Sábado, 15 de agosto de 2020

Religión en Libertad

Blog

Fundó la primera orden femenina aprobada por la Iglesia consagrada a la educación de la mujer

La Virgen y Santa Juana de Lestonnac

por Victor in vínculis

Hoy, 15 de mayo, es la fiesta litúrgica de esta santa francesa que fue canonizada por el venerable Pío XII, un 15 de mayo de 1949 (sobre estas líneas una foto de la celebración). Se cumplen en este 2020, 380 de su muerte y 120 años de su beatificación por León XIII.

Tomamos estas líneas escritas por las Madres Patricia Vicente y Beatriz Garayalde, de la Orden de Hijas de Nuestra Señora de Talavera de la Reina, en el libro que publicaron en 2013, Lo dijo Santa Juana de Lestonnac (2013). 

El camino interior de Santa Juana de Lestonnac está fuertemente marcado por su amor ferviente hacia la Virgen María. Este amor fue creciendo en ella desde su infancia. Cuando todavía era muy pequeña, ante la falta de afecto de su madre, recién convertida al calvinismo, pidió a la Madre de Dios que también fuera su Madre. Y, en efecto, Ella fue la que guió a la joven Juana por los caminos de la gracia, haciéndola comprender que desde su infancia había sido su hija predilecta. Como fiel hija suya, la tomó por modelo de esposa y de madre, preparándose, providencialmente, para ser la Madre de tantas almas que el Señor le tenía encomendadas en la Orden de Nuestra Señora. De hecho, la Orden de Nuestra Señora, fundada por Santa Juana, nació en la Iglesia, entre otros motivos, para restablecer en los corazones la devoción a la Virgen, reparando el daño causado por la herejía calvinista.

La verdadera devoción consiste en imitar a María

La imitación de María está presente ya entre los consejos que da a sus primeras hijas. Para ella era este el mejor medio de alcanzar la santidad, como lo señala en la carta que escribe a la Señora de Cruzy y a sus compañeras, quienes formarían el convento de Beziers, primera fundación de la Santa en 1616:

El modelo según el cual desean formarse en la santidad, es demasiado digno para imitarse, y su petición demasiado justa para rechazarla. A todas las mujeres, Dios les propone ese ejemplo; en particular, a esta Orden que Él ha querido dedicada a la Madre de las Vírgenes. Su principal ocupación es imitar sus dones, virtudes, considerándola como la más perfecta de todas las criaturas.

Este espíritu mariano no será abandonado por Santa Juana en las cartas destinadas a sus hijas, así, por ejemplo, en la enviada en 1637 a su sobrina e hija en religión, María de Poncastel, escribe:

Te recuerdo muy en particular, y ruego a Dios que os haga a todas según su corazón, verdaderas hijas e imitadoras de las virtudes de su Santa y Sagrada Madre. Ella es el verdadero modelo que debemos tener ante los ojos en todas nuestras acciones, para hacernos perfectas.

Ella que nunca olvidaba a su Madre del Cielo, de la que tantos favores había recibido, no cesaba de repetir:

Seremos hijas predilectas de la Santísima Virgen si nos distinguimos en profesarle un intenso amor imitando al mismo tiempo sus virtudes. Acordaos que Ella, nuestra Madre y Maestra, guardó en su corazón todas las palabras que salían de la boca de su Hijo Santísimo, y a su ejemplo nos pide la puntual observancia de nuestras reglas.

Por supuesto, con esta imitación mariana no sólo las monjas alcanzarían la santidad, pues Santa Juana sabía que este era un arma eficaz para conquistar las almas de las niñas y guiarlas en su santificación (más aún en aquellos tiempos de herejía calvinista) Por ello animaba a sus compañeras diciéndoles:

La decisión manifiesta de honrar, amar, servir e imitar a la Santísima Virgen, sea el medio más poderoso con que os opongáis al error y rechacéis el mal, porque así el ejemplo de vuestras virtudes se convertirá en instrumento más eficaz aún que la misma enseñanza.

Hace unos años escribimos:

https://www.religionenlibertad.com/blog/35587/martirio-santa-juana-lestonnac.html

https://www.religionenlibertad.com/blog/35668/invencion-del-cuerpo-de-santa-juana-de-lestonnac.html

Pedro Requejo y "su" Santa Juana

Pedro Requejo Novoa (Madrid, 1964 -) es un escultor que trabaja sobre todo en bronce. Entre sus obra más conocida está el conjunto de Don Quijote y Sancho ambos sentados en el banco delante del Museo Casa Natal de su autor Miguel de Cervantes en la Calle Mayor de Alcalá de Henares. También, en Alcalá de Henares y en Talavera de la Reina, una escultura orante de San Juan Pablo II.

Para la capilla del colegio Compañía de María de Talavera de la Reina realizó una talla en madera de Santa Juana de Lestonnac con una niña. Se colocó en dicho establecimiento para la fiesta de la Santa Madre del año 2013.

 

5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 680 30 39 15 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Noticias como esta llegan al corazón de miles de personas. Por favor ayúdanos a continuar

DONA AHORA