Lunes, 21 de junio de 2021

Religión en Libertad

Blog

Tu Matrimonio como Dios lo pensó.

Con humillalegría. Comentario para Matrimonios: Lucas 1, 46-56

por ProyectoAmorConyugal.es

EVANGELIO

El Poderoso ha hecho obras grandes por mí.
Lectura del santo Evangelio según san Lucas 1, 46-56

En aquel tiempo, María dijo:
«Proclama mi alma la grandeza del Señor, “se alegra mi espíritu en Dios, mi salvador; porque ha mirado la humillación de su esclava”.
Desde ahora me felicitarán todas las generaciones, porque el Poderoso ha hecho obras grandes por mí: “su nombre es santo, y su misericordia llega a sus fieles de generación en generación”.
Él hace proezas con su brazo: dispersa a los soberbios de corazón, “derriba del trono a los poderosos y enaltece a los humildes, a los hambrientos los colma de bienes y a los ricos los despide vacíos.
Auxilia a Israel, su siervo, acordándose de la misericordia” - como lo había prometido a “nuestros padres” - en favor de Abrahán y su descendencia por siempre».
María se quedó con Isabel unos tres meses y después volvió a su casa.

Palabra del Señor.

Para ver los próximos RETIROS Y MISIONES pincha aquí:  http://wp.me/P6AdRz-D1

Con humillalegría.

Me encanta el Magníficat, porque nos muestra el interior del Corazón de María, abierto de par en par.
Dios siempre me está mirando, pero se fija especialmente en mí cuando soy humillado, en mi pobreza o en mi necesidad. Es normal ¿No presto especial atención a mis hijos en esas circunstancias? Pues Él es Padre. Pero cuánto me cuestan las humillaciones, quizás es lo que menos soporto y, sin embargo, es en esos momentos en los que tengo los ojos de Dios puestos en mí. Cuando mi esposo no me tiene en cuenta, cuando se olvida de lo que me gusta, cuando ni me mira, cuando le presta más atención al móvil que a mí… Todos esos momentos en los que me siento ninguneado y otros en los que además soy despreciado, hacen que Dios se fije en mí. Así que, a partir de ahora, se alegrará mi espíritu en Dios, también en esos momentos.

Aterrizado a la vida matrimonial:

Juan: Cariño, ¡Cuánto te quiero!. ¿Vamos a hacer el amor esta noche? Hoy se puede!!
Reme: (Piensa: Le pedí ayer que bajase la basura y no la ha bajado. Ha estado toda la noche con el whatsapp, le he dicho ya tres veces que quiero hablar con él y ni caso, me ve que estoy agotada y no sale de él llevar los niños al cole mañana… Se lo he tenido que pedir… Eso sí, ha llegado la hora de acostarnos y me pide unirnos en el abrazo conyugal… ¿Pero es que no ve que estoy súper cansada? ¿Es que solo piensa en él? Me siento utilizada, solo se acuerda de mí para lo que le interesa… Pero bueno, Señor. Yo sé que ahora estás Tú conmigo, fijando tus ojos especialmente en mí, y quieres que mi espíritu se alegre en Ti).
Juan: ¡Ey! Te has quedado muy pensativa... ¿No estás deseando hacerte una conmigo?
Reme: ¡Claro que sí! Juan, me encanta acogerte en mí y fundirme contigo.
(Y gracias a estas actitudes, el Poderoso pudo hacer obras grandes por ella)

Madre,

Me encanta cómo transmites tu amor a Dios, me encanta tu alegría, tu fe ciega. Llévame en tu Corazón, Madre, para que aprenda a amar a mi esposo como Tú amas. Por Jesucristo Nuestro Señor. Amén.

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

REL te recomienda