tras un almuerzo en los alrededores de la cancha, fuera en la calle los chicos apuran sus rollos de pan de pita con faláfel y ensalada en el interior. Empiezan a llegar los primeros autobuses que llevan de vuelta a los que viven a las afueras de la ciudad. Un grupo de chicas se despiden entre abrazos: “En estos autobuses vamos también a la universidad. La Iglesia se encarga de los gastos y es una ayuda para nuestra familias porque apenas tenemos para comida o para pagar el alquiler”, comenta Sandra Satmeh.

Su amiga, Pascal Napki, antes de marcharse quiere agradecer una vez más: “Sabemos que no estamos solos. Eso nos anima a acabar la carrera y servir a los que más lo necesitan entre nuestros vecinos de Homs. Damos las gracias también al Papa Francisco, no le conozco en persona, pero sé que ha hablado varias veces de Siria, ha dado a conocer al mundo nuestra situación y me parece una persona humilde”.

Puede ayudar a los cristianos de Siria a través de Ayuda a la Iglesia Necesitada pinchando AQUÍ

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Por favor ayúdanos a promover noticias como ésta

DONA AHORA