Sábado, 02 de julio de 2022

Religión en Libertad

Blog

¿Por qué los Testigos de Jehová prohíben la Transfusión de Sangre?

por Convertidos Católicos



Pero, ¿en base a qué fundamento bíblico  realizan esta prohibición?

Ellos se basan en tres textos bíblicos fundamentalmente : Génesis 9,4 Levítico 17,11.14 y Hechos 15,28-29. De esta forma,  ellos impiden que sus miembros aun en peligro de muerte soliciten una transfusión de sangre pues creen se trata de un mandato divino y no deben profanarlo. 

¿La Biblia realmente prohíbe las Transfusiones de sangre?
 
Curiosamente ellos comen el sebo de los animales, y prohíben sin embargo la sangre. Sabemos que el sebo estaba prohibido en el AT (éxodo 23,18 y Levítico 4,31). Luego entonces podemos preguntarnos porque prohíben una cosa y comen otra incumpliendo así la ley del AT? Realmente no son congruentes con sus doctrinas, otra prueba más de los errores que profesan.
 
Las citas que ellos usan Génesis 9,4 Levítico 17,11.14 son parte de la ley ceremonial de Moisés, y sabemos que esto era debido a que se ofrecería la sangre a Dios en los sacrificios del pueblo para el perdón de los pecados (Levítico 17,11). Por tanto, la sangre se usaba como expiación y es por eso que era separada del animal  para luego ofrecerla a Dios. Es cierto también que esta sangre en el AT se identifica con la vida varias veces (Génesis 9,5 Deuteronomio 12,23, Levítico 17,11.12) y como la vida la da Dios Salmo 104,29 se concluye que era prohibido comer sangre. Sin embargo, sabemos que el alma del hombre cuando este muere vuelve a Dios que la dio: Señor recibe mi espíritu (Hechos 7,59) y en el NT se nos muestra claramente que matar el cuerpo no es lo mismo que matar el alma Mateo 10,28. También, si se mata el cuerpo y no el alma, significa que el alma no esta en la sangre, pues si estuviera acá Esteban nunca habría pedido al Señor que la recibiera ni Cristo habría separado el cuerpo del alma en el pasaje anterior.
 
Entonces, el sentido autentico y verdadero de no poder comer la sangre era porque se debía ofrecer a Dios en expiación, pero resulta que ahora en la nueva Ley de Cristo se han terminado todos esos holocaustos pues Cristo ya murió por todos. San Pablo aclaró esto:
Diciendo primero: Sacrificio y ofrenda y holocaustos y expiaciones por el pecado no quisiste, ni te agradaron (las cuales cosas se ofrecen según la ley),
y diciendo luego: He aquí que vengo, oh Dios, para hacer tu voluntad; quita lo primero, para establecer esto último.
10 En esa voluntad somos santificados mediante la ofrenda del cuerpo de Jesucristo hecha una vez para siempre.
Hebreos 10,810
 
De manera que con el sacrificio de Cristo ya no es necesario más holocaustos, expiaciones ni ofrendas por nuestros pecados por tanto esos decretos perecen y desaparecen de la nueva ley (Efesios 2,15 y Colosenses 2, 1319, Hebreos 7,1819).
 
Pero los Testigos de Jehová usan el texto de Hechos 15, 19-29 para afirmar que ese texto prohíbe en la Ley de Cristo comer sangre, y por tanto las transfusiones y es por ello que esa prohibición sigue vigente. Sin embargo, ellos no son conscientes de que eso fue una medida disciplinar y esporádica que se dio en atención a los judíos convertidos, para tener paz y unión entre todos los fieles. Es decir, se puso una medida disciplinar por un tiempo a los gentiles para que los judaizantes, que se convirtieran al catolicismo no les resultara tan chocante el cambio, pues ellos pensaban que había que cumplir todo lo judío incluido la circuncisión para ser salvado (Hechos 15,5).  Esta decisión tomada en el concilio de Jerusalén fue para las comunidades de Cilicia y  Siria (Hechos 15,23) nunca se dice fuera algo universal y perpetuo. Esta prohibición desapareció en el momento que desapareció la causa como vemos por ejemplo en la comunidad de Corinto veinte años después:
 
25 De todo lo que se vende en la carnicería, comed, sin preguntar nada por motivos de conciencia;
26 porque del Señor es la tierra y su plenitud.
27 Si algún incrédulo os invita, y queréis ir, de todo lo que se os ponga delante comed, sin preguntar nada por motivos de conciencia.
1Corintios 10,25-27
 
A los Corintios San Pablo no les aplica el precepto establecido en el concilio, sino que les da libertad de comer de todo y sin preguntar, incluso de todo lo que se venda en la carnicería esto van en el mismo sentido que la enseñanza de Cristo de declarar puros todos los alimentos (Marcos 7,1419).
 
Finalmente hemos de ver que en los tiempos de Jesús y los apóstoles no se conocía el tema de las transfusiones de Sangre. Sabemos por la historia que la primera transfusión de sangre se hizo en el siglo XV, o sea 1500 años después de Cristo y de los apóstoles. Además, debemos ver en esto un acto de amor y caridad hacia el prójimo pues se pone en práctica la enseñanza de Jesús:

En esto hemos conocido el amor, en que él puso su vida por nosotros; también nosotros debemos poner nuestras vidas por los hermanos. 1Juan 3,16
 
Donando nuestra sangre podemos salvar vidas, podemos curar enfermos, y demostramos amor y caridad por el necesitado . En definitiva estamos poniendo un poco de nosotros, para salvar a otro, y esto es lo que el Señor Jesús pide a quienes sean sus discípulos.
 
Muerte de sus miembros a causa de esta prohibición 
 
La mayor parte de los escándalos de esta secta vienen por esta prohibición radical y fundamentalista. Muchos miembros han muerto, y otros han sido condenados a la cárcel por impedir recibieran sus familiares transfusiones de sangre. Aquí os dejo una noticia de los muchos casos que hay sobre este tema:

http://laprensademonclova.com/portal/2015/09/26/impiden-transfusion-a-bebe-herido-y-fallece/
 
¿Es un mandato divino prohibir la transfusión de sangre para dejar morir a un bebe de diez meses? Que pasó con el mandato evangélico de Jesús de dar la vida por los hermanos (Juan 15,13). Esto es un claro ejemplo del fanatismo fundamentalista que se vive en este grupo y de cómo estas creencias pueden llegar a ser mortales.
 
En España pasó algo parecido, en el año 1997 fueron condenados dos testigos de Jehová por negarse a que su hijo recibiera transfusiones de sangre , y al final el niño de 13 años murió.
 
http://elpais.com/diario/1997/07/11/sociedad/868572004_850215.html

Doctrina Cambiante de los Testigos de Jehová sobre las transfusiones

 
( Charles Russell fundador de los Testigos)

Como ocurre en la mayoría de sectas (también mormones, adventistas, etc.) la revelación es cambiante. Por ello, la doctrina sobre la sangre ha sido también cambiante pues inicialmente fue permitida y aceptada. Russell el fundador no habló nada contra ella,  también Rutherford en su revista “Luz y Verdad” de junio de 1934 alaba las transfusiones de sangre. No fue hasta el año 1945 para que en una de sus revistas “La Atalaya”, se enseñara que se debían rechazar las transfusiones de sangre.
 
¿Como es posible que hayan tenido que esperar más de 70 años de su fundación para que se revele esta doctrina y sus fundadores no hayan dicho nada en contra de las transfusiones?
 
La propia biblia nos indica que Dios es un Dios de orden:
 
Porque Dios no es Dios de confusión
1Cor 14,33
 
¿Cómo puede decir primero Dios que hagan transfusiones de sangre y luego prohibirlas? Sabemos por la Biblia que a Dios le gusta el orden no la confusión. Sin embargo, esta revelación cambiante que tienen los Testigos de Jehová lleva al desorden y a la confusión en los miembros y nos muestra lo muy alejados que se encuentran de la verdad Bíblica.
 
Como católicos, sabemos que la revelación terminó con la muerte del apóstol San Juan y por tanto ya no hay nuevas revelaciones y así lo enseña el Catecismo también:
 
66 "La economía cristiana, como alianza nueva y definitiva, nunca pasará; ni hay que esperar otra revelación pública antes de la gloriosa manifestación de nuestro Señor Jesucristo" (DV4). Sin embargo, aunque la Revelación esté acabada, no está completamente explicitada; corresponderá a la fe cristiana comprender gradualmente todo su contenido en el transcurso de los siglos.
(Catecismo Iglesia Católica numeral 66).
 
Dios les bendiga
 
Jesús Urones
5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

REL te recomienda