Miércoles, 22 de mayo de 2019

Religión en Libertad

Blog

Viernes de cuaresma: ¡toma bocata chorizo!

por Alejandro Campoy

Mañana es primer viernes de cuaresma. Nada de particular para cualquier persona que viva ajena a cualquier cosa que tenga que ver en lo más mínimo con la Iglesia Católica. Así, en cierto colegio se organiza una jornada a favor de no se qué (es que ya ni me interesa ese no se qué) en la que los alumnos van a repartir entre sus compañeros bocadillos de sabroso chorizo... supongo que Revilla, que no están los tiempos para el ibérico, mala suerte.

Una infeliz madre pregunta candorosa si no se va a tener en cuenta que es viernes de cuaresma y no se debe come carne, y obtiene como respuesta una airada exclamación: ¡Sólo faltaría que fuéramos nosotros más papistas que el Papa!. Nada de particular. Todo esto es lo habitual y normal en cualquier centro público de nuestra geografía...

¿Centro público?

¡Oh, no, no se trata del Instituto de Enseñanza Secundaria "Pablo Iglesias", se trata de un colegio concertado de cierta orden religiosa de un lugar de cuyo nombre no quiero acordarme! ¡Y la que no quiere ser más papista que el papa es la directora del colegio!

Algunos chavales han comentado en sus casas que les resulta extraño repartir bocadillos de chorizo un viernes de cuaresma, y alguna ingenua madre incluso se lo ha hecho notar a la directora. Pero eso es porque en todas partes siempre queda algún carca retrógrado, trasnochado y ultramontano que ha cometido la soberana fechoría de tomarse en serio las pocas reminiscencias del paleolítico que aún quedan en la Iglesia Católica ¿habrase visto?

Pues bien, la cuestión viene a ser que algunos padres retrógrados y ultramontanos, muy tontos nosotros, quizás nos replanteemos si hemos escolarizado a nuestros hijos en un centro católico o en un centro "yupi hey", muy molono, moderno y progresista, con campamentos en la playa para hacer "guin surf" y muchas celebraciones de los dias internacionales de la paz, de la igualdad, de la mujer trabajadora o de la leche cuajada con pepinillos en vinagre.

Y la cuestión es que quizás nos planteemos si ya nos hemos cansado de que nos tomen el pelo, si es que nos queda algo, e incluso optemos por llevarnos a nuestros hijos, por ejemplo, a la escuela pública, donde las cosas están más claritas, donde un sí es un sí, un no es un no, lo blanco es blanco y lo negro es negro.

Porque una de las peores cosas para un chavalín es que le digan una cosa y al mismo tiempo la contraria, que le digan que sí pero que no, que le envíen mensajes contradictorios. Y es que es una penita, oiga, pero la Iglesia Católica es o no es, no se puede quedar uno entre dos aguas tratando de caerle simpático al personal o pretendiendo que no se ofendan demasiado, sosteniendo empecinadamente costumbres prehistóricas y disparates mágico-simbólicos, como ése de pretender que un tipo murió y resucitó físicamente hace unos dos mil años... ¡pero oiga, que estamos en el siglo XXI, no persistan en supercherías, por favor!

Cada vez es más evidente que ciertos entornos tuvieron su momento hace algunos siglos, y que hoy día, desgraciadamente, han caído en el acabamiento, como aquella iglesia de Laodicea, presta a ser vomitada. Es triste, muy triste.
5€ Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
10€ Gracias a tu donativo habrá personas que podrán conocer a Dios
50€ Con tu ayuda podremos llevar esperanza a las periferias digitales
Otra cantidad Tu donativo es vital para mantener Religión en Libertad
Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit. Ex facilis officia sapiente recusandae neque, asperiores labore numquam dolorum ut, illo provident voluptatibus.
Si prefieres, contacta con nosotros en el 91 594 09 22 de lunes a viernes de 9:00h a 15:30h
Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter

¡No te pierdas las mejores historias de hoy!

Suscríbete GRATIS a nuestra newsletter diaria

Sin tu ayuda no podremos seguir haciendo noticias como ésta

DONA AHORA