Este website utiliza cookies propias y de terceros. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Política de cookies.
Los blogs de Religión en Libertad
                    Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Accede a nuestros RSS
Inicio / Blog

De los tres atentados que sufrió Jesús antes de ser crucificado

En cuerpo y alma

12 agosto 2017

 
 
            Si el horripilante final que tiene Jesús de Nazaret es sobradamente conocido por los lectores del Evangelio, y aún por muchos que no lo son, menos conocidos son los tres atentados que antes de ser crucificado sufre contra su vida, recogidos los tres en los evangelios. Uno nos lo relata Lucas, los otros dos, Juan.
 
            El primero, aquél del que nos informa Lucas, tiene lugar al inicio de su manifestación. Es de hecho, en el Evangelio de Lucas, el acto iniciático del ministerio de Jesús. Tiene lugar en su propia ciudad de Nazaret, una vez que retorna a ella del desierto, en el que ha permanecido cuarenta días, y éstos son sus precedentes:
 
            “Vino a Nazará [sic], donde se había criado; entró, según su costumbre, en la sinagoga el día de sábado, y se levantó para hacer la lectura. Le entregaron el volumen del profeta Isaías, desenrolló el volumen y halló el pasaje donde estaba escrito: ‘El Espíritu del Señor sobre mí, porque me ha ungido, para anunciar a los pobres la Buena Nueva, me ha enviado a proclamar la liberación a los cautivos y la vista a los ciegos, para dar la libertad a los oprimidos y proclamar un año de gracia del Señor’. Enrolló el volumen, lo devolvió al ministro y se sentó. En la sinagoga todos los ojos estaban fijos en él. Comenzó, pues, a decirles: ‘Esta Escritura que acabáis de oír se ha cumplido hoy’”. (Lc. 4, 16-21)
 
            Las consecuencias de semejante sermón van a ser terribles:
 
            “Al oír estas cosas, todos los de la sinagoga se llenaron de ira y levantándose, le arrojaron fuera de la ciudad y le llevaron a una altura escarpada del monte sobre el cual estaba edificada su ciudad para despeñarle. Pero él, pasando por medio de ellos, se marchó” (Lc. 4, 28-30).
 
            La segunda, que nos narra Juan, tiene lugar durante el segundo año de los dos que, según él, dura el ministerio de Jesús, concretamente en la fiesta de las tiendas o de los tabernáculos, el Sukot, siete días en torno a los meses de septiembre-octubre, medio año por lo tanto antes de ser crucificado.
 
            Todo empieza con esta tensa disputa.
 
            “'En verdad, en verdad os digo: si alguno guarda mi palabra, no verá la muerte jamás'. Le dijeron los judíos: 'Ahora estamos seguros de que tienes un demonio. Abrahán murió, y también los profetas; y tú dices: `Si alguno guarda mi palabra, no probará la muerte jamás.' ¿Eres tú acaso más grande que nuestro padre Abrahán, que murió? También los profetas murieron. ¿Por quién te tienes a ti mismo?'.
            Jesús respondió: '
Si yo me glorificara a mí mismo, mi gloria no valdría nada; es mi Padre quien me glorifica, de quien vosotros decís: `Él es nuestro Dios', y sin embargo no le conocéis, yo sí que le conozco, y si dijera que no le conozco, sería un mentiroso como vosotros. Pero yo le conozco, y guardo su palabra. Vuestro padre Abrahán se regocijó pensando en ver mi Día; lo vio y se alegró'.
            Entonces los judíos le dijeron: '¿Aún no tienes cincuenta años y has visto a Abrahán?' 
            Jesús les respondió: 'En verdad, en verdad os digo: antes de que Abrahán existiera, Yo Soy'" (Jn. 8, 51-59)
 
            El desenlace, parecido al habido lugar un año antes en Nazaret.
 
            “Entonces tomaron piedras para tirárselas; pero Jesús se ocultó y salió del Templo” (Jn. 8, 59)
 
            Pocos días después, durante la fiesta de la Dedicación, de las luces o, en términos hebreos, la Hanuká (pinche aquí para conocerla mejor), otros siete días de fiesta, esta vez durante la segunda quincena de diciembre, en pleno invierno, también en Jerusalén, Jesús sufre un nuevo atentado contra su vida, con una nueva lapidación en grado, una vez más, de tentativa.
 
            Esta vez las cosas suceden de la siguiente manera:
 
            “Los judíos trajeron otra vez piedras para apedrearle. Jesús les dijo: ‘Muchas obras buenas de parte del Padre os he mostrado. ¿Por cuál de esas obras queréis apedrearme?’ Le respondieron los judíos: ‘No queremos apedrearte por ninguna obra buena, sino por una blasfemia y porque tú, siendo hombre, te haces a ti mismo Dios.’ Jesús les respondió: ‘¿No está escrito en vuestra Ley: Yo he dicho: dioses sois? Si llama dioses a aquellos a quienes se dirigió la palabra de Dios -y no puede fallar la Escritura- a aquel a quien el Padre ha santificado y enviado al mundo, ¿cómo le decís que blasfema por haber dicho: `Yo soy Hijo de Dios'? Si no hago las obras de mi Padre, no me creáis; pero si las hago, aunque a mí no me creáis, creed por las obras, y así sabréis y conoceréis que el Padre está en mí y yo en el Padre.’
            Querían de nuevo prenderle, pero se les escapó de las manos” (Jn. 10, 31-39)
 
            Tres intentos que tienen en común la manera en la que Jesús los elude, etérea, silenciosa, casi como el que no quiere la cosa: “pasando por medio de ellos, se marchó”, “se ocultó y salió del Templo”, “se les escapó de las manos”…
 
            Y bien amigos, sin más que desearle de nuevo que hagan Vds. mucho bien y que no reciban menos, me despido de Vds una vez más, convocándoles, como siempre, en esta misma columna.
 
 
            ©L.A.
            Si desea suscribirse a esta columna y recibirla en su correo cada día, o bien ponerse en contacto con su autor, puede hacerlo en [email protected]. En Twitter  @LuisAntequeraB
 
 
Otros artículos del autor relacionados con el tema
(haga click en el título si desea leerlos)
 
De la fiesta de la Janucá que celebran los judíos esta semana (y sus derivaciones cristianas)
Del año en que Jesús fue crucificado, que no fue el 33 sino el 30
De la tormentosa relación de Jesús con la ciudad de Nazaret en la que se crió
De la expresión Hijo del Hombre que utiliza Jesús tan a menudo
 
 
Tu ayuda es vital para que Religión en Libertad vea la luz los 365 días del año
Volver arriba
En medio de la convulsión, Religión en Libertad sigue transmitiendo la misericordia de Dios

En medio de la convulsión, Religión en Libertad sigue transmitiendo la misericordia de Dios

Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
¡No te pierdas las mejores historias de hoy!
Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria
1 COMENTARIO
¿Quieres comentar?
Desplegar el formulario
Comentario (máx. 500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)

Título (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Clave (obligatorio)
Para mandar comentarios, es necesario estar registrado. Para registrarse pulse aquí
Si ha olvidado su clave, pulse aquí
  
  NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
REGISTRO PARA COMENTARIOS
Para comentar las noticias y artículos de Religión en Libertad es preciso registrarse. Para ello sólo es necesario dar un nombre o apodo ("nick"), una dirección real de correo electrónico y una clave. El usuario recibirá en su cuenta de correo electrónico una petición de confirmación. Una vez confirmado el registro, ya podrá introducir los comentarios que desee, sin más que teclear su clave. El nombre o "nick" se mostrará, no así la dirección de correo electrónico.

Religión en Libertad eliminará del registro a todos los usuarios que reiteradamente introduzcan comentarios inapropiados u ofensivos, que en cualquier caso serán eliminados.

CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de religionenlibertad.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Religionenlibertad.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.

Comentarios

JoSé
13/08/2017
El mayor atentado que sufrió Jesús.
Fué su soledad en Getsemaní
RSS   Añádenos a igoogle  Añádenos a Yahoo  Añádenos a Windows Live  Añádenos a Netvibes  Añádenos a Wikio  Añádenos a Bloglines
Luis Antequera
De formación jurídico-económica, profesionalmente hablando Luis Antequera ha trabajado tanto en el mundo de la banca como en el de la enseñanza. Las tres pasiones a las que dedica su tiempo son la literatura, la historia de las religiones y la actualidad socio-política. Ha publicado tres libros, “Jesús en el Corán”, “El cristianismo desvelado” y “Derecho a nacer”. Ha colaborado en diversos programas de radio y televisión. Actualmente es director del programa de radio “Iglesia perseguida”, quincenalmente los sábados a las 15:00 hs., y colaborador del programa “Diálogos con la Ciencia”, los viernes a las 00:00 hs., emitidos ambos en Radio María. En cuerpo y alma ofrece cada día su punto de vista sobre el mundo convulso que vivimos.

Luis Antequera, [email protected], es autor, editor y responsable del Blog En cuerpo y alma, alojado en el espacio web de www.religionenlibertad.com
ARCHIVO
OCTUBRE 2017

¿Sabes por qué hemos celebrado Santa Teresa ayer 15 de octubre, y no el 4 como habría correspondido?

D.Q. La rojigualda, bandera nacional. Golpe a los templarios. Nace la Thatcher, muere Claudio.

Maduro, ya te explico yo por qué los españoles estamos orgullosos de haber descubierto América

Del jesuíta español Pedro Paéz, verdadero descubridor de las fuentes del Nilo

Del tratamiento de la violencia de género en los telediarios

D.Q. España legaliza el aborto. Nacen el cine y Mateo Ricci, mueren Bette Davis y Amalia Rodrigues

Del "hecho diferencial" de la Leyenda Negra Española frente a otras leyendas negras
SEPTIEMBRE 2017

Hoy 29 de septiembre no es un Día cualquiera

Elecciones alemanas: ¿extrema derecha... o derecha harta?

D.Q. Las figuras de Pompeya, Felipe II rey de Portugal, París ¡no arde!, nacen ¡4 nobel de medicina!

De esos animalistas que han matado a unos perros por venganza. O cuando el odio no conoce razón

¿De verdad es la solución "que se vayan de una vez"?

D.Q. Nacen Castilla, Marco Polo y Agatha Christie. Vuelve Bartolomé de las Casas. Elegido Adenauer

D.Q. Jerusalén saqueada. España funda ciudades y universidades en América. Nace Catalina Emmerick

Del buen rollito

De la estrategia mediática para imponer la Ideología del Cambio Climático

D.Q. Dios crea el mundo en el 5509 a.C. Descubierto Juno. Primer metro americano. Nace Pachelbel.

Ver posts de otros meses

AGOSTO 2017 (11 artículos)

JULIO 2017 (7 artículos)

JUNIO 2017 (10 artículos)

MAYO 2017 (11 artículos)

ABRIL 2017 (13 artículos)

MARZO 2017 (10 artículos)

FEBRERO 2017 (14 artículos)

ENERO 2017 (9 artículos)

DICIEMBRE 2016 (14 artículos)

NOVIEMBRE 2016 (14 artículos)

OCTUBRE 2016 (14 artículos)

SEPTIEMBRE 2016 (11 artículos)

AGOSTO 2016 (3 artículos)

JULIO 2016 (8 artículos)

JUNIO 2016 (7 artículos)

MAYO 2016 (3 artículos)

ABRIL 2016 (7 artículos)

MARZO 2016 (4 artículos)

FEBRERO 2016 (16 artículos)

ENERO 2016 (14 artículos)

DICIEMBRE 2015 (16 artículos)

NOVIEMBRE 2015 (13 artículos)

OCTUBRE 2015 (9 artículos)

SEPTIEMBRE 2015 (13 artículos)

AGOSTO 2015 (10 artículos)

JULIO 2015 (31 artículos)

JUNIO 2015 (30 artículos)

MAYO 2015 (31 artículos)

ABRIL 2015 (27 artículos)

MARZO 2015 (31 artículos)

FEBRERO 2015 (26 artículos)

ENERO 2015 (31 artículos)

DICIEMBRE 2014 (31 artículos)

NOVIEMBRE 2014 (30 artículos)

OCTUBRE 2014 (32 artículos)

SEPTIEMBRE 2014 (30 artículos)

AGOSTO 2014 (31 artículos)

JULIO 2014 (31 artículos)

JUNIO 2014 (30 artículos)

MAYO 2014 (31 artículos)

ABRIL 2014 (30 artículos)

MARZO 2014 (31 artículos)

FEBRERO 2014 (28 artículos)

ENERO 2014 (30 artículos)

DICIEMBRE 2013 (31 artículos)

NOVIEMBRE 2013 (29 artículos)

OCTUBRE 2013 (31 artículos)

SEPTIEMBRE 2013 (29 artículos)

AGOSTO 2013 (29 artículos)

JULIO 2013 (31 artículos)

JUNIO 2013 (30 artículos)

MAYO 2013 (31 artículos)

ABRIL 2013 (30 artículos)

MARZO 2013 (31 artículos)

FEBRERO 2013 (29 artículos)

ENERO 2013 (31 artículos)

DICIEMBRE 2012 (31 artículos)

NOVIEMBRE 2012 (23 artículos)

OCTUBRE 2012 (31 artículos)

SEPTIEMBRE 2012 (30 artículos)

AGOSTO 2012 (30 artículos)

JULIO 2012 (30 artículos)

JUNIO 2012 (29 artículos)

MAYO 2012 (31 artículos)

ABRIL 2012 (29 artículos)

MARZO 2012 (29 artículos)

FEBRERO 2012 (29 artículos)

ENERO 2012 (29 artículos)

DICIEMBRE 2011 (30 artículos)

NOVIEMBRE 2011 (30 artículos)

OCTUBRE 2011 (32 artículos)

SEPTIEMBRE 2011 (20 artículos)

AGOSTO 2011 (21 artículos)

JULIO 2011 (23 artículos)

JUNIO 2011 (13 artículos)

MAYO 2011 (30 artículos)

ABRIL 2011 (29 artículos)

MARZO 2011 (30 artículos)

FEBRERO 2011 (26 artículos)

ENERO 2011 (26 artículos)

DICIEMBRE 2010 (30 artículos)

NOVIEMBRE 2010 (30 artículos)

OCTUBRE 2010 (23 artículos)

SEPTIEMBRE 2010 (30 artículos)

AGOSTO 2010 (25 artículos)

JULIO 2010 (27 artículos)

JUNIO 2010 (27 artículos)

MAYO 2010 (23 artículos)

ABRIL 2010 (19 artículos)

MARZO 2010 (21 artículos)

FEBRERO 2010 (24 artículos)

ENERO 2010 (20 artículos)

DICIEMBRE 2009 (24 artículos)

NOVIEMBRE 2009 (25 artículos)

OCTUBRE 2009 (20 artículos)

SEPTIEMBRE 2009 (14 artículos)

AGOSTO 2009 (8 artículos)

JULIO 2009 (11 artículos)

MAYO 2009 (1 artículos)

PortadaVaticanoEspañaAmérica LatinaVida y familia Historias de conversiónHistorias de evangelizaciónOpiniónBlogsVídeosHEMEROTECA
Sobre Nosotros Servicios Legal Síguenos en Facebook
Síguenos en Twitter
Accede a nuestros RSS
Accede a nuestros RSS