Viernes, 26 de febrero de 2021

Religión en Libertad

Muere el obispo Zeng Jingmu, que pasó 23 años en las cárceles comunistas chinas: luto con vigilancia

ReL

El obispo Zeng Jingmu pasó 23 años en la cárcel, en distintas etapas, por su fidelidad a Roma
El obispo Zeng Jingmu pasó 23 años en la cárcel, en distintas etapas, por su fidelidad a Roma

El pasado 2 de abril murió el anciano obispo emérito de Yujiang (China), Thomas Zeng Jingmu, con 96 años de edad.

Por pertenecer a la Iglesia clandestina, fiel a Roma y no controlada por el Partido Comunista, fue encarcelado decenas de veces: en total, pasó 23 años en prisión.

Un par de días antes de su muerto sufrió una caída, se golpeó la cabeza y fue hospitalizado. Los funcionarios del gobierno local impidieron a fieles y amigos visitarlo en sus últimos momentos, aislándolo en su habitación. Una vez fallecido han permitido 4 días de exposición de sus restos, en vez de los 8 que pedía la comunidad cristiana para poder despedirlo. El funeral es el 6 de abril.


Capilla ardiente del obispo Zeng Jingmu en una casa particular

Un fiel que ha visitado la capilla ardiente del difunto declaró a la agencia misionera AsiaNews: "El obispo Zeng fue un verdadero testigo de Cristo, durante toda su vida. Siempre he estado muy impresionado con su fe y su pobreza, tanto material como espiritual. Ahora espero que la Iglesia de Jiangxi puede estar unida".

Zeng Yujiang nació en 1920, entró en el seminario a los 10 años, fue ordenado en 1949 y consagrado obispo en secreto. Pasó cerca de 23 años en prisión en distintas etapas desde la Revolución Cultural por negarse a unirse a la Asociación Patriótica Católica China. En 2000 ingresó en la orden de los dominicos y en 2012 se jubiló.

Dos diócesis: la oficial y la clandestina
En la diócesis hay hoy dos obispos, uno clandestino y otro con un estatus "comprometido", en teoría dócil a las autoridades gubernamentales.

El obispo clandestino, sucesor de Zeng Yijiang, es Juan Peng Weizhao, educado en la comunidad clandestina, ordenado en 2014, detenido en mayo de ese mismo año y liberado en noviembre, aunque bajo estricta vigilancia policial.

La iglesia "oficial" de Jiangxi la guía Juan Li Suguang, desde Nanchang, ordenado en 2010. Ha participado en ordenaciones ilícitas y parece dispuesto a obedecer las instrucciones de la Asociación Patriótica con la que el gobierno controla las comunidades católicas.

En Yujiang abundan los fieles y sacerdotes católicos clandestinos. Las autoridades provinciales rara vez permiten a los extranjeros visitar lugares locales de culto, y a menudo asignan a los turistas un "guía" (es decir, un espía controlador) que los acompaña a donde quiera que vayan. Entre los fieles clandestinos y los oficiales se calcula que hay unos 15.000 católicos en la diócesis.

En este vídeo de Ayuda a la Iglesia Necesitada, un sacerdote de la iglesia clandestina en China explica como atiende diversos pueblos

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Esta noticia sólo la podemos hacer con tu ayuda

DONA AHORA