Este website utiliza cookies propias y de terceros. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Política de cookies.
Los blogs de Religión en Libertad
                    Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Accede a nuestros RSS
Inicio / Blog

De columnas de Hércules, escudo de España y dólares: ¿pero tienen algo en común?

En cuerpo y alma

7 junio 2012

 
            Las famosas Columnas de Hércules son un elemento legendario de origen mitológico, que servían para señalar el límite del mundo conocido, la última frontera para los navegantes del que los romanos bautizaron Mare Nostrum. Bajo el lema “Non Plus Ultra” (ojo, el contrario del que le conocemos hoy día) marcaban el confín del continente y eran dos, una de ellas, la columna norte o Kalpe, situada en el estrecho de Gibraltar, y la otra, Abila, al otro lado del estrecho, en el Monte Hacho en Ceuta o en el Monte Musa en Marruecos, emplazadas en el lugar en el que según la mitología, Hércules habría abierto el Mediterráneo para conectarlo con el Atlántico, de manera parecida a como muchos milenios después el ingeniero francés Lessep lo volviera a hacer para darle esta vez una salida al Mar Rojo y por ende al Indico, pero con muchos menos medios, pues al héroe griego le habría bastado la sola fuerza de sus potentes brazos.
 
Puerta Bisagra (Toledo)
            Acontece que cuando Carlos de Habsburgo, el futuro Emperador Carlos V, Carlos I de España, recibe de su padre en 1506, a sus seis años de edad, el título de Gran Maestre de la Orden del Toisón de Oro y tiene que adoptar, como es norma para acceder al rango, un lema para su gobierno, toma las columnas de Hércules a las que, sin embargo, se les cambia el lema, dejando el “Non plus ultra” en lo contrario, esto es, en “Plus ultra”, “más allá”, bien expresivo de lo que habría de estaba llamada a ser la acción de gobierno del prometedor príncipe.
 
            Por esta vía, el propio Carlos, cuando accede a la más alta dignidad existente sobre el planeta no siendo la del Papa, la de Emperador,  incorpora las columnas al escudo imperial (ver su reproducción en la Puerta Bisagra de Toledo) y con ello a la heráldica nacional española tan afín a la idea imperial de Carlos V, donde adquieren un significado evidente que las vincula a la ruptura de toda frontera mundial con la colonización y evangelización de todo el Nuevo Mundo.
 
 
            Todavía han de rendir sin embargo las columnas, un último servicio al mundo de la simbología, tan insospechado como los anteriores, en este caso a través de la numismática. Y es que en el s. XVIII se empieza a acuñar en América la prestigiosa moneda de plata ocho reales, llamada también columnario de plata y, por su semejanza con la moneda austríaca del thaler, el “thaler español”, un thaler que españolizado en “tálero” acaba dando “dólar”, “dólar español” en definitiva, “Spanish dollar” en el mundo anglosajón.
 
            Dicha moneda fue de frecuente circulación en todos los territorios americanos y particularmente en los más septentrionales, de modo que después de acceder los Estados Unidos a su independencia en 1778, apenas siete años después deciden adoptarla como moneda nacional.
 
            Como se diera el caso de que en el anverso la moneda mostrara las dos columnas del plus ultra flanqueando dos mundos superpuestos con una corona real encima, para simbolizarla y reflejarla sobre el papel, se va adoptando una simplificación de la misma que la reduce al característico $, donde la S representa la orla con el lema, y las barras las dos columnas de Hércules (ver la semejanza del símbolo con la columna derecha de la moneda en la ilustración que se acompaña).
 
 
            ©L.A.
            encuerpoyalma@movistar.es
 
 
Otros artículos del autor relacionados con el tema
 
 
ReL te regala todos los días un trozo de Cielo… pero necesitamos tu ayuda para seguir haciéndolo
Volver arriba
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter
¡No te pierdas las mejores historias de hoy!
Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria
5 COMENTARIOS
¿Quieres comentar?
Desplegar el formulario
Comentario (máx. 500 caracteres - no utilizar etiquetas HTML)

Título (obligatorio)


E-mail (obligatorio)


Clave (obligatorio)
Para mandar comentarios, es necesario estar registrado. Para registrarse pulse aquí
Si ha olvidado su clave, pulse aquí
  
  NOTA: Los comentarios son revisados por la redacción a diario, entre las 9:00 y las 21:00. Los que se remitan fuera de este horario, serán aprobados al día siguiente.
REGISTRO PARA COMENTARIOS
Para comentar las noticias y artículos de Religión en Libertad es preciso registrarse. Para ello sólo es necesario dar un nombre o apodo ("nick"), una dirección real de correo electrónico y una clave. El usuario recibirá en su cuenta de correo electrónico una petición de confirmación. Una vez confirmado el registro, ya podrá introducir los comentarios que desee, sin más que teclear su clave. El nombre o "nick" se mostrará, no así la dirección de correo electrónico.

Religión en Libertad eliminará del registro a todos los usuarios que reiteradamente introduzcan comentarios inapropiados u ofensivos, que en cualquier caso serán eliminados.

CLÁUSULA DE EXENCIÓN DE RESPONSABILIDAD
Todos los comentarios publicados pueden ser revisados por el equipo de redacción de religionenlibertad.com y podrán ser modificados, entre otros, errores gramaticales y ortográficos. Todos los comentarios inapropiados, obscenos o insultantes serán eliminados.
Religionenlibertad.com declina toda responsabilidad respecto a los comentarios publicados.

Comentarios

CARMELA
08/06/2012
URKO, IMPRESIONANTE.
Gracias
URKO
07/06/2012
Breve repaso histórico.
En primer lugar comparto la opinión de Raimundo en su afirmación de que el error de conocer a la figura de ese gran Rey español que fue Carlos I de la casa de Austria - este país sí que era una realidad en aquellos tiempos - como Carlos V de Alemania fue de uno de los dos Menéndez - eso creo al menos -.
Por otro lado Alemania en sí no existía; el centro de Europa estaba poblado de pueblos germanos que a partir del siglo X - concretamente en el año 962 - conformaron lo que se conoció como el Sacro Imperio Romano-Germánico siendo su primer emperador Oto I.
De ese imperio que duró hasta las guerras napoleónicas sí que fue emperador nuestro rey Carlos.
Por último, Alemania como tal data de la segunda mitad del siglo XIX después de la guerra Franco-Prusiana de 1870.
De haber escrito algo erróneo agradecería la corrección.
Gracias
Raimundo Lulio
07/06/2012
A Carmela sobre Carlos V.
Galdós desde luego no es. El funesto invento (Carlos V de Alemania) pertenece a uno de los menéndez (Pidal o Pelayo), creo recordar. Parece mentira porque no se trata de descubrir o de discutir aquí la categoría de ninguno de los dos, fuera de toda duda, pero el mejor escribano, como se dice, hace un borrón. Si algún comentarista lo sabe mejor que yo que nos lo aclare.

Pero de acuerdo plenamente con Carmela. Carlos fue V en cuanto emperador, no en cuanto alemán. Alemania como realidad es algo muy posterior.

thenewpuritan
07/06/2012
Federal Hall.
Que buen artículo, cuando estuvimos en Federal Hall de NY, vimos con sorpresa que se usaban monedas de españolas en la independencia, fue tal la emoción que compramos una de recuerdo. brLa $ del dolar es la cinta del lema de España, que aplicado a los USA tiene todo un significado...
CARMELA
07/06/2012
QUÉ BIEN QUE NO HAYA CAÍDO EN LA TRAMPA QUE NOS HAN ENDOSADO.
Me refiero al término ´´Carlos V de Alemania´´.

Este título le resta el verdadero valor que tuvo el Rey Carlos I de España como Emperador.

Efectivamente, Carlos de Austria fue Rey (Carlos I) y Emperador (Carlos V). El imperio es un término que abarca una autoridad muy superior a lo normal, rey de reyes, por lo que calificar a ´´Carlos V´´ como ´´Carlos V de Alemania´´ es degradarle, porque no fue el emperador de Alemania únicamente, sino de buena parte del mundo conocido. Consecuentemente no es de justicia histórica acotar su poder geográfico.

No estoy muy seguro, pero creo que el error parte de Galdós, que lo mal denominó de esta forma.
RSS   Añádenos a igoogle  Añádenos a Yahoo  Añádenos a Windows Live  Añádenos a Netvibes  Añádenos a Wikio  Añádenos a Bloglines
Luis Antequera
De formación jurídico-económica, profesionalmente hablando Luis Antequera ha trabajado tanto en el mundo de la banca como en el de la enseñanza. Las tres pasiones a las que dedica su tiempo son la literatura, la historia de las religiones y la actualidad socio-política. Ha publicado tres libros, “Jesús en el Corán”, “El cristianismo desvelado” y “Derecho a nacer”. Ha colaborado en diversos programas de radio y televisión. Actualmente es director del programa de radio “Iglesia perseguida”, quincenalmente los sábados a las 15:00 hs., y colaborador del programa “Diálogos con la Ciencia”, los viernes a las 00:00 hs., emitidos ambos en Radio María. En cuerpo y alma ofrece cada día su punto de vista sobre el mundo convulso que vivimos.

Luis Antequera, encuerpoyalma@movistar.es, es autor, editor y responsable del Blog En cuerpo y alma, alojado en el espacio web de www.religionenlibertad.com
ARCHIVO
SEPTIEMBRE 2017

D.Q. Las figuras de Pompeya, Felipe II rey de Portugal, París ¡no arde!, nacen ¡4 nobel de medicina!

De esos animalistas que han matado a unos perros por venganza. O cuando el odio no conoce razón

¿De verdad es la solución "que se vayan de una vez"?

D.Q. Nacen Castilla, Marco Polo y Agatha Christie. Vuelve Bartolomé de las Casas. Elegido Adenauer

D.Q. Jerusalén saqueada. España funda ciudades y universidades en América. Nace Catalina Emmerick

Del buen rollito

De la estrategia para imponer la Ideología del Cambio Climático

D.Q. Dios crea el mundo en el 5509 a.C. Descubierto Juno. Primer metro americano. Nace Pachelbel.
AGOSTO 2017

¿Sabe Vd. cuándo fue decapitado Juan Bautista?

Del origen del luctuoso "minuto de silencio"

Trump mira el eclipse de sol... ¡¡¡sin gafas especiales de mirar eclipses de sol!!!

Hoy, San Luis Rey de Francia, es el día de mi santo

D.Q. Las figuras de Pompeya. Felipe II rey de Portugal. París ¡no arde! Nacen ¡4 nobel de medicina!

¿Pero de verdad son cosas diferentes la seguridad personal y la seguridad nacional?

Jn. 6, 1-3, el versículo que explica como encajan los cuatro evangelios

De los tres atentados que sufrió Jesús antes de ser crucificado

Conozca aquí las veintidós ciudades mencionadas en el Evangelio

D.Q. La batalla de Alcazarquivir hace a Felipe II rey de Portugal. Descubierta la Dama de Elche...

Cuatro breves consideraciones sobre el cese fulminante de un diplomático español

Ver posts de otros meses

JULIO 2017 (7 artículos)

JUNIO 2017 (10 artículos)

MAYO 2017 (11 artículos)

ABRIL 2017 (13 artículos)

MARZO 2017 (10 artículos)

FEBRERO 2017 (14 artículos)

ENERO 2017 (9 artículos)

DICIEMBRE 2016 (14 artículos)

NOVIEMBRE 2016 (14 artículos)

OCTUBRE 2016 (14 artículos)

SEPTIEMBRE 2016 (11 artículos)

AGOSTO 2016 (3 artículos)

JULIO 2016 (8 artículos)

JUNIO 2016 (7 artículos)

MAYO 2016 (3 artículos)

ABRIL 2016 (7 artículos)

MARZO 2016 (4 artículos)

FEBRERO 2016 (16 artículos)

ENERO 2016 (14 artículos)

DICIEMBRE 2015 (16 artículos)

NOVIEMBRE 2015 (13 artículos)

OCTUBRE 2015 (9 artículos)

SEPTIEMBRE 2015 (13 artículos)

AGOSTO 2015 (10 artículos)

JULIO 2015 (31 artículos)

JUNIO 2015 (30 artículos)

MAYO 2015 (31 artículos)

ABRIL 2015 (27 artículos)

MARZO 2015 (31 artículos)

FEBRERO 2015 (26 artículos)

ENERO 2015 (31 artículos)

DICIEMBRE 2014 (31 artículos)

NOVIEMBRE 2014 (30 artículos)

OCTUBRE 2014 (32 artículos)

SEPTIEMBRE 2014 (30 artículos)

AGOSTO 2014 (31 artículos)

JULIO 2014 (31 artículos)

JUNIO 2014 (30 artículos)

MAYO 2014 (31 artículos)

ABRIL 2014 (30 artículos)

MARZO 2014 (31 artículos)

FEBRERO 2014 (28 artículos)

ENERO 2014 (30 artículos)

DICIEMBRE 2013 (31 artículos)

NOVIEMBRE 2013 (29 artículos)

OCTUBRE 2013 (31 artículos)

SEPTIEMBRE 2013 (29 artículos)

AGOSTO 2013 (29 artículos)

JULIO 2013 (31 artículos)

JUNIO 2013 (30 artículos)

MAYO 2013 (31 artículos)

ABRIL 2013 (30 artículos)

MARZO 2013 (31 artículos)

FEBRERO 2013 (29 artículos)

ENERO 2013 (31 artículos)

DICIEMBRE 2012 (31 artículos)

NOVIEMBRE 2012 (23 artículos)

OCTUBRE 2012 (31 artículos)

SEPTIEMBRE 2012 (30 artículos)

AGOSTO 2012 (30 artículos)

JULIO 2012 (30 artículos)

JUNIO 2012 (29 artículos)

MAYO 2012 (31 artículos)

ABRIL 2012 (29 artículos)

MARZO 2012 (29 artículos)

FEBRERO 2012 (29 artículos)

ENERO 2012 (29 artículos)

DICIEMBRE 2011 (30 artículos)

NOVIEMBRE 2011 (30 artículos)

OCTUBRE 2011 (32 artículos)

SEPTIEMBRE 2011 (20 artículos)

AGOSTO 2011 (21 artículos)

JULIO 2011 (23 artículos)

JUNIO 2011 (13 artículos)

MAYO 2011 (30 artículos)

ABRIL 2011 (29 artículos)

MARZO 2011 (30 artículos)

FEBRERO 2011 (26 artículos)

ENERO 2011 (26 artículos)

DICIEMBRE 2010 (30 artículos)

NOVIEMBRE 2010 (30 artículos)

OCTUBRE 2010 (23 artículos)

SEPTIEMBRE 2010 (30 artículos)

AGOSTO 2010 (25 artículos)

JULIO 2010 (27 artículos)

JUNIO 2010 (27 artículos)

MAYO 2010 (23 artículos)

ABRIL 2010 (19 artículos)

MARZO 2010 (21 artículos)

FEBRERO 2010 (24 artículos)

ENERO 2010 (20 artículos)

DICIEMBRE 2009 (24 artículos)

NOVIEMBRE 2009 (25 artículos)

OCTUBRE 2009 (20 artículos)

SEPTIEMBRE 2009 (14 artículos)

AGOSTO 2009 (8 artículos)

JULIO 2009 (11 artículos)

MAYO 2009 (1 artículos)

PortadaVaticanoEspañaAmérica LatinaVida y familia Historias de conversiónHistorias de evangelizaciónOpiniónBlogsVídeosHEMEROTECA
Sobre Nosotros Servicios Legal Síguenos en Facebook
Síguenos en Twitter
Accede a nuestros RSS
Accede a nuestros RSS