Lunes, 24 de febrero de 2020

Religión en Libertad

Blog

El don supremo del perdón

El perdón es ese proceso que suprime poco a poco esas barreras que hemos creado para ocultar y protegernos de nuestras heridas, y nos permite comenzar a aceptar e incluso a amar a los que nos han herido.
De cada a las heridas, cada uno reacciona de forma diferente. Podemos reaccionar queriendo hacer daño a los que nos han hecho daño a nosotros, o hablar mal de los que han hablado mal de nosotros. Podemos dejar que esas heridas se infecten en nuestro interior, creando una especie de malestar y de insatisfacción perpetua frente a todos y cada uno. Incluso podemos volver la ira contra nosotros mismos, como si nos hubiéramos merecido la herida y el rechazo. Nos dejamos convencer de nuestra falta de valor, de nuestra inferioridad y de nuestra maldad.
El don supremo, el don más grande, es el de poder perdonar. Porque el perdón nos libera de nuestras heridas pasadas (…). Para llegar a ser verdaderamente libres tenemos que hacer el esfuerzo de comunicarnos con los que no amamos, intentar entenderlos y aceptarlos como son. Este esfuerzo es el perdón.
 
Jean Vanier, Acoger nuestra humanidad. P. 148
5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Sin tu ayuda, seguramente mañana no podremos hacer noticias como esta

DONA AHORA