Viernes, 15 de noviembre de 2019

Religión en Libertad

Ya no puedo darte la Mano

Gabriela Bossis

326. "Si tu vista disminuye, únete a Mí cuando estaba en la casa del Sumo Sacerdote. Yo no veía casi nada después del bofetón con el guantelete del soldado.
"Hay almas que Yo llamo a la soledad aún en medio de la multitud, para que vivan en la intimidad de Mi Amor y Yo goce de ellas como de las más fieles. ¡Que no Me hagan la injuria ni Me den la pena de no comprender! Tú, ¡ven!"

327. En la capilla de las Clarisas. Después de la comunión. Bastia. "Si una niña pequeñita se dirigiera su padre con frases escogidas, se diría que recitaba una felicitación. Su padre preferiría verla esconderse tiernamente en sus brazos."

328. 13 de noviembre. Travesía de Niza a Bastia a bordo del "Sampierro"; en los Brazos del Padre.

329. 14 de noviembre. En Bastia, en la capilla del Buen Pastor, en medio de Arrepentidas y Magdalenas, me dijo: "Sígueme durante Mi Pasión." Y durante toda la Misa, me daba la Mano; desde el Jardín de los Olivos, hasta la casa del sumo sacerdote, ante Pilotos y hasta la subida al Calvario; pero al llegar al primer toque de la campanilla antes de la Elevación, me dijo, ya clavado:
"Ya no puedo darte la Mano." (Era tan delicadamente tierno).

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Necesitamos tu ayuda económica para seguir haciendo noticias como esta

DONA AHORA