Sábado, 21 de mayo de 2022

Religión en Libertad

La abuela de Rosalía le habla en su disco «Motomami»: dice que Dios es lo primero y luego la familia

Rosalía en una de las fotos promocionales de su disco Motomami
Rosalía en una de las fotos promocionales de su disco Motomami

P.J.Ginés

La cantante catalana Rosalía acumula premios desde su segundo disco, «El mal querer», y alcanzó la fama en 2018 con su canción 'Malamente'. Hacia 2019 se lanzó a la conquista de los mercados internacionales, con 9 Grammy Latinos y 4 premios MTV entre 2019 y 2020.

Ahora ha lanzado su esperado disco 'Motomami', ecléctico en su mezcla de estilos, con toda la parafernalia y el esteticismo que se espera de una estrella del pop alternativo, incluyendo vídeos subidos de tono y algunas letras con elementos eróticos.

Un corte de voz de la abuela: del móvil al disco

Quizá como una concesión a sus orígenes y un guiño a su familia, la cantante de Sant Esteve Sesrovires dedica toda la parte final de su canción ‘G3 N15’ a un corte de voz que le ha enviado su abuela, en catalán. Al parecer se trata de algún mensaje de voz que la abuela le envió desde Cataluña, recomendándole acordarse de Dios y de la familia... pero de Dios antes. La nieta lo metió en el disco por su propia cuenta y como una sorpresa. 

Este lunes 21 de marzo, la misma Rosalía entrevistada en Els Matins de Catalunya Ràdio explicaba: "La fui a ver [a la abuela], le dije que pondría una voz de ella hablando en el disco, y ella se reía y decía, "¿de verdad?", como que no se lo creía. Y le dije: 'sí, sí, yaya'".

La cantante aún no sabía este lunes por la mañana si su abuela ya había escuchó la canción en los medios. Su objetivo era, dijo, "llegar a casa suya [de la abuela] con el disco en la mano, podérselo dar" y sentarse a "escucharlo con ella".

La cantante se ha asombrado: "No sabía que tanta gente se fijaría en este fragmento". "Parece mentira, pero es de las cosas que más me han hablado", explica en la entrevista. "Ay, Dios mío. Probablemente lo ha escuchado ya antes de que se lo enseñe".

La canción en cuestión, ‘G3 N15’, habla, al parecer, de una madre en entornos de drogadicción que imagina que le habla a su hijo al que no ve desde bebé y que ya debe tener casi 11 años. “Estoy en un sitio que no te llevaría / aquí nadie está en paz entre estrellas y jeringuillas”, canta la protagonista.

"En primer lugar, siempre está Dios"

Terminada la canción, llega el mensaje de la abuela a la cantante de 29 años (que traducimos del catalán):

«Buenos días, amor mío. Me gusta pensar que en momentos difíciles siempre ayuda muchísimo tener una referencia a Dios. Siempre es la familia en primer lugar y... no, en primer lugar diría que siempre está Dios. Y luego, la familia. La familia es tan importante, cariño. La familia siempre es importante. Llevas un camino que es un poco... complicado. Cuando lo miro, pienso: qué complicado es el mundo en el que se ha metido la Rosalía. Pero bueno, si eres feliz, yo también soy feliz».

"Mi abuela es una motomami"

Entrevistada en El Mundo, la cantante hablaba de su abuela y ese mensaje. 

"La familia es muy importante para mí y los tenía muy presentes durante todo el proceso de hacer este disco. Por eso quise que mi abuela estuviera en el disco. Es una mujer muy espiritual, una mujer que me ha influido, que la admiro y la quiero. Ella es una motomami (ríe). Mi abuela es una motomami, mi madre igual y yo soy una motomami por ellas", declaraba.

"Para mí motomami es una energía femenina. Es la palabra que mejor encontré que reflejaba esa dualidad de sonido que puedes encontrar en el disco. [...] Moto en japonés significa 'más duro, más fuerte'. Y mami es la figura de la madre, la mujer como fuerza creadora de la naturaleza. No sé qué hay más fuerte que la capacidad de dar vida. Estoy celebrando eso", añadía.

Y, de nuevo sobre su abuela: "Es una mujer que ha sido capaz de crear una familia, una familia unida, y es una persona muy afectuosa. Es realmente como la descripción de una abuela. Mi abuela es muy abuela. Jo, ojalá yo sea como ella de mayor. Yo la admiro. Es una mujer muy alegre, siempre canturrea, y me ha dado muchísimo cariño. Le gustaba mucho Pavarotti, me lo ponía en casa. Le gusta mucho cocinar. Es una persona que le gusta mucho compartir. La admiro mucho, sí".

Lea también: Necesitamos el mundo que recuerdan los abuelos

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

REL te recomienda