Este website utiliza cookies propias y de terceros. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Política de cookies.
Los blogs de Religión en Libertad
                    Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Accede a nuestros RSS
Inicio / Blog

El hombre veraz sobre el Secreto de Fátima

Oro Fino

13 junio 2017

El padre Ingo Dollinger, hijo espiritual del Padre Pío y uno de los protagonistas de mi libro El secreto mejor guardado de Fátima, convertido ya en el fenómeno editorial de espiritualidad del año en España, falleció el domingo pasado en Alemania a los 88 años de edad. Y no rindió su alma ante el Altísimo en un día cualquiera, sino en la festividad de la Santísima Trinidad nada menos, tras recibir la Sagrada Comunión y la Unción de Enfermos.

Dollinger se convirtió, sin quererlo, en noticia de primera página al desvelar que su amigo del alma Benedicto XVI le aseguró que el Tercer Secreto de Fátima no había sido revelado en su totalidad.

Le faltó tiempo a la Oficina de Prensa del Vaticano, dirigida entonces por Federico Lombardi, para desmentir sus palabras. La nota de prensa atribuía a Benedicto XVI, inmerso en su retiro voluntario en el monasterio de clausura Mater Ecclesiae, situado en el interior del Vaticano, unas declaraciones en las que calificaba de “puras invenciones” los rumores sobre la existencia de una parte del Secreto no revelada.

El Papa emérito aseveraba, según el comunicado, que “la publicación del Tercer Secreto de Fátima es completa”. El Vaticano trataba así de salir al paso de un artículo publicado por la doctora alemana en Historia y Literatura francesa, Maike Hickson, en el cual recogía la explosiva conversación telefónica que ella mantuvo con su paisano sacerdote Ingo Dollinger, gran amigo de Benedicto XVI durante muchos años.

El padre Dollinger le confirmó inopinadamente a su interlocutora los siguientes hechos, los cuales plasmaba ella así en su artículo recogido en el portal One Peter Five:

“No mucho tiempo después de la publicación del Tercer Secreto de Fátima –escribía Hickson-, en junio de 2000, por la Congregación para la Doctrina de la Fe, el cardenal Joseph Ratzinger le aseguró al padre Dollinger durante una conversación personal ¡que todavía hay una parte del Tercer Secreto que no se ha publicado! “Hay más de lo que hemos publicado”, manifestó Ratzinger.

“También le dijo a Dollinger que la parte publicada del Secreto es auténtica y que la parte no publicada del Secreto habla de “un mal Concilio y una mala Misa” que habrían de venir en un futuro próximo.

“El padre Dollinger me dio permiso para publicar estos hechos en esta fiesta del Espíritu Santo y me dio su bendición”.  

Advirtamos que la credibilidad del padre Dollinger estaba fuera de toda duda. Ordenado sacerdote en 1954, fue secretario durante muchos años del Obispo de Augsburgo, Josef Stimpfle. Participó también en los debates de la Conferencia Episcopal alemana sobre la masonería, celebrados en la década de los años setenta, tras los cuales se declaró que aquella secta era incompatible con la fe católica.

Más tarde, fue profesor de Teología Moral en el Seminario de la Orden de los Canónigos Regulares de la Santa Cruz, perteneciente al Opus Angelorum. Y lo más importante de todo: Dollinger era hijo espiritual de San Pío de Pietrelcina, a quien tuvo como confesor durante más de diez años.

¿Un hombre así, sumido además en su ancianidad y físicamente tan delicado, iba a ser capaz de hacer esas declaraciones a la doctora Maike Hickson sobre un asunto de tanta trascendencia como el Tercer Secreto de Fátima, comprometiendo además a su amigo del alma Benedicto XVI, si era todo una burda mentira?

Por si fuera poco, recientemente el editor de la página web católica alemana Katholisches.infoGiuseppe Nardi, daba fe de cómo el 17 de enero de 2017 un íntimo amigo del padre Dollinger, de nombre Gottfried Kiniger, le dijo textualmente:

“No recuerdo la fecha exacta, pero aun así era en el año 2000, estoy seguro de eso. Todavía me acuerdo de la conferencia de prensa [sobre la publicación del Tercer Secreto de Fátima] en Roma, que se televisó. En el otoño, visité de nuevo, como siempre, a Dollinger, a quien tengo por amigo desde hace muchos años. En aquella ocasión me habló de su encuentro con el cardenal Ratzinger –entonces prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe- poco después de la rueda de prensa [de junio de 2000]. Incluso después concelebró con él, cosa que por lo general Dollinger no hace, pero Ratzinger le había invitado a hacerlo. Después de la celebración de la Misa, Dollinger habló con el cardenal y sacó el tema de Fátima y del Tercer Secreto. Ratzinger le dijo: “Lo que hemos publicado no es todo el secreto” [Was wir veröffentlicht haben, ist nicht das ganze Geheimmis]. En la sacristía también estaban presentes otros sacerdotes, algunos de ellos de alto rango, a quienes el cardenal tuvo que atender de forma intermitente. Pero pronto volvió a Dollinger y le dijo: “Nos dieron instrucciones para hacerlo” [no publicarlo] [Es ist uns so aufgetragen worden].

Más claro, agua…

Tu ayuda es vital para que Religión en Libertad vea la luz los 365 días del año
Volver arriba
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
¡No te pierdas las mejores historias de hoy!
Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria
COMENTARIOS
¿Quieres comentar?
Desplegar el formulario
Comentario (máx. 500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)

Título (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Clave (obligatorio)
Para mandar comentarios, es necesario estar registrado. Para registrarse pulse aquí
Si ha olvidado su clave, pulse aquí
  
  NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
REGISTRO PARA COMENTARIOS
Para comentar las noticias y artículos de Religión en Libertad es preciso registrarse. Para ello sólo es necesario dar un nombre o apodo ("nick"), una dirección real de correo electrónico y una clave. El usuario recibirá en su cuenta de correo electrónico una petición de confirmación. Una vez confirmado el registro, ya podrá introducir los comentarios que desee, sin más que teclear su clave. El nombre o "nick" se mostrará, no así la dirección de correo electrónico.

Religión en Libertad eliminará del registro a todos los usuarios que reiteradamente introduzcan comentarios inapropiados u ofensivos, que en cualquier caso serán eliminados.

CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de religionenlibertad.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Religionenlibertad.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.
RSS   Añádenos a igoogle  Añádenos a Yahoo  Añádenos a Windows Live  Añádenos a Netvibes  Añádenos a Wikio  Añádenos a Bloglines
José María Zavala
No hay mejor piropo para un escritor profesional como yo que ser la “pluma del Espíritu Santo”. De ese modo me “bautizó” un sacerdote, tras leer sucesivamente los libros “Padre Pío” y “Así vence al demonio”.

Pese a ser autor de una treintena de títulos sobre la Guerra Civil española, los Borbones o temas de actualidad, y haber ejercido el periodismo durante más de veinte años en las redacciones de El Mundo, Expansión o Capital, no existe privilegio ni satisfacción mayor que convertirse en instrumento, aunque miserable, de Nuestro Señor Jesucristo poniendo a pleno rendimiento el don de la escritura que Él me ha dado.

Escribir las dos obras que acabo de citar, además de Las apariciones de El Escorial, e impartir charlas y conferencias en multitud de parroquias me ha servido para intentar ser mejor persona y, sobre todo, para ayudar a los demás a descubrir o redescubrir al Señor. Son incontables los testimonios de conversiones y/o curaciones que, por intercesión de san Pío de Pietrelcina, sigo recibiendo en el correo electrónico de mi página www.josemariazavala.com de personas de todos los rincones de España y de otros muchos del extranjero.

En mi vida hay un antes y un después de la irrupción en ella del Padre Pío. Desde entonces, frecuento los Sacramentos, en especial la Eucaristía y la Penitencia, y rezo cada día el Santo Rosario. La devoción al Sagrado Corazón de Jesús y al Inmaculado Corazón de María son fuentes seguras para caminar por esta sociedad que reniega de Jesucristo.

Dios quiera llenar ahora con letra clara los mensajes de este humilde blog.

Facebook: https://www.facebook.com/josemariazavalaoficial

José María Zavala, [email protected], es autor, editor y responsable del Blog Oro Fino, alojado en el espacio web de www.religionenlibertad.com
ARCHIVO

Ver posts de otros meses

JUNIO 2017 (1 artículos)

ABRIL 2017 (1 artículos)

MARZO 2017 (2 artículos)

NOVIEMBRE 2016 (2 artículos)

JUNIO 2016 (6 artículos)

SEPTIEMBRE 2015 (1 artículos)

AGOSTO 2015 (1 artículos)

MAYO 2015 (3 artículos)

DICIEMBRE 2014 (1 artículos)

NOVIEMBRE 2014 (5 artículos)

OCTUBRE 2014 (3 artículos)

MAYO 2014 (2 artículos)

ABRIL 2014 (6 artículos)

MARZO 2014 (5 artículos)

FEBRERO 2014 (11 artículos)

ENERO 2014 (6 artículos)

DICIEMBRE 2013 (5 artículos)

NOVIEMBRE 2013 (6 artículos)

OCTUBRE 2013 (13 artículos)

SEPTIEMBRE 2013 (19 artículos)

AGOSTO 2013 (14 artículos)

JULIO 2013 (15 artículos)

JUNIO 2013 (3 artículos)

MAYO 2013 (2 artículos)

MARZO 2013 (7 artículos)

FEBRERO 2013 (7 artículos)

ENERO 2013 (1 artículos)

DICIEMBRE 2012 (3 artículos)

NOVIEMBRE 2012 (4 artículos)

OCTUBRE 2012 (1 artículos)

SEPTIEMBRE 2012 (4 artículos)

AGOSTO 2012 (7 artículos)

JULIO 2012 (3 artículos)

PortadaVaticanoEspañaAmérica LatinaVida y familia Historias de conversiónHistorias de evangelizaciónOpiniónBlogsVídeosHEMEROTECA
Sobre Nosotros Servicios Legal Síguenos en Facebook
Síguenos en Twitter
Accede a nuestros RSS
Accede a nuestros RSS