Jueves, 20 de junio de 2019

Religión en Libertad

16 muertos, entre ellos un cura, y 99 heridos en el ataque a una iglesia en República Centroafricana

ReL

Los cascos azules colocaron patrullas para intentar que la violencia se extendiera tras el atentado contra la parroquia
Los cascos azules colocaron patrullas para intentar que la violencia se extendiera tras el atentado contra la parroquia
La ola de violencia en República Centroafricana se sigue cobrando numerosas vidas. En esta ocasión las víctimas han sido los católicos después de que un grupo de hombres armados atacara la parroquia de Nuestra Señora de Fátima, en Bangui, dejando 16 muertos y 99 heridos.

El ataque habría sido realizado por el grupo musulmán PK5, también conocido como "La fuerza".

Los fieles celebraban la fiesta de San José
Según informa Europa Press, la iglesia se encontraba repleta de unos 200 fieles por la celebración del día de San José, 1 de mayo, cuando un grupo de hombres armados lanzó un ataque con armas con fusiles de asalto y granadas, de acuerdo con fuentes médicas del Hospital Comunitario de Bangui a la agencia de noticias Reuters.

El ataque ha generado una ola de tiroteos que han involucrado a fuerzas de seguridad y elementos de este grupo. Seis de los fallecidos se encuentran en los hospitales de Médicos Sin Fronteras mientras que otros nueve han llegado al Comunitario de Bangui, de acuerdo con las mismas fuentes. Posteriormente ha muerto una persona más en el hospital.

Uno de los fallecidos es el sacerdote Albert Toungoumale Baba, según ha confirmado un portavoz de la Archidiócesis de Bangui, Walter Brad Mazangue. El cadáver del religioso ha sido llevado en volandas por cientos de manifestantes hacia el palacio presidencial. Aunque los hombres armados no fueron identificados, fuentes de la cadena RFI sospechan que los responsables del ataque podrían ser integrantes de la milicia musulmana PK5.

La iglesia ya fue atacada en 2014
La iglesia, por otro lado, ya fue objetivo de un ataque terrorista en mayo de 2014 que dejó 15 muertos, según estimaciones de la misión de la ONU en el país africano, la MINUSCA.

República Centroafricana ha visto frecuentes incidentes de violencia interreligiosa desde 2013, cuando los rebeldes Séléka, principalmente musulmanes, expulsaron al entonces presidente Francois Bozize. Desde entonces, han aparecido grupos armados, conocidos como "anti balaka", que se han enfrentado constantemente con fuerzas musulmanas en el barrio de PK5, de dónde toma su nombre el grupo sospechoso del ataque de hoy.

La MINUSCA también ha confirmado enfrentamientos entre las fuerzas de seguridad centroafricanas en el barrio de Fátima, contra elementos del grupo criminal que lidera el individuo conocido como Force Animeri, y que se desataron después de que un miembro de la organización fuera arrestado. "De conformidad con su mandato, la MINUSCA desplegó inmediatamente patrullas reforzadas para asegurar puntos clave en Bangui en estrecha cooperación con las fuerzas de seguridad interna.
5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Miles de personas han leído esta misma noticia. Sólo con tu ayuda podremos seguir adelante

DONA AHORA