Miércoles, 24 de abril de 2019

Religión en Libertad

Blog

Reflexionando sobre la Cuaresma

Ver más allá

por La divina proporción

Estamos terminando la Cuaresma, la Semana Santa está muy cerca. Echando un vistazo a lo que han publicado estos días los diferentes portales católicos, puedo afirmar que la Iglesia anda llena de líos mundanos y humanos, pero se olvida de lo sobrenatural.

Les pongo un ejemplo: el Vía Crucis que se celebrará en el Coliseo romano este año. Las meditaciones de las estaciones las ha escrito una religiosa que lleva muchos años denunciando y luchando contra la trata y la esclavitud. No me cabe duda del gran esfuerzo que esta religiosa ha realizado para llevar adelante sus objetivos humanitarios. No me cabe duda que hay muchas personas que le agradecen su trabajo y dedicación. Tampoco me cabe duda que el mundo es un poco mejor gracias a la Hermana Eugenia. Las Hermana Eugenia es una ex misionera en África que creó y trabajo dentro de la asociación ¡No más esclavos!. Sin duda esta religiosa es un ejemplo humanitario de gran valor.

Seguramente sus meditaciones nos hablarán del sufrimiento humano y cómo las personas podemos llegar a ser el peor enemigo de nuestros semejantes. El ser humano siempre ha esclavizado a otros seres humanos y seguirá haciéndolo. El pecado original existe y poco podemos hacer, con fuerzas humanas para superarlo. No sólo hay esclavitud en África. En occidente la esclavitud es una realidad, aunque las herramientas y métodos son lo suficientemente evolucionados como para no nos demos cuenta de ello. Es maravilloso fijarnos en las realidades humanas y trabajar por reducir el sufrimiento de tantas personas, pero no podremos eliminar la semilla del pecado del corazón humano. Mil millones de ONGs no cambian la naturaleza humana, aunque nos induzcan a desviar la vista de lo que realmente es importante: la Gracia de Dios.

Dicho todo esto, no podemos olvidar que la Iglesia la conformamos personas y que como personas de inicios del siglo XXI, estamos marcados por la tensión existente entre postmodernidad y el individualismo. Nos gusta sentir, emocionarnos, antes que profundizar en el entendimiento de la fe. Nos sentimos bien dentro de pequeños reductos sociales donde sentimos comodidad y valoración. Vivimos una cultura-show, en la que los medios nos utilizan para vender información, más o menos verdadera. Las esclavitudes son muchas y podemos verlas cuando lo en nuestra vida lo importante es consumir comunicación y hacernos presentes evidenciando lo que no somos. Actualmente tenemos tantas formas de falsear la realidad y a nosotros mismos, que olvidamos que el alma grita, en nuestro interior, pidiendo humilde trascendencia.

Cada año es más difícil tener espacios de recogimiento y silencio en Semana Santa. Es complicado encontrar momentos en los que mirar a Cristo y dejarnos enseñar por Él. Momentos en que recordar el Evangelio en toda su extensión. Nos queda una semana de Cuaresma. Una semana para orar, dar limosna y ayunar, con el objetivo de nuestra conversión y la del mundo entero. Todo lo demás, puede ser importante, atrayente, mediático o digno de aplauso social, pero dista de ser la Buena Noticia que nos ha legado el Señor para que la comuniquemos la mundo.

 

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Miles de personas se perderán esta noticia si tu no nos ayudas

DONA AHORA